Ayuso dice a Vox que estudiará una reducción de consejerías si así se garantiza su apoyo a los presupuestos

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso

En agosto se cumplirá un año desde que Isabel Díaz Ayuso fue investida presidenta de la Comunidad de Madrid. Una de las consecuencias de su pacto de coalición con Ciudadanos fue un aumento de las consejerías que pasaron de nueve a trece, con el incremento de direcciones y personas que eso conlleva. Entonces, Vox ya advirtió de que ese aumento de cargos públicos iba en contra del acuerdo que el PP había firmado con ellos. Y ahora la dirigente de la formación de extrema derecha en Madrid, Rocío Monasterio, tiene cómo presionar para blindar su apoyo a las cuentas de 2021 del Ejecutivo madrileño: exigiendo la reducción de consejerías. Este jueves, por primera vez, Ayuso ha respondido a estas exigencias y ha asegurado que estudiará esa disminución si con ello se garantiza el apoyo a los presupuestos.

“Si hay posibilidad de reducir una consejería, lo haré”, ha dicho la presidenta madrileña mientras pedía a Vox que le eche "una mano" para sacar adelante las próximas cuentas. Si trabajan unidos, ha dicho Ayuso en una respuesta parlamentaria a Monasterio este jueves en el Pleno regional, su compromiso estará en eliminar "todo aquel gasto ineficaz", reduciendo consejerías y Administración pública.

No obstante, Ayuso ha matizado que en estos momentos “todos los consejeros están soportando una carga de trabajo inmensa. No creo que haya que hacer una crisis de Gobierno dentro de otra crisis sanitaria”, ha dicho la presidenta madrileña a la líder del partido que tiene en sus manos que el Gobierno de PP y Ciudadanos saquen adelante los próximos presupuestos –los de este año ya han quedado en un cajón para siempre–. “Si esto es una condición para los presupuestos ayúdennos a sacarlos adelante. Échenos una mano. Y si hay posibilidad de reducir una consejería, le doy mi palabra de que la reduciré”, ha continuado la presidenta madrileña.

Monasterio se ha mostrado especialmente molesta con que Ayuso haya acusado a su formación de ayudar al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, lo que ha tildado de "broma". "Los socios de Sánchez los tiene sentaditos en su Gobierno", ha espetado, para al tiempo indicar que Sánchez no es más que "el legado del PP y de Mariano Rajoy". Acto seguido, la portavoz de Vox en la Asamblea ha preguntado a la presidenta si "va a transmitir un mensaje claro a los madrileños o va a ceñirse al guión de Ciudadanos". A la primera parte Ayuso le ha respondido que contestaría a su pregunta pero no a "la perorata" que "no tiene nada que ver" en referencia a la alusión a Mariano Rajoy.

Una selectividad única para toda España

Otro de los momentos del Pleno ha sido cuando la presidenta de la Comunidad de Madrid ha defendido que haya una selectividad "única en toda España" porque la actual es "un agravio para los estudiantes madrileños" que en ocasiones se quedan sin plaza en las universidades de la región. La respuesta de Ayuso nada tenía que ver con la pregunta de la portavoz de Unidas Podemos-IU, Isa Serra, que planteaba cuáles eran las medidas que iba a poner en marcha el Gobierno regional "para evitar la segregación en la educación pública y concertada en la región". “Han puesto todos los medios en convertir la educación en una máquina de la desigualdad”, ha reprochado Serra en su intervención.

En ese punto, Ayuso ha dicho que el discurso de Podemos está "lleno de mantras" mientras que en la Comunidad defienden los principios de libertad y las familias pueden optar al colegio que decidan para sus hijos. La dirigente del PP ha defendido que a la educación concertada van todo tipo de familias, "niños inmigrantes sin recursos o familias acomodadas". Ayuso también ha defendido la segregación por sexos porque, ha dicho, no hay ningún estudio que diga que no funciona.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats