eldiario.es

9

Puigdemont queda en libertad tras declarar ante el juez a la espera de la decisión de Bélgica sobre su entrega

El expresident de la Generalitat se puso a disposición de la Policía belga "voluntariamente" y en compañía de sus abogados en el día de ayer

Puigdemont no puede salir del país sin autorización y debe estar siempre localizable: el 29 de octubre será la vista sobre la ejecución de la euroorden 

Bélgica pregunta al Tribunal Supremo sobre la inmunidad de Puigdemont y Llarena contesta que no es europarlamentario y que así lo puede acreditar Estrasburgo

El juez Pablo Llarena había vuelto a pedir la detención de Puigdemont porque la sentencia del procés "refuerza su responsabilidad" en el 1-O

59 Comentarios

Puigdemont, en libertad sin fianza con condiciones tras comparecer en ante la justicia belga

Puigdemont, en libertad sin fianza con condiciones tras comparecer en ante la justicia belga. EFE

El expresident de la Generalitat Carles Puigdemont se puso ayer jueves a disposición de la Policía belga para responder a la orden de detención y entrega cursada por el Tribunal Supremo una vez notificada y hecha pública la condena del 1-O. Puigdemont ha permanecido bajo custodia de las autoridades belgas hasta esta mañana, después de comparecer ante un juez, que le ha puesto en libertad sin fianza a la espera de que se resuelva la Orden de Detención y Entrega (OED) dictada por el magistrado instructor, Pablo Llarena. El 29 de octubre se celebrará la vista sobre la petición de entrega en Bruselas.

"Tal como anuncié", ha dicho Puigdemont, "siempre he estado a disposición de la justicia belga. Ayer [por el jueves] me puse a disposición de la Justicia belga, la policía me condujo a comparecer ante el juez y el juez acaba de dictar las condiciones de mi libertad: sin fianza, con posibilidad de salir de Bélgica con su permiso, fijando mi residencia donde hasta ahora y estando a disposición para lo que se me requiera porque ahora comienza el proceso que deberá acabar en una Corte de Justicia belga que tendrá que decidir sobre la petición".

"Desde ayer por la mañana no he estado conectado, como puede imaginar, y acabo de salir", ha respondido al ser preguntado por los altercados en Barcelona: "Desde ayer por la mañana no estoy siguiendo nada por razones obvias, y voy a tomar el pulso de las últimas horas con mi gente y mi familia. Llevo bastantes horas desconectado de lo que ha pasado, pero mi experiencia de estos diez años de grandes movilizaciones no ha habido ningún incidente".

"Siempre dije que estaba a disposición de la justicia belga, se ha especulado mucho, pero hemos hecho lo que dijimos que haríamos", ha proseguido. El expresident ha decidido comparecer de forma "voluntaria" para seguir "todos los pasos oficiales que acompañan al procedimiento" y se ha opuesto a su entrega a España, según ha informado su oficina de forma posterior.

La Fiscalía de Bruselas ha explicado que "Puigdemont se presentó voluntariamente el 17 de octubre por la mañana ante la policía federal de Bruselas, y fue arrestado. En presencia de sus abogados, fue notificado oficialmente de la orden de arresto europeo. De acuerdo con el procedimiento belga, la oficina del fiscal preguntó a un juez instructor por la ejecución de la euroorden. Ayer por la tarde, fue tomado declaración por el juez instructor del tribunal flamenco de Bruselas. La declaración de Puigdemont fue interrumpida al final de la tarde para hacer algunas verificaciones [sobre la inmunidad de Puigdemont como eurodiputado electo]".

"Puigdemont no aceptó la extradición", ha relatado la Fiscalía, "y el juez decidió ponerlo en libertad con condiciones: que no pueda dejar el país sin autorización y esté siempre localizable. La vista sobre la ejecución de la orden de arresto queda fijada para el 29 de octubre".

La Fiscalía también ha revelado que ya ha recibido la solicitud de detención y entrega traducida "antes de lo previsto", después de exigirlo a España el martes.

El político catalán aseguró este martes en Bruselas que ya preveía que se fuera a reactivar la euroorden después de la sentencia del procés. Sin embargo, dijo que la Justicia española tendría que explicar por qué ahora solicita la extradición por un delito distinto al de las anteriores ocasiones cuando "los hechos son los mismos". 

Puigdemont insistió que está "a disposición" de la Justicia belga, donde hay "una auténtica separación de poderes". El expresident señaló que durante años el Estado ha hablado de "una falsa acusación de violencia" de la que se ha servido para "violar los derechos políticos de muchas personas".

Reactivada la orden por sedición y malversación

El juez Pablo Llarena pidió el lunes que se reactivase la orden europea de detención por los delitos de sedición y malversación de caudales públicos y considera que la sentencia del procés es un "elemento de refuerzo" de la responsabilidad del expresident en el 1-O. El magistrado accedió a la petición de la Fiscalía, que consideró que la aclaración de hechos que hace la sentencia acaba con las dudas en el plano internacional. 

El auto de Llarena recordaba que si la sola imputación fue propiciatoria de la huida de algunos de los presuntos responsables y justificaría por sí misma la orden de detención, las condenas pronunciadas contra los encausados por el 1-O no evadidos propicia el riesgo de que a partir de ahora los prófugos busquen reforzar su huida refugiándose en países que no formen parte de la Unión Europea y, por tanto, que no hayan asumido el compromiso de cooperación que rige en la Unión.

Según expone el juez en su escrito, la sentencia parte de los hechos que el auto de procesamiento imputaba a todos los procesados, lo que se refuerza con una significativa cercanía entre la aportación concreta atribuida al condenado Oriol Junqueras y el procesado en rebeldía Carles Puigdemont, de lo que puede concluirse -más allá de lo que resulte en su día del juicio oral que llegue a celebrarse- que los indicios racionales de criminalidad que apuntaba la instrucción y que se reflejaron en el auto de procesamiento, no sólo persisten, sino que cuentan hoy con una sentencia que opera como elemento de refuerzo respecto del pronóstico de responsabilidad del fugado. El juez Llarena obvia que el auto con el que concluyó su instrucción señalaba a los condenados como presuntos responsables de un delito de rebelión. 

Llarena responde a Bélgica sobre la inmunidad 

Por otra parte, el Tribunal Supremo ha anunciado que el juez instructor del 1-O, Pablo Llarena, comunicará "de forma inmediata" a las autoridades belgas que Carles Puigdemont no tiene inmunidad porque no es miembro del Parlamento Europeo, ya que carece de dos requisitos "imprescindibles" para haber adquirido esa condición: haber acatado la Constitución Española ante la Junta Electoral Central, como exige el artículo 224 de la Ley Orgánica de Régimen Electoral General; y haber tomado posesión del escaño.

El juez Llarena explicará en un escrito que en cualquier caso la confirmación de que Puigdemont no es miembro del Parlamento Europeo puede instarse directamente a la Eurocámara. Las autoridades belgas elevaron una consulta en tal sentido el jueves por la noche.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha