eldiario.es

9

El abogado de Sànchez, Turull y Rull concluye que la Fiscalía busca dar un "escarmiento" al independentismo

El letrado Pina niega el "periodo insurreccional" que esgrimen los fiscales y alega que durante el mismo no hubo acusación de rebelión ni denuncias de violencia

El cambio de parecer resultó de la idea de "decapitamos a los líderes, todos se irán a su casa y al cabo de cuatro días serán unionistas", defiende el abogado defensor

"A mis tres amigos: ha sido un honor sea cual sea la sentencia. Podéis estar tranquilos porque sois gente de paz”, dice a sus defendidos al cerrar su intervención

Un agente: Toda la estructura de la Generalitat estaba al uso del "procés"

El abogado Jordi Pina en el juicio del procés EFE

"Por el amor de Dios", ha exclamado una decena de veces el abogado Jordi Pina durante su exposición final, de unas dos horas y media, en el juicio del procés. Con ella ha sintentizado su asombro por la negativa de las acusaciones, especialmente la Fiscalía, en reconocer como evidentes las pruebas que ha presentado durante la vista y de las que está convencido que exculpan a sus clientes de los delitos de rebelión, sedición y malversación que les atribuyen. Detrás de esa cerrazón está, en el caso del Ministerio Público, una intención de "escarmentar" a la ciudadanía independentista, ha asegurado Pina.

La advertencia se ha manifestado especialmente en la querella contra los líderes sociales que se sientan en el banquillo, esto es, su representado Jordi Sánchez, como presidente de la ANC; Carme Forcadell, expresidenta del Parlament pero que ocupó antes ese mismo puesto; y Jordi Cuixart, líder de Òmnium Cultural.

¿Cómo puede ser que Jordi Sànchez y por extensión Jordi Cuixart y Carme Forcadell sean jefes o promotores de una rebelión y en cambio no se les impute la malversación que va aparejada a esa rebelión? Da que pensar que no hay ningún argumento para imputarle a Jordi Sànchez esa participación. Parece que se quiere escarmentar especialmente a los líderes sociales, si no, no se explica", asegura Pina.

La querella contra ellos, ha añadido el abogado, pretendía "atemorizar al resto de ciudadanos: decapitamos a los líderes y todo el mundo se irá a su casa y al cabo de cuatro días todos serán unionistas". "No puedo entender por qué se considera a Sánchez, Cuixart y Forcadell los líderes de esta actuación de rebelión", ha dicho Pina.

El letrado ha dedicado la primera parte de su intervención a exponer que no existe el delito de rebelión porque el "periodo insurreccional" que la Fiscalía asegura que se vivió en Catalunya antes y durante el 1-O jamás fue tal. Después de cargar contra el teniente coronel de la Guardia Civil Baena por acuñar ese término y que la Fiscalía lo hiciera suyo, Pina ha expuesto una serie de ejemplos que descartarían tal situación en la Catalunya que precedió al referéndum.

Jordi Pina ha rememorado la manifestación multitudinaria de Sociedad Civil Catalana en contra del proceso soberanista que pudo desarrollarse sin incidentes hasta que unos participantes en la misma protagonizaron una "batalla campal" por "diferencias futbolísticas", en referencia al enfrentamientos de grupos ultras de distintos equipos. El letrado ha recordado a la Fiscalía que el delito de "golpe de Estado", término empleado por Javier Zaragoza, no existe en el Código Penal y que no se puede innovar en la definición de rebelión, que necesita de un "alzamiento violento" que en ningún caso se dio, según el abogado.

A lo largo de su exposición, Pina ha expuesto que ninguno de los hechos aislados de violencia alcanzan los términos que recoge el Código Penal, tales como "armas", "combate" o "fuego". Si se dieron fueron algunos "braceos" o "patadas" el 1-O como consecuencia de la actitud impropia de "algunos" miembros de las Fuerzas de Seguridad del Estado. El 20 de septiembre, ante la conselleria de Economia, se produjo "la única y maldita excepción de aquellos cuatro esgarrapacristos que causaron indencentemente daños a los vehículos de la Guardia Civil". "Aquella actuación de unos desalmados ha tirado por tierra años y años de civismo y me hacen defender una acusación de 16 años de cárcel y que mis clientes sean tachados de violentos", ha asegurado el letrado.

En este sentido, ha defendido la legitimidad de las protestas contra decisiones judiciales porque "mal que nos pese en este país ha habido jueces que han prevaricado". El comentario ha sido realizado por el abogado cuando aludía a la protesta contra el encarcelamiento de Jordi Sánchez y Jordi Cuixart, una manifestación multitudinaria en la que "no se tiró un papel al suelo". "Orgullo de país", ha añadido el letrado.

En ese clima de protesta pacífica, nada que ver con el "periodo insurreccional" que defiende la Fiscalía, "una cabeza pensante dijo: esto no puede ser como el 9 de noviembre, aquí hay que escarmentar a las personas", ha relatado Pina, en referencia a la acusación por desobediencia que siguió a la consulta de 2014.

Sin embargo, ha continuado, mientras se producía esa supuesta insurrección, la Fiscalía no acusó en ningún momento de rebelión. Ni el rey, en su discurso del 3 de octubre, ni Pedro Sánchez, lamentando las cargas policiales en un tuit el día del referéndum, hicieron referencia a la violencia necesaria para la rebelión o la existencia de ese delito, ha traído a colación Pina. Tampoco el auto de la magistrada Mercedes de Armas, previo al 1-O, preveía que con el referéndum se pudiera dar un delito. Por tanto, la acusación se trata, a juicio de Pina, de una construcción posterior. El abogado había comenzado su intervención recordando al fiscal Zaragoza que el "golpe de Estado" no es un delito del Código Penal, por mucho que él utilizara ese término en sus conclusiones".

Y en esa construcción de la acusación que defiende Pina que existe ocupan un puesto relevante las pruebas del documento Enfocats y la Moleskine de Salvador Jové, el número dos de Oriol Junqueras en Economia. Del primero, el abogado ha dicho que no hay prueba de que ese documento circulara entre los acusados pese a que se supone que es el "documento base de la independencia de Catalunya". "Hay mucho iluminao", ha asegurado Pina, aludiendo a que Enfocats puede ser obra de algún espontáneo, como las "propuestas espeluznantes" que recibía en su correo Jordi Sánchez.

El letrado de Sánchez, Rull y Turull ha asegurado, por otra parte, que Enfocats es el elemento al que se agarran las acusaciones porque sin él no pueden construir la confluencia de un procés con tres patas: Generalitat, Parlament y sociedad civil. Al referirse a la Moleskine del número dos de Junqueras, Pina ironiza sobre las reuniones que recoge de Turull, consejero de Presidencia entonces. "Lo ilógico sería que se reuniera con Messi, no con los políticos. Los políticos se reúnen con políticos", ha añadido.

El abogado Jordi Pina ha cerrado su intervención en el juicio anunciando que ha presentado un escrito solicitando la libertad para sus defendidos, Jordi Sànchez, Jordi Turull y Josep Rull, para cuando finalice la vista, previsiblemente mañana miércoles. Pina ha dedicado agradecimientos a un lado y otro de la sala, especialmente a sus compañeros de la defensa y dejando fuera a Vox. Por último, se ha dirigido a sus tres representados en catalán: "A mis tres amigos, ha sido un honor sea cual sea la sentencia, podéis estar tranquilos porque sois gente de paz".

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha