Las organizaciones agrarias reclaman un plan económico y ayudas para garantizar la viabilidad de las explotaciones

El ministro con las organizaciones agrarias

Pilar Virtudes / Europa Press


0

ASAJA, COAG y UPA han reclamado al Gobierno un plan económico y ayudas para garantizar la viabilidad de las explotaciones agrarias, que atraviesan un complicado momento por el fuerte incremento de los costes de producción y de la energía.

Las organizaciones agrarias han comparecido ante los medios de comunicación tras participar en la reunión del Comité Asesor Agrario, presidido por el ministro de Agricultura, Luis Planas.

El presidente de ASAJA, Pedro Barato, ha sido el primero en reclamar, tras reunirse con el ministro, un “plan económico financiero de viabilidad” para agricultores y ganaderos, en el que haya medidas fiscales y “propuestas clásicas” que todavía el Gobierno “no ha puesto en marcha”. “Seguiremos insistiendo”, ha reiterado en rueda de prensa.

“Coincido con el ministro en que no habrá desabastecimiento, pero ¿va a poder comprar todo el mundo lo que necesita? Yo creo que no, por eso se necesitan medidas urgentes, porque si hay menos vacas de leche o de carne, habrá menos productos”, ha subrayado.

Respecto a la aplicación de la Política Agrícola Común (PAC), Barato se ha congratulado de que España sea “de los primeros de la clase”. “Pero tenemos un miedo y es que todavía quedan muchos países en los que no se ha aprobado el plan y veremos si luego el mal estudiante es el que saca provecho del tema”, ha indicado.

“Tenemos un 'problemón' que con la aplicación de la PAC y con la que está cayendo (costes de producción y energía) cuanto antes pudiéramos saber qué es lo que tenemos que hacer para aplicarla sería mucho mejor”, ha demandado, al tiempo que ha pedido que Transición Ecológica “deje de tocar las narices al sector agrario, que nos está tocando la línea de flotación”.

Barato ha advertido de que el sector agrario atraviesa una “situación bastante complicada”. “Vamos a ver qué pasa con las siembras del año, que según nuestros estudios, se puede dejar de cultivar más de un 25%, y el sacrificio de animales es muy, muy elevado, sobre todo en ovino y vacuno, tanto de leche como de carne”, ha recalcado.

COAG avisa del cierre de explotaciones de pollos

De la misma opinión es el secretario general de COAG, Miguel Padilla, que ha reconocido que la “mayor preocupación” del sector son los costes de producción. “Hemos dicho que si no es posible un plan económico para mitigar los costes de producción, vamos a tener muchas dificultades en la rentabilidad de las explotaciones”, ha asegurado.

“Si no es posible mitigarlo de alguna forma se va a sufrir, pero no creo que falte abastecimiento, pero sí que habrá un recorte importante en algunas producciones”, ha advertido.

Padilla ha señalado sobre todo el caso del pollo, ya que la avicultura es de las más afectadas. “Está sufriendo mucho, porque a ellos no le han incrementado los precios y los estudios muestran que en noviembre, si esto no tiene solución, van a cerrar muchísimas explotaciones, algo que afecta de forma directa al consumo, porque el pollo es uno de los productos más demandados por la sociedad”, ha recordado.

Respecto al plan estratégico de la PAC, Padilla cree que a nivel técnico “se ha hecho un trabajo brillante”, pero ha mostrado su preocupación por ciertos aspectos como los eco-regímenes y toda la 'arquitectura verde'. “Nos tememos que mucha gente no se podrá acoger a ellos y significa perder el 23% de la percepción”, ha indicado.

UPA reclama ayudas adicionales

Por su parte, el secretario general de UPA, Lorenzo Ramos, ha reclamado a Planas un “plan de medidas de apoyo adicionales” que complementen a las ayudas ya realizadas a lo largo de este ejercicio, al tiempo que ha pedido el apoyo de las comunidades autónomas en este aspecto.

“Es cierto que el Gobierno ha cumplido al 100% con los compromisos que se asumieron en ese momento. No ha habido el mismo compromiso por parte de las CCAA, porque no han aprobado ayudas complementarias”, ha criticado.

Ramos ha reiterado que la situación del campo es “peor” que la de antes del inicio de la crisis. “Necesitamos no solo el compromiso del Gobierno sino el apoyo de las CCAA, que son también gobiernos y tienen que implementar ayudas para tener un paquete de medidas de apoyo para que se pueda resolver esta situación”, ha instado.

Planas defiende las medidas puestas en marcha

Por su parte, Luis Planas, ha calificado de “útil y constructiva” la reunión y ha agradecido el buen diálogo, el gran trabajo de interlocución y la aportación de ideas, fundamentales, por parte de las organizaciones agrarias“.

El ministro ha insistido en que no hay problemas de abastecimiento, ni en España, ni en el resto de la Unión Europea. También se ha abordado el papel de la ley de la cadena alimentaria, demandada por el sector y que “tiene efectos positivos” para agricultores y ganaderos. Además, el plan estratégico de la Política Agraria Común (PAC) aprobado por la Comisión Europea, que se aplicará el 1 de enero de 2023, dotará de certidumbre y seguridad a los productores.

En el encuentro, el ministro ha recordado que el Gobierno, en todo momento, ha llevado a cabo un seguimiento exhaustivo de la situación del sector para solicitar a la Unión Europea la adopción de medidas urgentes. También ha recordad que ,en breve, el sector agrario y ganadero podrá percibir hasta 3.400 millones de euros por el incremento del anticipo de las ayudas de la PAC, clave porque dotará de mayor liquidez a explotaciones afectadas por la pérdida de rentabilidad, además de poner en marcha de manera directa ayudas que han contribuido a paliar los efectos económicos y sociales en las explotaciones agrarias.

El ministro ha repasado las medidas puestas en marcha por el Gobierno, entre ellas el decreto-ley aprobado en marzo con ayudas por importe de 430 millones de euros, que se suman a otras iniciativas como la rebaja en el coste del combustible, descuentos fiscales, exención de cánones y medidas de liquidez.

“El Gobierno está realizando un esfuerzo sin precedentes para mantener la viabilidad de un sector estratégico de la economía española y que nunca antes se había puesto en marcha para mantener la rentabilidad de agricultores y ganaderos en un momento de gran complejidad para toda la ciudadanía”, ha asegurado Planas.

Entre otras medidas, el ministro se ha referido a los esfuerzos realizados para buscar nuevos mercados de materias primas, de particular interés para la alimentación animal, o la autorización para poder cultivar tierras de barbecho y conseguir así incrementar el nivel productivo. También ha valorado los esfuerzos desplegados por la comunidad internacional para facilitar la salida de cereales de Ucrania, con el objetivo de garantizar la seguridad alimentaria y la competitividad del sector agrario. España es uno de los principales destinos de esos cereales que, han contribuido a equilibrar sus precios.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats