Sobre este blog

Este blog es un espacio de colaboración entre elDiario.es de Castilla-La Mancha (elDiarioclm.es) y el Colegio de Ciencias Políticas y Sociología de Castilla-La Mancha para abordar diversas cuestiones sociales desde la reflexión, el entendimiento y el análisis.

Migración, nuevo instrumento de desestabilización internacional

Refugiados afganos descansan en el campamento improvisado en la frontera entre Polonia y Bielorrusia

0

Despedíamos 2021 con una nueva crisis migratoria a las puertas de Europa, miles de personas congregadas en la frontera entre Bielorrusia y Polonia intentaban desesperadamente entrar en territorio europeo, provocando diferentes altercados en la frontera polaca y el correspondiente debate y confrontación interna entre los veintisiete países de la Unión. Este hecho no es nuevo, solo tenemos que remontarnos al año 2015 al comienzo de la gran crisis migratoria del Mediterráneo que puso a la Unión Europea contra las cuerdas, hizo tambalearse los cimientos europeos, enfrentó internamente a los Estados Miembros e incluso puso en peligro y cuestionó públicamente el acuerdo Schengen, uno de los mayores logros de la Unión Europea que permite la libre circulación de personas entre los países que la integran. 

Y es que el uso político de migrantes constituye una nueva forma de desestabilización a nivel nacional e internacional y es empleado no solo a gran escala como los casos europeos citados anteriormente, sino también en relaciones entre dos países como fue el caso de la entrada masiva de migrantes en Ceuta en julio de 2021 o entre diferentes etnias de un mismo país como está pasando en Etiopía desde el pasado mes de noviembre. 

No es fácil generalizar las causas del uso político de la migración ya que varían dependiendo de la región geográfica, los países implicados y un largo etcétera, lo que sí parece claro es que es un uso que aunque no es nuevo va en auge, y que junto con la desinformación, se está convirtiendo en una de las tácticas desestabilizadoras más recurrentes del siglo XXI.

¿Qué es el uso político de la migración?

Según la politóloga norteamericana Kelly M. Greenhill, hay dos formas de llevar a cabo esta estrategia: por un lado, cuando las migraciones se utilizan como instrumento de política exterior para provocar cambios y conseguir concesiones por parte de otros países, como ocurrió con Turquía en la crisis migratoria del Mediterráneo en 2015 o como aparentemente ha pasado con Bielorrusia hace unos meses. El objetivo era conseguir una serie de concesiones por parte de la Unión Europea. Por otro lado, expulsando a grupos específicos para apropiarse de determinados territorios o hacerse con el poder, situación que ocurre con bastante frecuencia en los conflictos africanos.

En ambos casos, se puede observar como las personas son utilizadas por los grupos de poder para conseguir un fin político lo que trae consigo toda una serie de consecuencias que sobrepasan la política y que terminan pisoteando todo tipo de derechos y dignidad humana.

¿Cuáles son las consecuencias del uso político de la migración?

Las consecuencias del uso de la migración con fines políticos van más allá de la adhesión de territorios o la promoción de algún tipo de cambio, también trae consigo consecuencias económicas y sociales que en el caso de los migrantes son devastadoras. En general, los países afectados se ven desbordados por no poder gestionar la entrada masiva de personas en su territorio o éticamente cuestionados por temas como las devoluciones en caliente o la creación de campos de refugiados con penosas condiciones de seguridad y salubridad donde no siempre se respetan los derechos fundamentales. Todo esto pone en entredicho la capacidad de estos países para hacer frente a los problemas mostrando públicamente su vulnerabilidad.

Respecto a las consecuencias sociales, como ya he mencionado anteriormente, son los migrantes quienes se ven más afectados. En la mayoría de las ocasiones en su ruta migratoria las personas sufren todo tipo de abusos y vejaciones, especialmente las mujeres y los niños que suelen ser carne de cañón para las mafias y grupos de crimen organizado que ven en este tipo de movimientos migratorios una oportunidad para lucrarse. En el mejor de los casos estos migrantes serán acogidos por algún otro país en calidad de solicitantes de asilo o refugiados y tendrán que comenzar una nueva vida lejos de sus familias y costumbres, lo que produce en muchas ocasiones graves consecuencias psicológicas.

Teniendo todo esto en cuenta podemos comprender que la migración sea uno de los temas más importantes a tratar por parte de la Unión Europea. Las crisis migratorias de los últimos años han mostrado su vulnerabilidad y han puesto sobre la mesa el debate de la importancia de un desarrollo de seguridad conjunta que pueda hacer frente a los conflictos del futuro donde las personas de a pie han dejado de ser solamente víctimas para convertirse además en instrumentos de la codicia y deshumanización de las fuentes de poder.

Sobre este blog

Este blog es un espacio de colaboración entre elDiario.es de Castilla-La Mancha (elDiarioclm.es) y el Colegio de Ciencias Políticas y Sociología de Castilla-La Mancha para abordar diversas cuestiones sociales desde la reflexión, el entendimiento y el análisis.

    Autores

Descubre nuestras apps

stats