Sánchez-Martos no fue el primero: los otros 'recolocados' de Cristina Cifuentes

Cristina Cifuentes y Jesús Sánchez-Martos en el hospital Gregorio Marañón. / Madrid.org

Hace una semana, la presidenta de la Comunidad de Madrid sacaba de su Gobierno a dos de sus consejeros más polémicos: Jaime González Taboada, cercado por la corrupción, y Jesús Sánchez-Martos, conocido por "meras anécdotas que más tienen ver con su carácter", según la propia Cristina Cifuentes, como la de los abanicos de papel contra las altas temperaturas en los colegios. Un día y medio después de su cese, el segundo ya tenía nuevo trabajo como director de una fundación que depende de la Consejería de Educación. Por una puerta similar ha cruzado la exdiputada que dificultaba la mayoría del PP en la Asamblea Elena González-Moñux, ahora a la cabeza de la Fundación de la Energia de la Comunidad de Madrid, participada por el Gobierno regional.

Un viceconsejero de Cifuentes dimite tras el registro de su despacho en Púnica

Un viceconsejero de Cifuentes dimite tras el registro de su despacho en Púnica

Son los dos ejemplos más recientes de dimisiones –algunas por imputaciones– del entorno de Cristina Cifuentes, su Gobierno o su grupo parlamentario que terminaron recolocándose en otros cargos, sin salir del círculo del PP madrileño y sus redes. Hay más nombres: el exviceconsejero investigado Miguel Ángel Ortiz, que ha saltado de una consejería a otra o el imputado Enrique Núñez Guijarro, saliente del equipo de Ana Botella y ahora director general de Emergencias de la Comunidad.

Jesús Sánchez-Martos

Su última salida de tono fue recomendar a los niños y las niñas hacer "abanicos de papel" para aguantar mejor la ola de calor en los colegios. El día que su sucesor, Enrique Ruiz Escudero, le tomó el relevo, la propia Cifuentes dijo de él que "no sería justo que nos quedáramos en meras anécdotas que más tienen que ver con su carácter que con sus formas de gestionar".

El exconsejero de Sanidad, que admitió tras su cese que decidió salir del Gobierno regional en el momento que fue reprobado aunque entonces dijo otra cosa, fue recolocado solo un día después de anunciarse. El lugar: una fundación dependiente de la Consejería de Educación donde cobrará 82.000 euros al año. Su nombramiento se produjo el mismo día que salió su antecesor, Federico Morán –secretario general de Universidades hasta 2015–, en una reunión del patronato donde no se produjo ninguna votación, según han confirmado fuentes presentes en la reunión a eldiario.es. Solo el representante de los sindicatos se quejó y pidió que en el acta apareciera su abstención.

La Fundación Madri+d asumió en 2014 las funciones de la agencia madrileña de acreditación (ACAP), la equivalente a ANECA a nivel regional, y cobra a las universidades públicas por tareas que la agencia asumía sin coste. Unipublica, una plataforma de las universidades públicas de Madrid, denunció al organismo ante la Comisión Europea por graves irregularidades en la gestión de fondos de la UE. La Guardia Civil pidió el año pasado a la fundación, que se nutre también con fondos regionales, documentación relacionada con un contrato al empresario de la Púnica Alejandro De Pedro, según informó Cadena Ser.

Elena González-Moñux

La diputada que puso en jaque con su ausencia la mayoría del PP en la Asamblea de Madrid es la nueva directora de la Fundación de la Energía de la Comunidad de Madrid, participada por el Gobierno regional. González-Moñux solicitó la baja por depresión después de denunciar a Enrique Ossorio, portavoz del grupo, por acoso. Con su ausencia, el PP y Ciudadanos sumaban el mismo número de escaños que tienen en conjunto PSOE y Podemos. En su nuevo puesto, esta jurista sin experiencia en el sector energético percibe un salario mayor (93.000 euros) al que tenía en el escaño cuando era portavoz adjunta (70.000).

El organismo en el que ha caído González-Moñux está en gran parte controlado por la Comunidad de Madrid, que tiene seis de los 15 sillones del patronato. Los otros los ocupan empresas energéticas como Endesa, Iberdrola, Unión Fenosa, Cepsa y Gas Natural, la Cámara de Comercio, los empresarios madrileños (CEIM) y dos universidades (Politécnica y Rey Juan Carlos). La fundación, encargada según su web de "impulsar y contribuir en el desarrollo de la política energética regional", también está en el punto de mira de la UCO, que acudió a su sede para recabar facturas fechadas entre 2010 y 2012, con Aguirre aún en el Ejecutivo autonómico, informó Voz Pópuli.

Miguel Ángel Ruiz

Dimitió en mayo de su cargo de viceconsejero de Jaime González Taboada en Medioambiente cuando fue imputado por el juez del caso Púnica. Pero esta investigación no ha impedido que haya dado el salto de una consejería a otra. El Gobierno de Cifuentes le ha buscado un hueco como titulado superior adscrito a la Dirección General de Formación de la Consejería de Economía y Hacienda.

El exviceconsejero intentó reingresar, como publicó El País, en la empresa pública Arpegio donde fue consejero delegado entre 2008 y 2010, una sociedad protagonista de una de las piezas desprendidas del caso Púnica. Su vinculación con la trama de corrupción tiene que ver con su gestión en este organismo. González Taboada, cesado la semana pasada como consejero de Medioambiente y superior de Ruiz, también formó parte de la mesa de contratación de Arpegio aunque no ha sido imputado formalmente y por eso continúa como número tres del partido y con acta de diputado. La justicia investiga las irregularidades que se cometieron a través de esa sociedad, desde las adjudicaciones e inversiones millonarias a través del Plan Prisma, hasta la contratación de cargos afines al PP.

Ruiz comparte lista de dimitidos por presunta relación con el caso Púnica con otro exdiputado: Daniel Ortiz. El exalcalde de Móstoles da clase como profesor asociado desde este año en la Universidad Rey Juan Carlos, confirman desde la propia universidad. Como publicó este medio, la URJC contrató de manera irregular a la hermana de Cristina Cifuentes.

José Enrique Núñez Guijarro

Enrique Núñez ha sido nombrado director general de Emergencias en la última remodelación de estructura de Gobierno de Cifuentes. El que era hasta ahora director de Seguridad de la Comunidad de Madrid está investigado por el caso Mercamadrid. Era vocal del Consejo de Administración cuando se aprobó en 2013 una operación que habría supuesto, según la Fiscalía, un "importante perjuicio patrimonial" para Mercamadrid y un "enriquecimiento ilícito" para otra sociedad, Merca Ocio, que le alquiló unas naves.

Antes de dar el salto a la Comunidad de Madrid, el exdiputado del PP ascendió a primer teniente de alcalde con Ana Botella cuando Concepción Dancausa –también investigada por el mismo caso– se incorporó a la delegación del Gobierno. También ejerció como delegado del Área del Gobierno de Seguridad en el consistorio, entre otros cargos.

Las recolocaciones no son patrimonio exclusivo del PP de Cifuentes. El exdirector general de Telemadrid, Manuel Soriano, fue fichado en 2013 por Cluster Audiovisual, parte de la red de Madrid Network, una asociación controlada por la Comunidad de Madrid y creada por el Gobierno de Esperanza Aguirre para impulsar la innovación empresarial. Soriano, en la cúpula de la televisión pública entre 2003 y 2007, fue antes jefe de prensa de Aguirre cuando era ministra de Educación y también en su etapa como senadora los siguientes años.

Etiquetas
Publicado el
1 de octubre de 2017 - 21:50 h

Descubre nuestras apps

stats