La portada de mañana
Acceder
ENCUESTA | El PP agota el impulso de la amnistía y cae su ventaja sobre el PSOE
El Gobierno de Ayuso reclama 400.000 euros a familiares de fallecidos en residencias
OPINIÓN | Si el Supremo lo imputa, el fiscal general debería recordar a Oltra

El Ayuntamiento de Sevilla deja a colegios públicos del centro sin los recursos para organizar la fiesta de fin de curso

Imagen de archivo de una de las fiestas de fin de curso del CEIP Huerta de Santa Marina

Sara Rojas

0

Desde hace años, algunos colegios públicos de Sevilla –que son de competencia municipal– organizan sus fiestas de fin de curso contando con los recursos que proporciona el Ayuntamiento de Sevilla, a través de unas ayudas “en especie” convocadas por los distritos y que incluyen los escenarios o los equipos de iluminación y sonido.

Sin embargo, este año –el primero del Partido Popular de José Luis Sanz al frente de la alcaldía hispalense–, el distrito Casco Antiguo aún no ha convocado las subvenciones de las que dependen cuatro colegios del centro de Sevilla, que ven peligrar un acto tan esperado por el alumnado cuando apenas queda una semana para su celebración.

Las asociaciones de madres y padres del alumnado (AMPAS) interpretan este retraso como una prueba más de la “dejadez” y “falta de diligencias” que le atribuyen al Gobierno de Sanz, tras un año “sometidos a un absoluto abandono” por parte de la delegada de Educación, Blanca Gastalver, según la denuncia suscrita por las cinco AMPAS del Casco Antiguo en un comunicado conjunto. “Lo de la fiesta de fin de curso es la gota que colma el vaso”, resume en conversación con este periódico Julián Moreno, portavoz del AMPA de uno de los centros afectados, el CEIP Huerta de Santa Marina.

Fuentes municipales consultadas por SevillaelDiario.es no aclaran el porqué se ha demorado tanto la convocatoria en este distrito del centro histórico de Sevilla cuando otros distritos de la ciudad resolvieron esta cuestión hace meses. Tanto la delegada de Educación como la responsable del distrito, Amidea Navarro, han rehusado aclarar por qué este año, a diferencia de cursos anteriores, no han librado las ayudas que precisan las escuelas del centro a una semana para la celebración de la fiesta de fin de curso.

El Ayuntamiento no sabe explicar por qué el problema está en Casco Antiguo, mientras otros distritos sacaron la convocatoria en febrero. Ante la insistencia de este medio por encontrar una respuesta, fuentes municipales aseguran: “No hay explicación, no la tenemos, eso se coordina con cada distrito y algunos son más rápidos y otros son más lentos”.

Con todo, afirman estar trabajando “contra reloj” para llegar a tiempo, aunque las familias ya lo dan por imposible, teniendo en cuenta que el curso termina en tres semanas y que las fiestas de estas escuelas están programadas entre los días 13 y 20. “Hemos insistido muchas veces y no nos aseguran que podamos contar con esa ayuda, no podemos montar una fiesta un día antes, necesitamos saber con qué recursos contamos”, apunta en ese sentido la presidenta del AMPA del CEIP Sor Angela de la Cruz, Carmen Solís.

Ante la falta de respuestas y garantías, este y los otros tres colegios afectados–el San Isidoro, el Huerta de Santa Marina y el Jardines del Valle– han optado por seguir adelante con la celebración, aun sabiendo que “va a quedar deslucida”, en aras de no desilusionar al alumnado que lleva todo el curso preparando sus actuaciones para un acto “tan simbólico” como este.

“Vamos a hacerlo a ras de suelo para visibilizar que no tenemos escenario porque el Ayuntamiento no nos lo ha puesto”, explica Julián Moreno, quien considera que este retraso en las ayudas “más importantes de final de curso” refleja precisamente la “dejadez” que dicen haber padecido desde que comenzó el curso por parte de la administración local.

Síntomas de abandono

Otro de los síntomas de la “inoperancia” que le achacan a la delegada de Educación y de la “lentitud” que reprochan las AMPAS del Casco Antiguo a la responsable del Distrito, Amidea Navarro, tiene que ver con que “las subvenciones municipales a los autobuses para excursiones escolares han salido cuando ya no se pueden usar porque ya están pagadas por las familias”.

A ello suman en su denuncia “el caso omiso de la delegada hacia las peticiones, quejas y sugerencias” que le trasladan los centros educativos, así como “la falta de interlocución que existe con ella y con su equipo”. El portavoz del CEIP Huerta de Santa Marina añade a este respecto que la reunión mantenida con la delegada de Educación a principio de curso, y en la que reclamaron mejoras para “situaciones precarias” acumuladas durante años, “no se ha materializado en ninguna medida concreta”.

“La dejadez municipal hacia los colegios del Distrito Casco Antiguo –dicen las familias– va desde la falta de atención en necesidades del día a día, como pueden ser la limpieza y los desbroces, hasta el retraso en las subvenciones y la paralización de las obras del Plan Mejora Tu Barrio”, aun tratándose de proyectos “aprobados y dotados por el anterior equipo de Gobierno y que aún no se han ejecutado después de un año”, como recuerda Carmen Solís, quien señala también que el mantenimiento de las infraestructuras de los colegios –de titularidad municipal– “deja mucho que desear”.

La gota que colma el vaso

Con este telón de fondo, el retraso en la convocatoria de las ayudas relativas a la fiesta de fin de curso ha sido el colmo para las cinco AMPAS del Casco Antiguo, de ahí que decidieran denunciar públicamente una situación que afecta a todos los centros de este distrito, incluido el CEIP Altos Colegios, que es el único que no solicita las subvenciones en especie para ese evento al no realizar ninguna fiesta en horario de tarde desde hace años por las altas temperaturas, según aclara su directora.

En los otros cuatro centros que sí tienen la tradición de poner el broche final al curso con una fiesta vespertina, los niños y niñas siguen preparando sus actuaciones pensando en “ese momento de cierre tan importante para ellos”. Entretanto, el profesorado y las familias –“con las carnes abiertas”– se las ingenian para que los alumnos puedan celebrar su esperada fiesta, aunque no cuenten con los medios necesarios, precisamente, porque la “falta de infraestructuras” que acumulan los centros los hacen depender de unas ayudas que, de momento, no han llegado a tiempo.

Reacción del Ayuntamiento

A raíz de esta publicación, el Ayuntamiento de Sevilla ha emitido un comunicado garantizando que los colegios del Casco Antiguo tendrán los recursos necesarios para celebrar la fiesta de final de curso “en tiempo y forma”. En el escrito se recogen declaraciones de la delegada del Distrito, Amidea Navarro, quien asegura que “ningún alumno del Casco Antiguo de Sevilla se quedará sin celebrar la fiesta de cierre de curso ya que el Ayuntamiento suministrará, como estaba previsto, los escenarios y recursos suficientes a todos los centros educativos que lo soliciten, como viene siendo habitual”.

Etiquetas
stats