eldiario.es

Los 'concept cars' más vistosos de 2016

Como novedad en los últimos años, los salones del automóvil presentan las soluciones de movilidad que exigen los nuevos tiempos.

La cosecha 2016 de prototipos combina las dos tendencias del momento, carrocerías tipo SUV con modelos movidos por electricidad.

Entre los show cars cercanos ya a la producción en serie conviene citar el BMW X2, que llegará en 2018, y el Volkswagen I. D., 100% eléctrico, que lo hará en 2020.

- PUBLICIDAD -
Maybach 6.

Maybach 6.

De igual modo que las pasarelas de moda marcan las tendencias en el vestir de las siguientes temporadas, los salones del automóvil adelantan qué aspecto tendrán los coches del futuro, el tipo de propulsión que les permitirá moverse y, como novedad en los últimos años, las nuevas soluciones de movilidad que exigen los nuevos tiempos.

Las grandes citas del sector de la última década se han caracterizado, por escoger solo dos rasgos generales, por la presencia masiva de modelos de estética todocamino –una moda que llegó pero no pasó– y por la generalización de los vehículos eléctricos. Y, por supuesto, por la combinación de ambas tendencias.

La cosecha de concept cars de 2016 ha sido perfecto exponente de este último fenómeno y ha abundado, por tanto, en coches todocamino o SUV con mucha chispa, valga la gracia si la tiene. Algunos de los más destacados han sido el Jaguar I-Pace, primer eléctrico de la firma británica, y el Mercedes EQ, que inaugura una nueva familia independiente dentro de la gama de los de Stuttgart compuesta en exclusiva por vehículos movidos por electricidad.

Rolls-Royce Vision Next 100.

Rolls-Royce Vision Next 100.

Una de las propuestas más sugestivas del año la ha servido el Grupo BMW al presentar la visión que del futuro a 100 años vista tienen sus tres principales marcas: Rolls-Royce, Mini y la propia BMW. Ruedas carenadas, carrocería con elementos articulados y, en el caso de Rolls, asistente personal con voz y nombre de mujer (Eleanor) serán algunos de los atributos que distinguirán a los automóviles dentro de un siglo, según los augurios del consorcio alemán.

En la añada nos hemos encontrado también con deslumbrantes ejercicios de estilo que nunca pueden faltar en las grandes citas del automóvil, creadas –junto a razones más prosaicas– para hacer soñar a los visitantes y aficionados a los coches en general. Aparte del Rolls-Royce Vision Next 100, el prototipo más impresionante de 2016 quizá sea el Vision Mercedes-Maybach 6, a la vez futurista y homenaje retro a los Maybach de los años 20 y 30. Un precioso concept de casi 6 metros y, por supuesto, propulsión eléctrica; eso sí, con 750 caballos de potencia, que siempre ha habido clases.

Muy vistosos son también el Renault Trezor, que aprovecha la experiencia de la marca del rombo en la Fórmula E y presenta como elemento distintivo un techo hecho de una sola pieza que se levanta por completo para acceder al interior; el DS E-Tense, eléctrico de 402 caballos, y el Citroën Cxperience, también un coche-tributo (en este caso al CX) que al mismo tiempo concentra todo lo investigado por el fabricante francés en materia de confort a bordo.

Renault Trezor.

Renault Trezor.

Entre los prototipos cercanos ya a la producción en serie conviene citar el BMW X2, que llegará en 2018, y el Volkswagen I. D., 100% eléctrico, que lo hará en 2020.

El creciente desinterés por el vehículo en propiedad, al menos en el mundo occidental, ha convertido a los salones en escaparates de nuevas fórmulas de movilidad. Las marcas no se rasgan las vestiduras –no pueden permitírselo– con el coche compartido, que no deja de ser un tiro en el pie de sus propios intereses. Su razonamiento es sencillo: mientras colocamos nuestros productos por millones en los países en desarrollo, alguien tendrá que seguir fabricando los pocos que se vendan aquí, así que mejor que sean los míos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha