eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

“La violencia no es más que una lucha de egos"

Un programa de prevención de la violencia a través del arte y la cultura conecta a jóvenes de El Salvador y España

"Si un joven genera buenas ideas, también puede generar cambios", dice uno de los participantes

Taller de Hip Hop del programa Carpa Lúdica

Taller de Hip Hop del programa Carpa Lúdica

“Yo creo que la violencia no es más que una lucha de egos. Nosotros mismos, en nuestro interior, tenemos una constante lucha con nuestro ego”; y la violencia resulta de la irresolución de ese conflicto: “esa lucha no la hemos solucionado interiormente y la exteriorizamos con los demás”. Resulta chocante oír esta idea salir de la boca de una de las jóvenes integrantes del grupo WhyViolence?, pero ese es precisamente el fin de este colectivo: llevar a sus miembros a reflexionar sobre las causas de la violencia, y ayudarles a transmitir sus pensamientos a través del teatro, la música o el cine, trasladando así su reflexión a un público más amplio. En el grupo de teatro de WhyViolence? surgen esta y otras ideas sobre el origen de la violencia o de lo que ellos llaman microviolencias-detalles cotidianos y aparentemente inocuos en los que no reparamos pero que encierran en sí mismos un acto violento: una palabra, una mirada, una actitud…- En sus reflexiones, todos estos jóvenes hablan del ego en sus diferentes manifestaciones: el miedo, un sentimiento de inferioridad o un comportamiento egoísta; y proponen representar la violencia a través del humor: opinan que la caricatura, la ridiculización, llevará a los espectadores a avergonzarse y repensar algunos aspectos de su propia conducta.

La iniciativa de WhyViolence? es sólo una de las muchas publicadas en Bcn-SanSalvador, una web basada en el intercambio de experiencias de jóvenes de Barcelona y San Salvador que han desarrollado proyectos artísticos y culturales, a menudo desde la autogestión y la horizontalidad. Además del teatro, la música y el cine; el baile y el arte urbano son protagonistas de la web. También tienen un hueco expresiones artísticas tradicionales como los castellers (castillos humanos) o el ball de bastons (baile de bastones) catalanes.

Si tuviésemos que desengranar la propuesta de Bcn-SanSalvador hasta dar con su núcleo, encontraríamos un espíritu joven. La juventud es la verdadera promotora de cada una de las iniciativas publicadas en la plataforma: la ilusión y la esperanza de crear un mundo mejor, desde la fuerte convicción de que el arte y la cultura son los únicos caminos posibles hacia ese cambio. Junto al Museo de la Palabra y la Imagen (MUPI) de San Salvador, el Gobierno de El Salvador y el Ayuntamiento de Barcelona desarrollamos en 2012 el proyecto Carpa Lúdica: un espacio cultural y creativo en San Salvador desde el que alejar a los jóvenes de la violencia y ofrecerles una alternativa al modo de vida que les rodea a diario. A través de talleres grupales, los chicos y chicas salvadoreños adquieren y desarrollan habilidades y valores: en su vídeo hablan de sociabilizar, convivir, compartir, expresarse, y, sobre todo, aprender jugando.

Un ejemplo de cómo el arte puede sustituir a la violencia como forma de vida lo encontramos en la entrada sobre Brodas Bros, donde Pol Fruitós, cofundador de esta compañía pionera en España en llevar el hip-hop a los escenarios, cuenta que este estilo de baile urbano nació en los años 70 en el Bronx, “donde, además de violencia, había mucha creatividad”. En este escenario, “las batallas de danza se convirtieron en una alternativa a las peleas de calle, dando lugar a expresiones artísticas de lo más diversas”.

El intercambio de experiencias hace que el encuentro entre culturas se convierta en aprendizaje y no en choque. Y no es sólo virtual: para conocer el proyecto Carpa Lúdica, algunos de los jóvenes barceloneses viajaron en julio del año pasado a San Salvador; este año, los salvadoreños han venido a Barcelona para conocer de cerca las iniciativas sobre las que han leído en la plataforma. En este vídeo-resumen de su visita, comentan las diferencias y similitudes encontradas entre una ciudad y otra, hablan de la realidad a la que se enfrentan los jóvenes en San Salvador cada día y explican con entusiasmo cómo a través del proyecto Carpa Lúdica ellos mismos pueden moldear su sociedad: “Si un joven genera buenas ideas transformadoras, también puede generar cambios estructurales; no sólo para él, sino también para sus comunidades”. Separados por más de 9000 km. de distancia, todos estos chicos tienen una cosa en común: sueñan con un futuro de paz y, conscientes de que el cambio está en sus manos, luchan por alcanzarlo.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha