eldiario.es

9

Las olas de cambio

Nadie se preocupa por el lugar dónde nacieron las olas, tan sólo nos hemos esmerado en verlas crecer, observar el momento de llegar a su cresta y por último deleitarnos con su muerte en la orilla.

Hace ya unos años nacieron esas olas de cambio que, ahora impertérritos, consideramos como lo mas normal del mundo. Un cúmulo de personas que no saben muy bien los medios de comunicación, de dónde salieron o qué hacían antes de venir a contarnos verdades como puños. En algún momento del camino que ha de llevarnos a una sociedad mejor, más justa y más digna, deberemos pararnos a pensar dónde nacieron las olas que ahora nos arroyan... En algún momento.

Mientras, disfrutemos de la escena. Estos días tan entretenidos en los que el PP regional no deja de tragarse sapos, porque de no hacerlo no podría mantener privilegios. Estos días tan lindos en los que la lluvia nos trajo pactos en una izquierda de PSOE y Podemos que hablan distintos idiomas de diferentes tiempos, como si alguien les entendiera. Y mientras ellos hacen todo eso, los demás "Ciudadanos" pescando en río revuelto.

Hay tres ingredientes nuevos en la política regional que pueden hacer saltar por los aires todo lo que hemos los últimos 20 años

Tengo que decir que no espero mucho de esta legislatura regional. Si los ingredientes siguen en el mismo sitio y cociéndose a la misma temperatura, lo que nos espera es un aburrimiento soberano. Pero ahí están las "olas" de las que hablaba... Con tres ingredientes nuevos que pueden hacer saltar por los aires todo lo que hemos visto los últimos 20 años.

Nuestro otoño y comienzo del invierno será tal cual sigue...

Primero, las Comisiones "inquisitoriales" de la Asamblea Regional, de ahí va a salir tal cantidad de mierda que la limpieza del Segura os va a parecer un chiste. Después nos tocan las Elecciones Generales y un posible cambio de gobierno central, que si bien a priori serviría al PP regional para enrocarse en su perfil favorito -víctimas-, lo único que hará será ahondar más en su soledad y exclusión política. Y por último el paso del presidente regional por el juzgado, todavía pendiente de una posible imputación... Son tres escenarios inciertos, pero posibles.

Esta es la estampa, a cámara lenta. Estamos ante un momento de transición de un modelo a otro, y será diferente, y a muchos no les gustará y a otros sí. Esta estampa la trajeron las olas de cambio que ahora comienzan a materializarse. Pase lo que pase, no olvidemos que en algún momento tendremos que identificar el segundo en que nacieron, ese instante en el que alguien dijo: BASTA YA. Sabemos, a quienes nos gusta el agua, que la corriente fresca siempre trae buenos peces. Disfrútenlos.

Con cariño, La Sardina.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha