eldiario.es

9

Rajoy pasa de puntillas por la corrupción y se felicita por la recuperación económica

En la clausura de la Intermunicipal de Murcia, Rajoy ha hablado de "algunas cosas que se han producido en los últimos tiempos y que no nos gustaría que se produjeran", en referencia a los casos corrupción, y ha dicho que el PP está "tomando decisiones" 

Su discurso se ha centrado en los logros de su gestión económica y en la defensa de la nación española frente al referéndum catalán

Rajoy en la Intermunicipal del PP, entre Alberto Garre y Javier Arenas / PSS

Rajoy en la Intermunicipal del PP, entre Alberto Garre y Javier Arenas / PSS

Mariano Rajoy ha hecho acto de presencia en la clausura de la Intermunicipal del PP para repasar los logros de su partido, para elevar la moral de los suyos y para sacar pecho ante las buenas noticias conocidas el jueves pasado, que en opinión del presidente del Gobierno, "como son buenas no salieron demasiado" en los medios de comunicación: los datos de crecimiento económico y los de la Encuesta de Población Activa del tercer trimestre del año.

"Ya llevamos muchos meses seguidos de crecimiento, mientras otros grandes países de nuestro entorno no crecen o están en recesión", ha dicho Rajoy, quien también ha vaticinado que "al final del año seremos, si no el país que más crece de la zona euro, uno de los que más, y el que más crece de los países grandes de Europa".

En su discurso, de poco más de media hora de duración, Rajoy ha intercalado unas frases breves dedicadas a los asuntos de corrupción que han sacudido la actualidad durante esta semana, entre las alabanzas al sistema de sanidad pública de España y el referéndum convocado por la Generalitat de Catalunya: "Ya sé que se han producido algunas cosas en los últimos tiempos que no nos gustaría que se produjeran, pero estamos tomando decisiones, y la Justicia está actuando. Dejémosla trabajar, pero unas pocas cosas no son 46 millones de españoles ni el conjunto de España. Yo, desde luego, eso no lo voy a aceptar nunca por más que a algunos les guste hacer según qué cosas".

A renglón seguido, Rajoy ha usado como transición entre asuntos el "pero yendo a la mayor", y se ha extendido en condenar el referéndum catalán, del que ha dicho que "no se va a celebrar". En ese momento el presidente del Gobierno ha sido interrumpido por el aplauso más largo de su intervención.

En relación a ese hecho, Rajoy ha querido resaltar que "España es una democracia y es un Estado de Derecho", y ha añadido que "todos, y más los que tienen responsabilidades de gobierno, tienen como primera obligación cumplir la ley". "Lo que estoy viendo es un acto profundamente antidemocrático -ha dicho- en el que los miembros de las mesas van a ser voluntarios, y en el que los que hacen las papeletas y las cuentan y las ponen nadie sabe dónde, son aquellos que están en una determinada posición, y donde no se le quiere dar a nadie instrucciones por escrito, trasladando así la responsabilidad a los funcionarios públicos en un acto mezquino que no tienen por qué soportar". Mariano Rajoy ha rematado el asunto catalán con una proclama: "En España, mientras yo sea presidente del Gobierno, se va a cumplir la ley".

En su discurso, Mariano Rajoy también ha tenido palabras de alabanza al PP de la Región de Murcia -"algo habrá hecho bien en estos veinte años", ha apostillado con ironía- y ha agradecido su labor al expresidente Ramón Luis Valcárcel, "flamante vicepresidente del Parlamento Europeo", y a Alberto Garre, actual presidente de la región, al que le ha confesado que le gustaría tener mucho dinero para poder satisfacer todas las peticiones de Murcia: "Hace mucho tiempo, que el PP ganara unas elecciones en la Región de Murcia era impensable, pero en estos veinte años el PP y Murcia han hecho la mejor alianza posible".

"Me ha gustado siempre ir a la mayor"

El presidente del Gobierno ha dicho de sí mismo que le gusta "ir siempre a la mayor, en la política y en todas las facetas de la vida", y por ese motivo ha dedicado gran parte de su discurso a recordar que hace pocos años en Europa se hablaba "de cuándo se iba a rescatar a España y de la prima de riesgo", mientras que hoy se preguntan "si vamos a crear empleo a mayor velocidad de lo que lo hacemos y si vamos a crecer más". En su opinión, ese cambio de debate se ha producido por la acción del Gobierno, por el gran esfuerzo de los ayuntamientos "que han ahorrado 9 mil millones de euros", y por el de todos los españoles, que según Rajoy "han vuelto a estar a la altura de las circunstancias". Para el presidente del Gobierno, el PP ha tenido que llevar a cabo todas las reformas necesarias "sin el apoyo de ningún partido de la oposición", con el fin de "seguir manteniendo los servicios públicos, las prestaciones por desempleo y la educación pública".

Entre las "necesarias reformas estructurales" acometidas por su partido "para corregir los desequilibrios de la economia española", Rajoy ha citado la reforma laboral, la Ley de Estabilidad Presupuestaria, la Ley de Educación y la Reforma Energética, además de defender el rescate a la banca argumentando que el Gobierno podía "dejar que los bancos quebraran", poniendo así en riesgo los ahorros y los fondos de los españoles, "o solicitar a la Unión Europea un crédito a diez años y a 0,5% de interés". "Fue un acuerdo muy duro", ha dicho Rajoy, "pero en el último test de estrés que el BCE les ha hecho a las entidades financieras europeas, el sistema financiero español está estupendamente, y eso es capital para profundizar en la recuperación de la economía española", ha añadido.

"No hemos perdido los pilares del estado del bienestar"

El presidente del Gobierno ha adoptado su tono más llano cuando ha afirmado que ahora que tiene "la oportunidad de andar más por ahí... Es que eso de la alta velocidad no existe en casi ningún sitio del mundo, ni las infraestructuras de ferrocarril, ni de autopistas, ni de aeropuertos". Según Rajoy, España "tiene empresas que están haciendo el Canal de Panamá y la alta velocidad entre la Meca y Medina", y en su opinión, "es una nación con un Estado del bienestar, y hay países que están a la cabeza del mundo y que gastan cero en pensiones, cero, mientras España se gasta el 40% de su presupuesto". Al respecto de la sanidad, Rajoy ha dicho que en los últimos días "hemos visto cómo en algún lugar del mundo, cuando una persona cae enferma, se le piden 500 mil dólares para entrar en el hospital, y aquí eso no lo hacemos".

En su baño de optimismo, Rajoy ha citado datos tan variados como los del turismo, los de la cantidad de alumnos Erasmus que eligen España para sus estudios o el hecho de que nuestro país haya entrado en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, pero también datos históricos al respecto de que "España es la nación más antigua de Europa". "No nos conformamos, queda mucho por hacer", ha añadido Rajoy, como la reforma fiscal o conseguir "que todos los españoles puedan trabajar". También ha anunciado que "el 1 de enero le vamos a bajar el IRPF al cien por cien de los españoles porque ahora se puede, y no cuando perdíamos 70 mil millones de euros de recaudación". "En contra de lo que dicen algunos -ha enfatizado el presidente del Gobierno-, hemos tomado decisiones difíciles sin perder los pilares del estado del bienestar". Por eso, ha concluido su discurso arengando a los suyos: "Os pido que habléis bien de España. Del Gobierno no, de España".

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha