eldiario.es

Menú

Andalucía Andalucía

La Coordinadora Andaluza de ONGD considera "claramente insuficientes" los presupuestos de la Junta

- PUBLICIDAD -

La Coordinadora Andaluza de ONGD considera "claramente insuficientes" los presupuestos de la Junta para 2015 en materia de políticas sociales, y ha propuesto que se aumente progresivamente la ayuda oficial al desarrollo (AOD) en un 0,05 por ciento sobre el volumen total de gastos del presupuesto, lo que significaría unos 10 millones de euros anuales.

La Caongd ha intervenido ante la Comisión de Hacienda del Parlamento andaluz para valorar los cuentas autonómicas para 2015, donde agradeció que tras 21 años, "se normaliza nuestra presencia en la Cámara como reflejo de la voluntad de institucionalizar la apuesta por una política pública de cooperación al desarrollo".

En su intervención, la Coordinadora valora que en el Presupuesto "se dé relevancia a las políticas sociales como la sanidad, la educación o la dependencia, y que éstas representen el 83 por ciento del gasto", pero lo ven "claramente insuficientes" para hacer frente a "las crecientes necesidades de la ciudadanía".

Así, considera que el Gobierno andaluz "debería hacer un mayor esfuerzo para aumentar los ingresos a través de un mayor compromiso fiscal de las rentas más altas y otras figuras impositivas, que parece ser que han sido descartadas".

En este sentido, apunta que el importe global de 29.625 millones de euros "no sirve para afrontar eficazmente las necesidades de una sociedad asfixiada por las condiciones impuestas por los poderes financieros" y lamenta que "no quiera considerarse una apuesta por una lógica impositiva más progresiva en el tramo autonómico del IRPF ni se considera la posibilidad de otros tributos, como los que gravarían a las grandes superficies".

Asimismo, ha recordado que en este proyecto de Ley de presupuestos "no se valora la Iniciativa Legislativa Popular de renta básica de inclusión presentada recientemente por un grupo de ciudadanos y respaldada por multiplicidad de organizaciones sociales, medida sobre la que el propio Parlamento tiene constituido un grupo de trabajo cuyas conclusiones desconocemos".

De este modo, el presupuesto disponible para 2015 "es el mismo que existía en 2014, cuando las condiciones de vida de los ciudadanos más vulnerables continúan empeorando y ya hay más de 3,5 millones de personas en riesgo de pobreza y exclusión social".

En su intervención la Caongd ha aludido al contexto nacional e internacional en el que se inscribe Andalucía, contexto donde "las diferencias entre ricos y pobres está aumentando rápidamente".

En ese contexto, lamenta que "entre 2008 y 2014 España reduce su partida de cooperación en un 80 por ciento, dejándola en niveles de los años 80, y la ayuda de las comunidades autónomas se desploma en un porcentaje similar".

Agrega que en países del entorno, la ayuda al desarrollo "ha tenido un comportamiento muy distinto al de España", de manera que "en el conjunto de países donantes, la ayuda al desarrollo se incrementó en el período 2008-2014 en un 3,4 por ciento, e incluso países muy afectados por la crisis como Portugal o Irlanda han tenido reducciones de sus presupuestos de ayuda oficial al desarrollo mucho más moderadas que España".

CONTRIBUCIÓN SIN GRANDES CAMBIOS

Este colectivo ha apuntado que en 2015 la contribución a cooperación al desarrollo por parte de las comunidades autónomas "se mantendrá sin grandes cambios respecto a los mínimos de 2013 y 2014", de manera que en 2015 se prevé que las comunidades autónomas desembolsen unos 134,83 millones, es decir, un recorte acumulado desde 2008, en que se destinaban 465 millones, de más del 70 por ciento".

Ha indicado que en Andalucía el recorte respecto de 2009 es de más de un 50 por ciento, pasando de 99 millones a los 49,4 actuales, aunque apunta que "aun así, Andalucía será la autonomía con más fondos para cooperación; y, a pesar de que este valor representa la mitad del máximo histórico alcanzado en 2009, hay que reconocer la apuesta por la cooperación realizada por el Gobierno andaluz, que ha levantado esta política desde los paupérrimos 14 millones que se ejecutaron en 2011".

Ha explicado que "en la senda de recuperación se mantuvo en 2013 (44 millones de presupuesto), a lo que ayudó la firma en junio del Pacto Andaluz por la Solidaridad y la Cooperación Internacional que promovimos desde la Caongd", de forma que "gracias a este acuerdo, Andalucía sigue a la vanguardia de la cooperación española, por delante del País Vasco, con 40 millones", aunque reconoce que es Euskadi "la comunidad que con diferencia realiza un mayor esfuerzo, con un 0,38 por ciento sobre el volumen total de gastos del presupuesto autonómico, lo que traducido a ayuda oficial al desarrollo per cápita, supone 18 euros por habitante".

En este sentido, apunta que Andalucía "sigue siendo una de las comunidades con un esfuerzo más modesto, con un 0,13 por ciento de su presupuesto, lo que la sitúa en el puesto número 13 de 17". Agrega que si se mide la ayuda per cápita, "Andalucía solo sube un puesto y se sitúa en el puesto número 12, con una ayuda de tres euros por andaluz al año".

"La gente hoy ha recuperado la indignación con la brecha que separa a las personas ricas del resto, y exige unas reglas más justas", ha aseverado la Coordinadora, para la que "la lucha contra la pobreza no puede estar sometida al albedrío del partido político de turno".

Considera que no se puede demorar más "darle a la cooperación internacional naturaleza de política pública, cuya profunda importancia y urgencia se mantenga fuera de la controversia política partidista".

Para ello, la Caongd propone una hoja de ruta, un pacto a largo plazo "que evite vaivenes presupuestarios como los sufridos en los últimos años y que oriente nuestros discretos esfuerzos en la dirección".

Propone además el "progresivo incremento" de la ayuda oficial al desarrollo en un 0,05 por ciento sobre el volumen total de gastos del presupuesto, lo que significaría "unos 10 millones de euros anuales, lo que podría permitir a Andalucía alcanzar en cinco o seis años índices de ayuda oficial al desarrollo previos a la crisis".

"Ha llegado la hora de que los partidos y los responsables políticos andaluces comiencen a tomarse en serio el papel que nuestra comunidad quiere jugar en el mundo y sitúen la lucha contra la pobreza y la desigualdad como prioridad en las relaciones entre los pueblos", ha añadido la Coordinadora, que insta a que éstos "abanderen la bandera de la cooperación y la solidaridad internacional, o la abanderarán otros".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha