La Generalitat confina a 60.000 habitantes de Igualada y otros tres municipios por un foco descontrolado de coronavirus

Los Mossos controlan los accesos a los municipios catalanes confinados por el virus

Las autoridades catalanas han decidido tomar medidas drásticas en la ciudad de Igualada y otros tres municipios colindantes, Vilanova del Camí, Santa Margarida de Montbui y Òdena. Según ha informado el Govern en una rueda de prensa, todos los vecinos de localidad barcelonesa quedarán confinados y las vías de entrada a la comarca cerradas a partir de las 21h y solo se permitirá entrar hasta la medianoche. Además, durante las primeras 24 horas se permitiría la salida de las personas que no tengan domicilio en las citadas localidades.

La Generalitat detecta un foco "importante" de coronavirus en el hospital de Igualada (Barcelona) y cierra los colegios de la zona

La Generalitat detecta un foco "importante" de coronavirus en el hospital de Igualada (Barcelona) y cierra los colegios de la zona

La orden dada por el Govern dejará confinadas hasta nuevo aviso a cuatro municipios de la comarca de la Conca d'Òdena, en la zona centra de Catalunya, entre las que suman unos 65.000 habitantes.

Esta medida se toma un día después de que se informara de la existencia de un brote de coronavirus descontrolado en el Hospital de Igualada, que hasta este mediodía se había saldado con tres personas fallecidas y cerca de medio centenar contagiados. Las autoridades catalanas habían aumentado este jueves el nivel de alerta, hasta una fase denominada de "emergencia 1". El Govern ha asegurado que se trata de una medida "necesaria" y que las medidas se toman después de comprobar que los casos de contagio continuaban en aumento.

Según los datos ofrecidos el mediodía del jueves por el secretario de Salud Pública, Joan Guix, el número de infectados por coronavirus en Igualada sumaban 49 personas, de las cuales 33 son profesionales sanitarios. Sobre los fallecimientos, Guix ha informado que los tres eran ancianos entre los 71 y 86 años.

Además, un total de 250 personas continúan aisladas en la ciudad de Igualada por haber estado en contacto con infectados, de los que 200 son profesionales sanitarios del Hospital de la localidad, lo que representa cerca de un 20 % del personal del centro.

En vista de estas circunstancias, el alcalde de Igualada, Marc Castells, ha urgido este mismo jueves al departamento de Salud a enviar más personal sanitario a la ciudad. Según ha argumentado, los médicos y enfermeras que trabajan en el hospital de Igualada están "exhaustos" y necesitan relevo.

Etiquetas
Publicado el
12 de marzo de 2020 - 21:14 h

Descubre nuestras apps

stats