eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Cifuentes: caso aislado

Cristina Cifuentes no es un caso aislado, a Cifuentes la aíslan para seguir a lo suyo

26 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Cristina Cifuentes en la entrega de premios de la AVT

Cristina Cifuentes ha dimitido. Falta que dimitan todos los que han vilipendiado la enseñanza pública, igual que han saqueado Madrid, han atacado con amenazas a los periodistas que lo cuentan, han mentido descaradamente o han apoyado a Cifuentes, a sabiendas de que sus chanchullos eran verdad. Solo cuando ha convenido, a Cristina han dejado de darle masaje y le han sacado las cremas.

La propia Cifuentes le ha puesto voz: “Me voy para evitar que la izquierda destruya todo lo bueno que hemos construido”. Bueno, como diría Mariano, “todo es falso, menos alguna cosa”. Cristina no se va. La echan. Sí, para evitar que prospere la moción de censura con el PSOE, Podemos y Ciudadanos. Rajoy ya piensa en otro dirigente del PP que mantenga las “buenas construcciones” de las que habla Cifuentes. Si alguien ha visto algún solar como la Gürtel, Púnica, Lezo, Caja Madrid… Por sus obras les conoceréis.

Cristina Cifuentes dimite con un modus operandi del PP que conviene anotar. Primero se niega la información periodística de eldiario.es, después se apoya al acusado, luego se ataca al medio informativo, después se ordena destrucción masiva de la oposición para que parezca que todos son iguales… Se dice que está en manos de la justicia y se gana tiempo para que la sociedad olvide el caso. Esta vez, como Mariano tenía la espada de Damocles de la moción, le ha dado crema a Cristina hasta que ha visto que no la salvaba ni el mejor reafirmante.

Cifuentes le ha echado cara, pero se la han partido. Ella creyó que bastaba con decir que “el máster es real” y los productos del Eroski se los llevó “sin darse cuenta”, igual que otros aseguran que no saben quién es “M. Rajoy” en los “papeles de Bárcenas”. Muchos oímos ya que había material sobre conductas inapropiadas de Cifuentes, pero faltaba que alguien lo tuviera realmente y lo publicara. Igual que ahora comentan que puede haber más.

Conocido el robo de las cremas a través de “Okdiario”, supongo que saldrá Rafael Hernando a culpar a “los mismos medios que también lincharon a Rita Barberá hasta el final de sus días”. De paso, Rafa tiene pendientes las disculpas y explicarnos por qué renegaron públicamente de Barberá y luego salen a mezclarla con Cifuentes y culpan a los medios de una muerte trágica.

Mucho se les llena la boca con la marca España, pero el daño causado es demoledor. A nuestra Educación, a la cultura del esfuerzo, a la meritocracia, a la confianza en nuestros gobernantes, al valor de decir la verdad… Los mismos que apoyaban a Cifuentes diciendo que había dado “todas las explicaciones” y la estaban “linchando”, son los que ahora venden su renuncia como “lo que tenía que hacer”.

Tiene su miga que la última aparición de Rajoy con Cifuentes fuera dándole dos besos. Fue en la entrega del Premio Cervantes. El “Manco de Lepanto” haría con todo esto una buena novela. Seguramente hablaría de los que siguen teniendo la mano muy larga y de aquellos, como Mariano, que dicen que empieza “una nueva etapa”, mientras siguen al mando los mismos que estaban en otros episodios como la Gürtel. Moraleja: Cristina Cifuentes no es un caso aislado, a Cifuentes la aíslan para seguir a lo suyo.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha