eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Amigos y ONG ensalzan la figura de Liu y critican al Gobierno chino

- PUBLICIDAD -

Amigos de Liu Xiaobo y organizaciones de derechos humanos lamentaron hoy el fallecimiento del disidente y nobel de la Paz, y criticaron al Gobierno chino por mantenerle bajo custodia policial en un hospital y no permitirle salir del país antes de su muerte.

"Ahora podemos mostrar al mundo que China es como la Alemania nazi", afirmó a Efe Hu Jia, activista y amigo del fallecido, en referencia a que Liu Xiaobo es el primer nobel de la Paz que muere bajo custodia desde el fallecimiento en 1938 del pacifista alemán Carl von Ossietzky, encerrado en un campo de concentración por denunciar el rearme alemán.

Hu, quien está bajo arresto domiciliario desde el 27 de junio, un día después de que se conociera públicamente la enfermedad terminal de Liu, aseguró que se le habían "secado las lágrimas" tras dos semanas de malas noticias sobre el disidente, y señaló que el presidente chino, Xi Jinping, "ha perdido una oportunidad de mostrar su humanidad ante la comunidad internacional".

"El caso de Liu Xiaobo será un símbolo del proceso para promover la democracia" en China, recalcó por su parte a Efe Mo Shaoping, uno de los abogados que representó al intelectual y opositor, además de amigo suyo desde hacía tres décadas.

"Algún día la historia le devolverá su inocencia, aunque ahora las autoridades le califiquen de criminal", añadió.

Zhao Hui, escritor y amigo de Liu, reconoció que "la represión del Gobierno" y el interés por el bienestar económico han dejado la preocupación en la sociedad china por la democracia y los derechos humanos "en un nivel muy bajo".

"Pero si los chinos quieren vivir con dignidad y quieren controlar su propia vida, creo que algún día la gente va a aceptar todos los esfuerzos que hizo Liu Xiaobo", predijo Zhao en conversación con Efe.

Entre las organizaciones internacionales de defensa de los derechos humanos, el secretario general de Amnistía Internacional, Salil Shetty, definió a Liu como "un gigante de los derechos humanos" y destacó su trabajo "incansable" durante décadas por los derechos humanos y las libertades fundamentales.

Shetty, en un comunicado, destacó que Liu actuó "ante la oposición más constante y brutal del Gobierno chino", y que a pesar de años de persecución, supresión y encarcelamiento, "continuó luchando por sus convicciones".

El responsable de AI consideró que "debemos hacer todo lo posible" para poner fin al arresto domiciliario que ha sufrido durante casi siete años la viuda del nobel, Liu Xia, y que "deje de estar perseguida por las autoridades".

La muerte de Liu "pone al descubierto la crueldad del Gobierno de China con los defensores pacíficos de los derechos humanos y la democracia", afirmó Human Rights Watch (HRW).

"Incluso cuando se agravó la enfermedad de Liu Xiaobo, el Gobierno chino siguió aislándolo a él y a su familia, y le negó la posibilidad de elegir libremente el tratamiento médico", afirmó la directora para China de HRW, Sophie Richardson.

El abogado estadounidense Jared Genser, que le representaba a nivel internacional, señaló por su parte que "a pesar de la tragedia" que supone que "la libertad de Liu vino con su muerte, hoy está claro que el Gobierno chino ha perdido".

"Su valor y su sacrificio por su país inspirarán a millones de activistas y disidentes chinos a perseverar hasta que China se convierta en la democracia multipartidista que Liu sabía de corazón que estaba al alcance de su pueblo", afirmó Genser en un comunicado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha