El vicepresidente Pence no cede a las presiones de Trump y asegura que no bloqueará la certificación de los resultados

La presidenta de la Cámara de Representantes de EE.UU., Nancy Pelosi (d), y el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence (i). EFE/J. Scott Applewhite

elDiario.es


2

El vicepresidente de EEUU, Mike Pence, ha publicado una carta en la que asegura que escuchará las objeciones presentadas por los congresistas, pero sostiene que no tiene el poder de rechazar los votos electorales de manera unilateral, tal y como había pedido Trump minutos antes del comienzo de la sesión durante una manifestación en Washington. El presidente saliente del país le ha criticado posteriormente por no bloquear la certificación de los resultados electorales: “Pence no ha tenido el coraje de hacer lo que había que hacer para proteger nuestro país y nuestra constitución”.

“Algunos creen que como vicepresidente, debería aceptar o rechazar los votos de forma unilateral. Otros creen que los votos electorales nunca deberían ser cuestionados en una sesión conjunta del Congreso. Tras un cuidadoso estudio de la Constitución, de nuestras leyes y de nuestra historia. Creo que ninguna de estas visiones es correcta”, afirma Pence en la carta. “Cuando surgen disputas en relación a las elecciones presidenciales, según la ley federal son los representantes del pueblo los que revisan las pruebas y resuelven las disputas a través de un proceso democrático”.

La sesión en el Congreso no ha podido completarse. Manifestantes a favor de Trump han asaltado el Capitolio azuzados poco antes por Trump, que había dado un discurso ante los manifestantes en Washington animándoles a marchar hacia el Congreso, no rendirse y no permitir la victoria del demócrata Joe Biden. Los manifestantes han llegado hasta la sala principal de la Cámara de Representantes.

Antes de que la sesión fue suspendida, el líder de la mayoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, ha pronunciado un duro discurso en el que ha criticado el intento del presidente de revocar el resultado electoral. “Los votantes, los tribunales y los estados han hablado. Si los desautorizamos, dañaría a nuestra república. Si estas elecciones se revocan por meras acusaciones del lado perdedor, nuestra democracia entraría en una espiral de muerte”, ha afirmado. “No hay nada que demuestre una ilegalidad de una escala masiva que hubiese decantado las elecciones”, ha añadido.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats