La apuesta por el autoconsumo de pueblos de Zamora y Salamanca para no depender de las grandes eléctricas

La instalación fotovoltaica de Almeida de Sayago.

Varios pueblos de Zamora y Salamanca apuestan por las placas solares para el autoconsumo energético para no depender de las grandes eléctricas y reducir su factura de la luz. "La idea es utilizar los tejados municipales para poner las placas solares", explica el alcalde de Fonfría (Zamora), Sergio López. Su intención es abastecer el consumo energético de cuatro localidades de su municipio y, con el tiempo, ampliarlo a las nueve.

Las placas solares generarán energía para abastecer a los consultorios, centros culturales, polideportivos, colegios, casas consistoriales y otras instalaciones municipales. La energía producida por las instalaciones fotovoltaicas puede ser consumida por los consistorios, empresas y vecinos de los pueblos; y la energía sobrante irá a la red eléctrica a precio de mercado.

De momento, ya son unas 49 instalaciones fotovoltaicas colocadas, aunque la mayoría todavía no cuenta con los trámites administrativos necesarios para poder conectarlas a la red. La mayoría de municipios adheridos son pequeños, de entre 200 y 500 habitantes, aunque también están en este proyecto pueblos como Fermoselle o Alcañices.

Pueblos que se sienten "abandonados"

Almeida de Sayago espera producir energía para abastecer la residencia municipal, la biblioteca, dos consultorios, un centro cultural, el colegio, el Ayuntamiento y el velatorio. "Vamos a esperar a ver dónde llegamos y si está cubierto el consumo o si sobra energía", augura su alcalde, Miguel Ángel Alejo.

Los Ayuntamientos que han empezado a desarrollar esta iniciativa esperan, a largo plazo, ahorrar en la factura de la luz, pero también un proyecto de municipios que se sienten "abandonados". "Esto tiene que ser un revulsivo para la población, un asidero para decir: 'ya que estamos olvidados del mundo, nos asociamos, tiramos para adelante y estar en la vanguardia", indica el secretario del Ayuntamiento de Riofrío de Aliste, Juan Andrés Barrio. Sergio López destaca la importancia de apostar por energías renovables.

La Agrupación Europea de Cooperación Territorial (AECT) Duero-Douro lidera este proyecto de autoconsumo energético, con el que ya se está trabajando en activar 200 instalaciones en Salamanca, Zamora y Portugal. Según explica el director general de la AECT Duero-Douro, José Luis Pascual, que prevé instalar un centenar en España y otro centenar en Portugal. "Es el sistema más rápido y eficaz de abaratar el coste de la luz", defiende Pascual.

Instalaciones sin batería

La instalación va sin almacenamiento ni batería por su elevado coste, por lo que solo servirá para el consumo diurno. Durante el día, con un tiempo óptimo, la electricidad procederá de las placas solares. Y durante la noche, se requerirá de energía procedente de la red de distribución, aunque el gasto es mínimo en estos edificios municipales.

El director general de la AECT Duero-Douro explica que su objetivo es que los particulares y las empresas de la zona puedan adherirse a la red de autoconsumo, que gestiona la cooperativa Efiduero. Un grupo de ayuntamientos y la AECT Duero-Douro crearon en 2017 una cooperativa de comercialización de energía constituida, en su mayoría, por capital público y sin ánimo de lucro.

A pesar de que el proyecto no ha recibido financiación pública, según denuncia la AECT Duero-Douro, los ayuntamientos han financiado parcial -con ayudas de la Diputación o el Ministerio- o íntegramente con fondos propios. La AECT está preparando este proyecto para pedir ayudas de los fondos Next Generation de la Unión Europea.

Las instalaciones son de 15,75 kW pico y constan de 35 paneles de 450W pico. Cada una de las instalaciones cuestan unos 14.000 euros, que los consistorios esperan amortizar en pocos años. La AECT estima que el conjunto total de las instalaciones puede producir al año 5.000 megavatios por hora y reduciéndose las emisiones de CO2 en 4.537,42 toneladas al año.

El alcalde de Almaraz de Duero (Zamora), José Martín Pérez, recuerda que habrá que pagar la amortización y los gastos de mantenimiento, pero aún así espera ahorrar a final de mes. Según explica Pérez, habrá horas en las que el consistorio tire de la energía de autoconsumo "en condiciones óptimas" y otras en las que sea necesario tirar de la red distribuidora.

La AECT ha organizado una semana informativa para los próximos días sobre las posibilidades de la cooperativa Efiduero. En varios municipios se reunirán con los vecinos de los pueblos para que conozcan el proyecto.

El secretario del Ayuntamiento de Riofrío de Aliste confía en que el consistorio pague menos de la mitad de la factura de la luz en los tres primeros años y luego más. "Si ahorramos 12.000 o 15.000 euros al año en la luz, lo podremos usar en otras cosas", apunta Barrio, quien quiere "apostar por un territorio".

síguenos en Telegram

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats