Food Gourmet Barceló, la nueva propuesta del Mercado de Barceló

El Centro Polivalente Barceló vivirá en los próximos meses una nueva metamorfosis: además del Mercado, el polideportivo y la biblioteca, antes de final de año contará con un nuevo espacio gastronómico, que combinará degustación y comercialización de productos gourmet, además de propuestas culturales.

Bajo el nombre de Food Gourmet Barceló, el que será el nuevo espacio gastronómico y cultural del Mercado de Barceló, abrirá sus puertas en la segunda planta y contará con 21 operadores de primeras marcas gastronómicas, que se instalarán en sus 330 metros cuadrados a partir de este septiembre, fecha en la que está previsto acaben las obras de acondicionamiento.

La directora general de Comercio, Concha Díaz de Villegas; era la encargada de poner ayer por la mañana la primera piedra simbólica del proyecto, una iniciativa de la Asociación Profesional de Comerciantes, concesionaria del mercado, que cuenta con el apoyo e impulso de esa dirección, dependiente del Área de Equidad, Derechos Sociales y Empleo.

La propuesta pretende revitalizar el hasta ahora espacio polivalente para eventos de la segunda planta del mercado: Isla Barceló, ofreciéndole al público «además de la gran despensa que suponen los comercios del mercado, la posibilidad de conocer y probar una cocina atractiva, de sabores singulares», explicó Díaz de Villegas.

Tras el intento fallido de revitalizar la segunda planta a través del proyecto Cooking Barceló, Food Gourmet Barceló toma el relevo para transformar ese espacio del Mercado de Barceló en una zona gastronómica con un valor adicional: una amplia oferta cultural que complementará sus variadas propuestas de degustación a precios módicos.

Aún en pleno proceso de selección de operadores, lo que sí tienen claro en Food Gourmet Barceló es que cualquier propuesta gastronómica que incluyan en su oferta general deberá contener productos de primera calidad y frescos, del propio mercado. Entre sus pretensiones, afirman, está el convertir el Mercado de Barceló en un punto de encuentro.

Por eso, junto a esta parte puramente gastronómica, la isla tiene proyectadas zonas específicas de terraza exterior y nace, no sólo para ser una referencia del paladar, sino también un lugar que ofrezca una programación cultural, con actuaciones musicales, exposiciones de arte o presentaciones de libros que sea atractiva tanto para los vecinos como para los visitantes ocasionales.

No faltarán tampoco las jornadas continuas en las que la restauración de mercado se aliará con cocineros y restaurantes invitados, o la presentación y degustación de bodegas, entre otras actividades para sibaritas y foodies.

Etiquetas
Publicado el
8 de julio de 2016 - 10:58 h

Descubre nuestras apps

stats