eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

El director de la Alhambra: "Dejaremos de crecer, solo nos falta abrir de madrugada"

- PUBLICIDAD -
El director de la Alhambra: "Dejaremos de crecer, solo nos falta abrir de madrugada"

El director de la Alhambra: "Dejaremos de crecer, solo nos falta abrir de madrugada"

Reynaldo Fernández Manzano dirige desde hace un año el Patronato de la Alhambra, el monumento más visitado del país con cifras que aumentan cada año, una tendencia que acabará porque, según dice, "en algún momento dejaremos de crecer, estamos al límite, solo nos falta abrir de madrugada".

Fernández Manzano (Granada, 1959) es historiador, doctor por la Universidad de Granada, músico e investigador y hasta hace ahora un año dirigía el Centro de Documentación Musical de Andalucía, con sede en Granada.

La detención de su antecesora, María del Mar Villafranca, y la investigación judicial por una posible existencia de delitos de prevaricación administrativa, malversación de caudales públicos y blanqueo de capitales por la adjudicación de las audioguías del monumento lo convirtió en el director del monumento más visitado del país.

"No me lo esperaba, sentí una gran responsabilidad y también un reto, con ganas de hacer cosas y de hacerlas lo mejor posible", explica en una entrevista con Efe un año después de su nombramiento.

Fernández reconoce que la Alhambra es un espacio tan simbólico que actúa muchas veces de "altavoz o amplificador de muchos problemas que igual no tienen nada que ver", por lo que ha abogado por actuar siempre con criterios "técnicos y científicos, sin dejarse influenciar".

El director del Patronato de la Alhambra ya ha vivido su primer balance turístico, en el que un año más el recinto monumental ha superado las cifras anteriores, ha batido su propio récord y se ha mantenido como el más visitado del país con cerca de 2,5 millones de visitantes, casi 9.000 diarios.

"Pero en algún momento dejaremos de crecer, estamos prácticamente en el límite. La Alhambra está abierta de ocho de la mañana a doce de la noche, siempre salvo dos días al año, y ya solo nos falta hacer visitas de madrugada, no hay franja horaria para hacer más visitas", recalca.

Fernández se ha fijado como objetivo replantearse con el sector turístico el futuro del monumento, consciente de que la Alhambra "no es mi casa", y apuesta por ahondar en la investigación, la conservación y la difusión del conjunto monumental sin necesidad de dejar "una impronta personal".

"Estamos por consensuar y dialogar, pero el sector debe ser consciente de que por conservación y por la Unesco, que impone limitaciones de aforo que hay que cumplir, ha llegado el momento de hacer una reflexión", apunta.

Fernández no cree en las visitas exprés a los Palacios Nazaríes -"no podemos hacer la visita corriendo y como un maratón para verlos en diez minutos"- y apunta que los retos de futuro de la Alhambra, "muchos y muy importantes", pasan por mantenerla en el mejor estado porque "es frágil y necesita muchas conservación".

Dentro de ese programa de mimar el monumento, el Patronato iniciará en breve la restauración de las cubiertas de los Palacios, con especial importancia en las del afamado Patio de los Leones y el palacio de Mexuar, el primero de entrada, que se sumarán a los trabajos en Torres Bermejas.

Reconoce durante una entrevista ambientada con acordes clásicos que dirigir la Alhambra es "una responsabilidad y un reto" que en días ajetreados le provoca añoranza de su Centro de Documentación Musical y de su piano, aunque lo hace con vistas monumentales.

Asegura que durante este año y los que vengan trabajará para mantener al monumento como el referente internacional "que tiene que ser y que es", aunque ha incidido en que eso no quita que tenga que atender a su ciudad, "reconquistarla", especialmente los barrios del Albaicín y Sacromonte con los que comparte la declaración de Patrimonio de la Humanidad de la Unesco.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha