Opinión y blogs

eldiario.es

Le Monde publicó un reportaje sobre el padre de uno de los kamikazes que viajó a Siria para traer de vuelta a su hijo

Samy Amimour, que en el texto aparece bajo el nombre de 'Khaled', recibió la visita de su padre para volver a casa y dejar de formar parte de ISIS

El padre de kamikaze hizo el viaje el balde ya que no le convenció para regresar y terminó inmolándose en la sala Bataclan

- PUBLICIDAD -
Identifican al parisino Ismael Omar Mostefai como autor de la masacre en Bataclan

EFE

En diciembre de 2014 el diario francés Le Monde publicó la historia del viaje a Siria de Mohamed, un franco argelino asentado en París que fue hasta el país en guerra en busca de su hijo enrolado en las filas del ISIS con el objetivo de convencerle para que cambiara de idea y regresara a casa. 

Ahora ese joven al que en el reportaje se le nombraba como 'Khader' ha sido identificado como Samy Amimour, uno de los kamikazes que se inmoló en la sala de conciertos Bataclan el pasado viernes. 

En el reportaje, firmado por la periodista Stéphanie Marteau y publicado en la revista de la cabecera francesa, Mohamed cuenta como el 29 de junio de 2014 llegó a la frontera entre Turquía y Siria y cogió un minibús con hombres, mujeres y niños que le llevó hasta Minbej, una ciudad a unos 80 kilómetros al noreste de Alepo, en la cual ondeaba bien visible la bandera negra del ISIS. Según se describe en el reportaje, hasta el día siguiente no se encontró con Samy, que llegó procedente de Raqqa, precisamente la primera ubicación atacada por Francia en respuesta a los atentados en París y uno de los feudos del Daesh. 

Le Monde narra el encuentro entre padre e hijo, en el que en todo momento hubo una tercera persona que no los dejó a solas ni un instante. Mohamed describió para el diario la actitud de su hijo como muy fría, reflejado en detalles como que ni siquiera le invitara a su casa o que evitara hablar de si había sido herido. Además, recibió una carta de su madre y 100 euros, que Samy rechazó argumentando que allí no tenían la necesidad de tener dinero. 

Tras la negativa de su hijo a regresar, volvió a cruzar la frontera hacia territorio turco hasta llegar a Estambul, donde cogió el avión de vuelta a París con la sensación de que el el viaje no había servido "para nada". 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha