eldiario.es

Menú

La inversión hotelera se dispara en Madrid en medio del debate sobre la gentrificación del centro

España registró su segundo récord en inversión hotelera con 2.000 millones de euros en 2016 con Madrid a la cabeza con 23 operaciones por 574 millones de euros

La región recibió el año pasado algo más de 5,3 millones de turistas internacionales, un 12,6% que el ejercicio anterior

En los príximos meses, se abrirán dos nuevos establecimientos en Plaza España, otro en la Gran Vía

- PUBLICIDAD -
El turista español viaja más en verano pero es muy exigente con el precio

Turistas en la plaza Mayor de Madrid. EFE

Madrid crece en turistas y también en hoteles. La inversión hotelera en España rozó los 2.200 millones de euros, el segundo mejor año después de que el ejercicio anterior alcanzara los 2.600 millones, y gran parte de esto se debe a las operaciones cerradas en la capital. Madrid vive en los últimos tiempos una eclosión de nuevos establecimientos y anuncios de próximas aperturas, sobre todo, en el centro de la ciudad.

En este contexto, el Gobierno de Ahora Madrid ha aprobado una  instrucción para frenar el cambio de uso residencial a terciario hospedaje (hoteles, hostales y pensiones) de edificios del centro. Una medida que se toma en medio del debate  sobre la gentrificación de la ciudad y que llega en un momento de boom turístico, que en algunas ciudades como Barcelona ha acabado con conflictos con los vecinos con el telón de fondo de las plataformas de alojamientos turísticos como Airbnb o Homeaway y una moratoria hotelera.

Precisamente, la situación de Barcelona es una de las razones del trasvase de cantidades. "Barcelona ha salido del mapa de la inversión", dice Miguel Vázquez, socio de la división de hoteles de la consultora Irea, "con la moratoria un hotel vale muchísimo más por lo que es más difícil cerrar operaciones". Unas operaciones que sí que se están realizando en Madrid.

Los nuevos hoteles de Madrid

Plaza de España, además de ser protagonista de una futura renovación urbanística, está inmersa actualmente en una renovación hotelera. En la Torre de Madrid se abrió en enero un establecimiento de la cadena Barceló al que se sumará próximamente un hotel VP y la apertura de un establecimiento de la cadena Riu en el Edificio España tras los tiras y aflojas sobre el futuro de este edificio.

Tres establecimientos que se suman a una tendencia de nuevas aperturas que se viven en el centro de la ciudad donde la cadena RoomMate ha anunciado un nuevo hotel en los antiguos Cines Rex o la cadena Four Seasons abrirá el suyo en el complejo Canalejas. A estas plazas, se suman las  400 camas del nuevo hostel de la cadena Generator que tiene previsto abrir en el tercer trimestre del año en la calle San Bernardo. Además,  para 2019 está previsto que la cadena portuguesa Pestana abra uno de lujo en la antigua Casa de la Carnicería en la Plaza Mayor.

Son algunas de los ejemplos de las cifras de su último estudio muestran que el año pasado se cerraron 23 operaciones por un total de 574 millones de euros situando a Madrid a la cabeza de los destinos de la inversión. Unas operaciones en las que tienen predominancia los fondos internacionales, según explica Vázquez, que han mostrado su interés por el mercado español en un momento de alta liquidez en el mercado donde el Brexit ha perjudicado al mercado británico y los últimos atentados en Francia han tenido consecuencias en el galo. Por tanto, los expertos consideran que la tendencia de inversiones puede continuar en 2017 y mantener estos niveles de cifras.

Entre las razones por las que los inversores están decantándose por Madrid también se encuentra que los precios por habitación todavía están bajos en comparación con otros destinos europeos. Josep Francesc Valls, profesor de turismo de ESADE, señala que en una clasificación europea los precios de Madrid estarían más cercanos a capitales como Praga o Viena que a las grandes metrópolis como Londres o París. Partir de esta situación ofrece a los inversores mayores posibilidades de crecimiento en sus beneficios.

Más llegadas de turistas

Esto se produce en un contexto en el que la región vuelve a volver al crecimiento de turistas tras el bajón vivido en 2012 y 2013, cuando Aena subió las tasas a las compañías que redujeron sus vuelos y las llegadas de viajeros se redujeran drásticamente. De los casi 50 millones de viajeros que llegaron por Barajas en 2011, se pasó a 45 millones en 2012 y algo menos de 40 millones en 2013. Frente a esto, El Prat registró 34 millones de llegadas en 2011 y en los ejercicios siguientes creció hasta los 35 millones en 2012, que mantuvo en 2013.

"Madrid se había quedado descolgada respecto al crecimiento del número de turistas", apunta Valls. "Las ciudades son distintas pero Madrid más pronto que tarde va a tener que plantearse qué ciudad quiere, cuántos turistas quiere y a qué precio", señala.

La región recibió el año pasado algo más de 5,3 millones de turistas internacionales, un 12,6% que el ejercicio anterior, según los datos del ministerio de Turismo. A esta cifra hay que añadir el incremento del turismo local, que tiene una fuerte presencia en Madrid. "La recuperación económica beneficia a Madrid con algo más de un 40% de pernoctaciones nacionales frente al 15% de Barcelona, con un turismo mucho más internacionalizado", apunta Vázquez.

En un momento de boom turístico, las llegadas de turistas crecieron el año pasado hasta los 65 millones de visitantes extranjeros, el debate de fondo está en cómo gestionar el negocio con la convivencia vecinal y los espacios urbanos. A este debate se suma cómo gestionar, además de la planta hotelera, los apartamentos turísticos que se anuncian en plataformas como Airbnb, Homeaway o Niumba cuya regulación ha generado fuertes polémicas.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha