La Federación de Personas Sordas de Canarias reclama mayor accesibilidad e igualdad de trato en los hospitales del Archipiélago

Lenguaje de signos

La Federación de Personas Sordas de las Islas Canarias (Fasican) ha reivindicado este jueves la accesibilidad y la existencia de un protocolo de acción “funcional y justo” en los hospitales del Archipiélago. La organización ha argumentado a través de un comunicado que esta queja viene motivada por la denuncia de una pareja de personas sordas que ingresó hace poco en la planta COVID del Hospital Universitario de Canarias (HUC), en Tenerife. Los afectados han expuesto, según la nota, que allí el trato fue “denigrante” y los profesionales no tuvieron en cuenta “las barreras comunicativas”.

El colegio público canario que rompe barreras y donde todo el alumnado aprenderá lengua de signos

El colegio público canario que rompe barreras y donde todo el alumnado aprenderá lengua de signos

Por este motivo, Fasican, la entidad que representa a las personas sordas y a sus familias en las Islas, ha pedido que se establezca un protocolo en los complejos hospitalarios que tenga en cuenta las necesidades de la población sorda, que, como ha recordado en el escrito, es de aproximadamente 30.000 personas, de acuerdo con los datos del Instituto Nacional de Estadística.

Además, ha señalado que en el artículo 25 de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Diversidad Funcional se especifica el deber de “de adoptar medidas para asegurar el acceso de las personas con discapacidad a servicios de salud, recibiendo una atención de la misma calidad que a las demás personas y sobre la base del consentimiento libre e informado”. En el artículo 14 de la Constitución, por otro lado, se expone que, “todas las personas son iguales, sin que prevalezca discriminación por cualquier motivo”.

Fasican ha incidido , asimismo, en que la ley reconoce el derecho de libre opción de las personas sordas al uso de la lengua de signos. “Las administraciones públicas entran dentro de su ámbito de aplicación”, ha puntualizado.

La federación ha concluido su protesta apoyándose en el Estatuto de Autonomía de Canarias, en el que se garantiza (artículo 16.4) que se adoptarán las medidas necesarias que permitan la comunicación a través de la lengua de signos entre las personas sordas y las administraciones de la región.

“Desde Fasican recordamos que esta situación no es algo nuevo ni desconocido. La COVID-19 fue declarada pandemia hace dos años. No hay excusa para no haber configurado y puesto en marcha un protocolo de actuación digo para las personas sordas bien entrado 2022”, ha denunciado.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats