Largo Caballero ya no tiene placa en Madrid

El Ayuntamiento de Madrid empieza a ejecutar la propuesta de Vox para retirar todo rastro de los socialistas Francisco Largo Caballero e Indalecio Prieto de la ciudad. La corporación, dirigida por PP y Ciudadanos, ha ordenado desmontar esta mañana la placa que homenajea al primero, exministro de Trabajo y presidente de la II República, en la Plaza de Chamberí. El monumento estaba situado desde 1981 en la fachada del lugar donde vivió –que ahora forma parte de las dependencias de la Junta de Distrito– y forma parte del Patrimonio Cultural de la capital como uno de los monumentos singulares del Ayuntamiento de Madrid.

"La verdad histórica se abre camino [...] Vox cumple su palabra", ha escrito el concejal de la formación de extrema derecha, Javier Ortega Smith, en Twitter tras el desmontaje de la placa colocada en honor al dirigente socialista, que acabó prisionero en un campo de concentración nazi. La cuenta oficial del partido se ha marcado como "siguiente objetivo" la estatua, vandalizada durante el pasado puente del Pilar con pintadas de "asesino" y "rojos no" reivindicadas por Vox.

La oposición denuncia que la placa se ha desinstalado, como ha avanzado Público, sin que se hayan dado los pasos legales necesarios para hacerlo y llevarán la decisión a los tribunales. "No sabemos quién ha dado la orden. ¿Existe por escrito? ¿La ha dado Almeida? ¿La ha dado el concejal de distrito", se pregunta la portavoz de Más Madrid, Rita Maestre, cuyo partido Más afirma que la iniciativa "tendría que haber pasado por la Junta de Gobierno" y estar motivada por la Ley de Memoria Histórica. Es decir, justificarse por qué puede eliminarse bajo el amparo de esta norma. La coportavoz de la misma formación en la Comunidad, Manuela Bergerot, publicaba un vídeo grabado desde la plaza de Chamberí mientras los operarios procedían a desmontar el monumento. "Hoy comprobamos que el vandalismo que Vox hace en las calles amenazando delante de una escultura, el PP lo ejecuta desde las instituciones", denunciaba.

"Desconocemos que exista un acuerdo firme de la Junta de Distrito y de Gobierno. Si esto es así, es un acto vandálico y denunciaremos esa retirada ilegal", ha precisado, por su parte, el portavoz del grupo socialista, Pepu Hernández, que señala que se trata de un "nuevo acto de las tres derechas" y una "nueva concesión a las exigencias de Vox". Hernández sostiene que una decisión de tal calado requiere de un "acuerdo firme" del Gobierno o de una autoridad": "El acuerdo en este caso no es firme en el acta porque no se ha publicado".

El alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida, aseguró que los cambios en el callejero y en otros símbolos debían pasar por una tramitación administrativa, pese a su equipo inicialmente pretendía retirar las insignias sin un informe histórico previo. A preguntas de este medio, el Ayuntamiento de Madrid no ha respondido, de momento, qué tipo de procedimiento respalda la decisión.

La orden para retirar el monumento de conmemoración se ha dado solo tres días después de que aparecieran con pintadas de "asesinos" y "rojos no" sendas esculturas de los dirigentes socialistas Francisco Largo Caballero e Indalecio Prieto en Nuevos Ministerios. Las acciones vandálicas fueron reivindicadas en la cuenta oficial de Vox, desde donde el partido lanzó un "primer aviso" al Gobierno de España para que derogara la ley de Memoria Histórica. Este jueves ha remitido un segundo mensaje, idéntico en redes sociales.

La iniciativa, presentada por la extrema derecha en el Ayuntamiento de Madrid, en la que se sustenta la eliminación de la placa ha sido rechazada por más de 200 historiadores, entre ellos Paul Preston, al sostenerse sobre "clichés de la propaganda franquista", según los expertos.

La placa se colocó en 1981 en la antigua fachada de la casa donde vivió el expresidente de la II República con el acuerdo de todos los grupos municipales (PSOE, UCD y PCE). La iniciativa, propuesta por el exalcalde Enrique Tierno Galván, se aprobó por unanimidad. La obra fue realizada por el famoso escultor José Noja Ortega, también autor de la estatua del propio Largo en Nuevos Ministerios, y de otras placas, como las dedicadas a Julián Besteiro o a Pablo Neruda. Cuarenta años después, y coincidiendo con el 151 aniversario de su nacimiento, el Ayuntamiento de Madrid la ha borrado.

Etiquetas
Publicado el
15 de octubre de 2020 - 13:39 h

Descubre nuestras apps

stats