Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

Turquía, el principal valedor de Azerbaiyán en el conflicto contra Armenia

Bakú niega la presencia de mercenarios en Nagorno Karabaj
Estambul —

0

Estambul, 1 oct (EFE).- Ante el recrudecimiento del conflicto entre Azerbaiyán y Armenia en el Alto Karabaj, uno de los mayores enfrentamientos en la región del Cáucaso desde la década de 1990, Turquía se ha postulado como el aliado principal de Bakú.

Bakú niega la presencia de mercenarios en Nagorno Karabaj

Bakú niega la presencia de mercenarios en Nagorno Karabaj

"Apoyamos a Azerbaiyán en el terreno y en la mesa de negociaciones", declaró el Gobierno turco, una postura que contrasta con las llamadas de la comunidad internacional pidiendo el cese de las hostilidades.

El apoyo turco a Bakú se ha comparado con la implicación militar de Ankara en otros países en conflicto, como Libia, Siria o Irak.

"La política exterior turca hace tiempo, al menos cinco años, que ha pasado a la fase de fundamentarse en el poderío militar del país", señala a Efe el analista de política exterior Ilhan Uzgel.

El conflicto armenio-azerbaiyano se remonta a los tiempos de la Unión Soviética, cuando a finales de la década de los 80 el territorio azerbaiyano de Nagorno Karabaj, poblado mayoritariamente por armenios, pidió su incorporación a la vecina Armenia, tras lo cual estalló una guerra que causó unos 25.000 muertos.

El pasado domingo, la enquistada disputa volvió a estallar con nueva fuerza, siendo este enfrentamiento entre las partes el más grave desde la firma de un alto el fuego entre Ereván y Bakú en 1994.

"Turquía no tiene buenas relaciones con Armenia pero en este caso no teme por sus fronteras. El apoyo a Bakú se basa en numerosos lazos culturales y de cooperación comercial, militar y energética entre ambos países (Turquía y Azerbaiyán)", señala Uzgel.

SUPUESTA INJERENCIA TURCA

En los últimos días, funcionarios armenios han denunciado la supuesta injerencia turca en el conflicto, mediante el uso de aviones de combate turcos F-16 y de drones de fabricación turca.

Si bien el gobierno turco ha negado que sus jets F-16 estén operando en la zona del Alto Karabaj, la televisión pública de Turquía TRT ha confirmado la presencia de los aviones no tripulados de fabricación turca.

El parlamento azerí aprobó a finales de junio un acuerdo para adquirir aviones no tripulados de Turquía, aunque no se ha hecho público cuántos drones han comprado ni si se ha realizado la transacción.

Sin embargo, TRT aseguró esta semana que Azerbaiyán estaba usando drones TB2 de la empresa turca Kale-Baykar, un modelo táctico de largo alcance y altitud media que Turquía ha usado en Siria y Libia.

A mediados de agosto, el presidente azerí, Ilham Alíev, declaró que "pronto" Turquía se convertirá en el primer socio de Bakú en cooperación militar, mientras que Ankara alardeó de nuevos acuerdos en el campo de la "educación militar e industria de defensa".

Armenia también ha acusado a Ankara de enviar grupos de combatientes rebeldes desde Siria a Azerbaiyán, información que el gobierno azerí ha negado rotundamente.

ENERGÍA VITAL PARA ANKARA

El gobierno turco anunció una mayor cooperación militar con Azerbaiyán y llamó "invasor" a Armenia a mediados de julio, tras un enfrentamiento armenio-azerí en el Alto Karabaj en el que murieron doce soldados y un civil, según fuentes azerbaiyanas.

En los días siguientes, Ankara y Bakú intensificaron sus encuentros diplomáticos y llevaron a cabo ejercicios militares durante diez días en la autonomía de Najicheván, limítrofe con Turquía.

Por otro lado, "entre sus acuerdos militares y comerciales también hay que destacar la distribución de gas desde el mar Caspio hasta el Mediterráneo", señala Uzgel.

Los enfrentamientos que tuvieron lugar en julio afectaron a la región fronteriza de Tovuz, amenazando un corredor clave de transporte y energía de Azerbaiyán a Turquía.

A través del mar Caspio, mediante unos gasoductos que atraviesan justamente la zona de Tovuz, Bakú suministra a Turquía una quinta parte del gas natural importado.

El principal asesor de política exterior de Alíev, Hikmet Hajiyev, declaró a principios de septiembre que la estabilidad en la región de Tovuz es de "vital importancia" para Ankara y Bakú.

UNA NACIÓN, DOS ESTADOS

El ministerio de Defensa turco mostró en redes sociales su apoyo a Bakú con una fotografía de dos soldados que se dan la mano delante de las banderas turca y azerbaiyana.

"Una nación, dos estados", es el eslogan que ha recorrido las redes sociales, discursos políticos y medios de comunicación para apoyar a Bakú en el conflicto.

Erdogan ha señalado en más de una ocasión que ve a Azerbaiyán como "país hermano" por las raíces lingüísticas, culturales y étnicas que comparten ambas naciones.

Analistas turcos creen que el apoyo a Bakú podría ayudar al partido gubernamental, el islamista AKP, a incrementar la intención de voto entre los sectores más nacionalistas del país.

"Claro que influye, pero por poco tiempo. También para olvidar otros temas, como las tensiones en el Mediterráneo. En un mes volveremos a pensar en el desempleo, en la caída de la lira. Turquía tiene otros problemas", sentencia Uzgel.

Lara Villalón

Etiquetas
Publicado el
1 de octubre de 2020 - 20:02 h

Descubre nuestras apps

stats