PNV, EH Bildu, PSE-EE y Elkarrekin Podemos-IU acuerdan una reforma "urgente" en el Parlamento Vasco para instituir las sesiones telemáticas y el voto delegado

Fotografía de la videoconferencia que celebró en abril la diputación permanente del Parlamento

Los grupos de PNV, EH Bildu, PSE-EE y Elkarrekin Podemos-IU, que representan 68 de los 75 escaños en el Parlamento Vasco han acordado una reforma "urgente" del reglamento de la Cámara para instituir formalmente las sesiones y el voto telemáticos con el mismo rango de oficialidad que los procedimientos presenciales y para que, en caso de necesidad, un aforado en cuarentena pueda delegar su voto. El texto, de ocho páginas y que bebe de una propuesta del letrado mayor del Parlamento, se tramitará por el procedimiento de lectura única de modo que, sin más dilaciones, quedará aprobado en el primer pleno ordinario de la legislatura, el del 24 de septiembre, según fuentes parlamentarias.

'Green deal', "reconstruir" y "rescatar" Euskadi o la alta velocidad, los 11 consejeros vascos lanzan sus primeros compromisos para la nueva legislatura

'Green deal', "reconstruir" y "rescatar" Euskadi o la alta velocidad, los 11 consejeros vascos lanzan sus primeros compromisos para la nueva legislatura

Desde la coalición de PP+Cs explican a este periódico que también consideran que es una reforma necesaria aunque demandan un cambio más a fondo en la norma básica de funcionamiento del Parlamento. La presencia de EH Bildu en el acuerdo ha retraído su firma en el documento. Vox no ha participado en ningún momento en las conversaciones, dado que se le aplica un 'cordón sanitario' desde su llegada al Parlamento.

La exposición de motivos se indica que "la crisis sanitaria, económica y social provocada por el virus Sars-Cov-2 ha supuesto un reto" porque se han tambaleado principios esenciales como la presencialidad o el derecho individual al voto, "cuestiones que parecían intocables". Pero los firmantes consideran que, en situaciones excepcionales debidamente motivadas, se pueden aplicar fórmulas excepcionales, ya que la "institución representativa de la ciudadanía vasca debe prevalecer en tiempos de crisis". "El Parlamento es un servicio esencial y debe permanecer abierto, activo y ejerciendo sus funciones legislativas y de control e impulso, ya que sin Parlamento no es posible la democracia".

A partir de ahora, a petición de dos grupos o de un quinto de la Cámara se podrá solicitar "sesiones plenarias o de comisión" no presenciales si concurren "circunstancias extraordinarias". Se da la circunstancia de que no se alude a las sesiones de la diputación permanente, el órgano de guardia entre legislaturas y que adquirió el protagonismo que habitualmente no tiene al ser aplazadas las elecciones del 5 de abril al 12 de julio y estar el Parlamento disuelto durante meses. De hecho, hubo una comparecencia del lehendakari, Iñigo Urkullu, y de la entonces consejera de Salud, Nekane Murga, que se realizó por videoconferencia y que no tuvo ningún valor jurídico hasta el punto que se llegó a calificar de "reunión informal".

En cuanto al voto, hasta ahora sólo se podía delegar en caso de baja por maternidad o paternidad, permiso que han tenido representantes de varios grupos políticos en los últimos años. Sin embargo, se desea ampliar esta prerrogativa a "ingreso hospitalario", "enfermedad grave" u otra "situación excepcional", como una cuarentena por la COVID-19. Urkullu fue investido lehendakari la pasada semana con 40 votos y no con 41 porque una parlamentaria del PNV, Irune Berasaluze, estaba aislada. Y no sólo se amplían los supuestos del voto delegado sino que "la Mesa, motivadamente, podrá autorizar la emisión de voto telemáticamente", aunque siempre garantizando la "identidad" del votante y que se respeta el "sentido" de su pronunciamiento. "Se trata de que se solucionen algunas cuestiones urgentes sin esperar a la reforma general", indican fuentes parlamentarias.

Etiquetas
Publicado el
10 de septiembre de 2020 - 17:52 h

Descubre nuestras apps

stats