Ciudadanos y PP rechazan apoyar una moción de censura contra un alcalde del PSOE expulsado por presunta corrupción

El PSOE de Linares pide la dimisión del alcalde tras su expulsión y anuncia una moción de censura

Ciudadanos vuelve a demostrar que las mociones de censura no van con ellos. La semana pasada ya rechazaron apoyar la moción planteada en el Ayuntamiento de León por los socialistas contra el alcalde del PP, Antonio Silván, involucrado en el 'caso Enredadera' tras descubrirse que llamó al cabecilla de la trama, José Luis Ulibarri, para informarle en directo de un procedimiento de adjudicación.

Ediles del PSOE en Linares dejan sus delegaciones y defienden moción de censura tras la expulsión del alcalde del partido

En esta ocasión, se niegan a respaldar otra moción de censura planteada en Linares, Jáen, también por el PSOE, pero contra su propio alcalde, Juan Fernández, al que han expulsado del partido por "tres faltas muy graves", entre ellas la presunta apropiación indebida de dinero del grupo municipal.

Ciudadanos se ha alineado con el PP, que también se niega a que prospere la iniciativa pese a tratarse de un presunto caso de corrupción, una lacra que ambos partidos aseguran combatir.

Hace unos días, la Comisión Ejecutiva Municipal del PSOE de Linares exigió a Fernández que presentara su dimisión inmediata como alcalde de la ciudad "para garantizar la gobernabilidad y la normalidad en la actividad del Ayuntamiento". "En estos momentos, Fernández está inhabilitado política y éticamente para seguir al frente de la Alcaldía por la gravedad de los hechos", han declarado en un comunicado los socialistas. 

Desde la dirección socialista de Linares aseguran que "se considera probado que desde el año 2013 se detraía 1.700 euros mensuales de una cuenta del partido sin que quedase justificado el destinatario, el destino ni la finalidad de dichos importes, sin ser contabilizados ni reflejados en la contabilidad de la Agrupación. Los fondos de esa cuenta se tramitaban según indicación de Juan Fernández". Junto a Fernandez, el partido también expulsó al concejal Joaquín Robles.

El alcalde niega todo y mantiene el bastón de mando

El alcalde, sin embargo, asegura que esa cantidad económica de la que le acusa el PSOE de haberse llevado del partido, fue "una compensación económica que se le asignó, a propuesta de Pilar Parra -otra de las concejales del grupo- , ya que su sueldo era notablemente inferior que el de otros miembros del partido, siendo alcalde de Linares".

Fernández se ha negado a dimitir y, como consecuencia, los miembros de toda la corporación municipal del PSOE han dejado sus cargos. Los socialistas creen que el resto de los grupos deberían apoyar la moción de censura ante un caso de presunta corrupción como este.

El Ayuntamiento de Linares está formado por seis grupos municipales. El PSOE contaba con diez concejales, ahora ocho tras las dos expulsiones; el PP tiene seis; dos Ciudadanos; los independientes de CILUS otros dos; uno Izquierda Unida; y el grupo de no adscritos que contaba con cinco, cuenta ahora con siete ediles al recalar allí los dos expulsados del PSOE. 

Para que la moción salga adelante, el PSOE necesitaría el apoyo de trece de los concejales, por lo que tendrían que contar con cinco concejales más de los que ahora tiene. Los concejales no adscritos, al abandonar sus primitivos grupos, pierden el derecho a votar estas mociones.

El PP y Ciudadanos dejan claro su 'no' a la moción

La portavoz popular, Ángeles Isac, ha argumentado que es una moción "presentada por el PSOE contra el PSOE", a cuya corporación municipal acusa de ser "un pollo sin cabeza" tras el abandono de sus cargos.

Por su parte, Salvador Hervás, portavoz de Ciudadanos, también se niegan a respaldar la moción por considerar que es "un tema interno de PSOE" cuyo proyecto para Linares considera "agotado". "Son capaces de detener el funcionamiento de Linares para seguir jugando a su juego de tronos", ha criticado el portavoz naranja, que acusa a los socialistas de haber "salido corriendo", tras llevar a Linares a una mala situación socioeconómica.

El PSOE también lamenta que tampoco apoye la moción el único edil de CILUS, Javier Bris, al considerar este que "no beneficia para nada la estabilidad del Gobierno local, sino todo lo contrario". Bris rechaza "el baile de sillones que pretende el PSOE". La representante de IU en el Ayuntamiento, Selina Robles, todavía no se ha pronunciado sobre si respalda o no a la moción.

Etiquetas
Publicado el
16 de agosto de 2018 - 14:45 h

Descubre nuestras apps

stats