eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Las claves del escándalo del tranvía de Parla que han puesto fin a la carrera de Tomás Gómez

El proyecto impulsado en su etapa como alcalde se ha disparado desde los 93 millones de euros a los 256

La Fiscalía presentó una querella por malversación y prevaricación en la aprobación del sobrecoste, que se realizó en dos reuniones a las que Gómez faltó

La UDEF maneja un informe demoledor que apunta a las relaciones entre la empresa adjudicataria y el entorno de Gómez

- PUBLICIDAD -
José Luis Rodríguez Zapatero y Tomás Gómez en un viaje en tranvía por la localidad de Parla en agosto de 2007 / EFE

José Luis Rodríguez Zapatero y Tomás Gómez, en un viaje en tranvía por la localidad de Parla en agosto de 2007. / Efe

La obra estrella de Tomás Gómez en Parla ha acabado con su carrera política. El proyecto del tranvía que promovió el entonces alcalde de la localidad madrileña está bajo investigación judicial porque triplicó su coste. La Fiscalía sospecha que el equipo de Gobierno de Gómez pudo cometer delitos de prevaricación y malversación al aprobar las modificaciones de la inversión. Hasta ahora el PSOE de Madrid ha alegado que la investigación parte de un error de la Cámara de Cuentas y se ha escudado en el aval que el Consorcio Regional de Transportes dio a las obras. El entorno de Gómez ha achacado las dudas que ha sembrado el tranvía de Parla a una campaña difamatoria del PP.

Mayo de 2005. Se adjudican las obras para la construcción del tranvía de Parla por 93 millones de euros más IVA. Ese coste aumentó hasta los 142 millones y, con los intereses, supondrá a las arcas públicas un total de 256 millones.

Diciembre de 2006. La Junta de Gobierno local de Parla aprueba una parte del incremento del presupuesto del tranvía de Parla. Tomás Gómez no asiste porque está "cantando villancicos".

El tranvía echa a andar. Gómez inaugura el tranvía justo antes de las elecciones municipales que gana por mayoría absoluta.

Abril de 2009. Ese mismo organismo aprueba otra parte del sobrecoste del proyecto. Esta vez quien dirige el Gobierno es José María Fraile, sucesor de Gómez tras el ascenso de este a secretario general del PSOE de Madrid. El PP sostiene que esa ampliación del presupuesto se había concedido a la empresa antes de pasar por la reunión del Gobierno local.

Primeras irregularidades detectadas. La Cámara de Cuentas realiza en 2012 un estudio sobre las cuentas del proyecto en el que detecta las primeras irregularidades.

Fiscalización estatal. El fiscal del Tribunal de Cuentas redacta un informe en el que señala "infracciones penales" en las cuentas del proyecto al haber un supuesto desvío de 39 millones de euros.

La Fiscalía ataca. El Ministerio Público presenta en 2013 una querella por prevaricación y malversación de fondos en el proyecto.

Investigación judicial. El Juzgado de Instrucción número 5 de Parla comienza la investigación en abril de 2014. Da los primeros pasos para identificar a los miembros de la Junta de Gobierno que dieron luz verde a la aprobación del sobrecoste y pide a la policía que estudie el caso.

Gómez dice que hay errores en el informe de la Cámara de Cuentas. El PSOE de Madrid intenta salir al paso de la polémica de la investigación. Asegura que la querella de la Fiscalía parte de un informe erróneo de la Cámara de Cuentas.

La UDEF acorrala. El informe que realiza la UDEF, y que se conoce en enero de 2015, es demoledor y concluye que el sobrecoste es inadmisible. Además, la policía pide una ampliación de las diligencias para que las autoridades tributarias aporten información sobre "las relaciones tanto del tipo laboral y/o tributario que hubieran existido entre los integrantes de las Juntas de Gobierno que aprobaron las modificaciones y las empresas de la unidad concesionaria del Tranvía de Parla, SA".

Esa petición responde a la relación que el abogado del PSM, Wilfredo Jurado, que era el concejal de Urbanismo en el momento en el que se dio luz verde al tranvía en Parla, tiene con el gerente de la adjudicataria, ya que figura como apoderado en una de sus empresas.

Petición de amparo. El PSM justifica esa relación en el marco de la labor que desempeña Jurado como letrado y solicita amparo a la jueza al considerar que la UDEF ha emitido esa diligencia con la "intención de utilizar este requerimiento para hacer un relato político-periodístico y no para cumplir el requerimiento judicial".

En Ferraz lo viven con preocupación. La dirección de Pedro Sánchez no esconde que las noticias sobre el tranvía de Parla son preocupantes y duda de que Gómez sea un buen candidato para la Comunidad de Madrid, ya que está hundido en las encuestas. Diversos sectores del PSM dan por acabada la candidatura de Gómez si todo su equipo de Gobierno resulta imputado y comienzan los rumores sobre la preparación de un aspirante alternativo.

Campaña difamatoria. Ante todas las informaciones que le acorralan, Tomás Gómez asegura que las sospechas sobre el tranvía de Parla son una campaña orquestada por el PP, que también tiene una denuncia presentada por la vía de lo contencioso-administrativo. Además, anuncia acciones legales contra aquellos que le difamen.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha