Sánchez reconoce que el rey emérito debería dar explicaciones

Pedro Sánchez saluda a los reyes el 12 de octubre.

Irene Castro


21

Pedro Sánchez eleva el tono ante los escándalos del exjefe del Estado en un momento en el que la Fiscalía ha apuntado al archivo de la investigación sobre su fortuna sin llegar a denunciarle. El presidente del Gobierno ha admitido que el rey emérito debería dar explicaciones. “A mi juicio sí. Sería conveniente que el rey Juan Carlos dijese, efectivamente, cuál es su opinión sobre todo estos hechos que son informaciones perturbadoras”, ha sentenciado en una entrevista en La Sexta.

El Gobierno se fija como reto inminente tumbar la reforma laboral tras aprobar las cuentas más expansivas

El Gobierno se fija como reto inminente tumbar la reforma laboral tras aprobar las cuentas más expansivas

El presidente ha defendido que las noticias sobre el dinero opaco de Juan Carlos I “al final socavan la confianza del pueblo español en las instituciones”. “Esto es muy contraproducente hasta incluso para las cosas buenas que hizo él durante su reinado”, ha afirmado.

En todo caso, Sánchez ha asegurado que la Fiscalía y la Agencia Tributaria han actuado con el exjefe del Estado de la misma forma que lo hubieran hecho con cualquier otro ciudadanos. “No estamos haciendo ningún ejercicio de favoritismo”, ha afirmado. “Todos los españoles son tratados ante Agencia Tributaria, la Fiscalía y el Poder Judicial, si al final eso ocurriere, de la misma manera”, ha aseverado Sánchez.

El líder socialista no ha ocultado su incomodidad con la figura del exjefe del Estado que, según ha afirmado, tomó la decisión “con la Casa Real” de marcharse a Emiratos Árabes Unidos y ha asegurado que no tiene información sobre su eventual regreso a España. Lo que ha vuelto a manifestar es su apoyo a Felipe VI de quien insistido en destacar “el compromiso de regeneración, transparencia y ejemplaridad”. Hace un año que Sánchez aseguró que Zarzuela estaba trabajando en medidas encaminadas a una mayor transparencia, pero no se consumado por el momento.

Sánchez también se ha pronunciado sobre el acuerdo que han alcanzado este mismo jueves el Gobierno y el PP para renovar órganos constitucionales que tienen su mandato caducado. El presidente lo ha celebrado, pero ha pedido a Pablo Casado que “haga un esfuerzo” para ampliar el acuerdo de renovación al Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y que por ahora está circunscrito a ha celebrado el acuerdo alcanzado entre PP y PSOE para renovar cuatro instituciones con su mandato caducado al Tribunal Constitucional, la Agencia de Protección de Datos, el Defensor del Pueblo y el Tribunal de Cuentas.

“No tiene sentido que desbloquee cuatro instituciones (...) -se lo agradezco, le reconozco el esfuerzo [ha dicho sobre Casado]- y no hagamos lo mismo con el Poder Judicial”, ha expresado. También se ha mostrado esperanzado en que tras este primer acuerdo esté más cerca el del órgano de gobierno de los jueces: “Me gustaría pensar que sí”. “Me gustaría pedirle que no hagamos una lectura de la legalidad ventajista y que, si la Constitución nos mandata cumplir esa renovación del Poder Judicial cada cierto tiempo que son cinco años, también lo hagamos en lo próximos días”, ha señalado.

No obstante, ha descartado cambiar la ley para que los jueces elijan a su órgano de gobierno, como exige el PP. “El PP tiene una minoría amplia”, ha dicho tras recordar que los conservadores han planteado en dos ocasiones esa modificación legal en el Congreso y se ha rechazado. El presidente también ha explicado que los jueces ya proponen nombres para que las Cortes los ratifiquen en la elección del Poder Judicial.

Sánchez, que ha rebajado bastante el tono con el jefe de la oposición tras ese acuerdo, le ha reprochado, no obstante, que le echara en cara los insultos y abucheos que recibió en el desfile militar del 12 de octubre en vez de condenarlos. “Ayer escuchó lo que dice la calle de usted”, le dijo Casado en el Congreso.

“Me parece un error [ha respondido el presidente]. ¿Está avalando el qué? ¿Los insultos a la presidencia del Gobierno?. ”Respeto la libertad de expresión pero los insultos están fuera de la democracia“, ha dicho Sánchez, que ha reconocido que ”en lo personal a nadie le gusta que le insulten“, a pesar de que asume que en ese desfile es habitual que abucheen a los presidentes de izquierdas, tal y como dijo en el Parlamento.

El socialista, que espera que ERC acabe apoyando los presupuestos, ha rechazado las palabras de la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, que ha acusado al Ejecutivo de “robar” a Madrid. “La señora Ayuso, desde hace ya tiempo, viene confrontando con el Gobierno de España en todo. Cada vez que digo A ella dice B; si digo B ella dice A. Esta es una estrategia electoral. Sabe perfectamente que el Gobierno está apostando por Madrid en inversiones pero también en políticas”, ha respondido el presidente, que se ha referido a las becas, las ayudas para vivienda, la dependencia o la sanidad.

Sobre la imputación de la exministra de Exteriores Arancha González Laya por la entrada en España del líder del Frente Polisario Brahim Ghalli, Sánchez ha asegurado que lo hicieron “bien” y ha recordado que la acogida se debió a motivos humanitarios porque se trataba de una persona que iba a fallecer. El presidente confía en que los tribunales les den la razón.

“Ellos sabrán”. Esa ha sido su respuesta sobre el fichaje del socialista Antonio Miguel Carmona por Iberdrola, que no ha sentado bien en el PSOE. “No soy quién para decirle a una empresa a quien tiene o no que contratar”, ha expresado en una entrevista en La Sexta. “Ellos sabrán”, ha repetido antes de rematar: “No soy objeto de ninguna presión ni de ningún lobby”.

Sánchez ha asegurado que se debe a una mayoría social amplia en la que ha incluido a ciudadanos, empresarios, autónomos, trabajadores o la industria. Así, ha asegurado que el Gobierno no aplicará el decreto que recorta los “beneficios caídos del cielo” a las eléctricas que apliquen “precios razonables”.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats