Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.

Feijóo asume ante sus barones que Sánchez no convocará elecciones de forma inmediata: “No depende de nosotros”

El líder del PP, Alberto Núñez Feijóo (c), la secretaria general del partido, Cuca Gamarra (d), y la portavoz del partido en el Parlamento Europeo, Dolors Monserrat (i), durante la reunión del Comité Ejecutivo del PP celebrado, este martes, en Madrid. EFE/ Borja Sánchez-trillo

Aitor Riveiro

25

El líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, quiere elecciones generales. Las quiere cuanto antes. Pero no las pide expresamente. No lo hizo el domingo, tras imponerse en las europeas, ni ayer ni hoy, martes, en un discurso triunfante en el Comité Ejecutivo de su partido. Ante los barones autonómicos del PP, Feijóo ha asumido que no está en su mano. “No debió comenzar la legislatura nunca, y tal y como están las cosas debe terminarla a la mayor brevedad”, ha señalado, para concluir: “No es algo que dependa de nosotros, por más que creamos que a esta legislatura le sobran días”.

La tesis de Feijóo la han defendido los presidentes autonómicos que han acudido a la cita de este martes en la madrileña calle de Génova. Todos han defendido ante los micrófonos de los periodistas que Sánchez debe convocar ya elecciones, aunque ninguno ha confiado en que vaya a ocurrir. El andaluz Juan Manuel Moreno ha hablado de “otoño”, mientras el murciano Fernando López Miras ha anticipado que Sánchez “va a aguantar todo lo que pueda”.

“Estoy seguro de que va a hacer lo que a él le convenga”, ha defendido el gallego Alfonso Rueda. Ninguno ha apostado por una moción de censura. En palabras de la extremeña María Guardiola, “la han presentado los ciudadanos el pasado domingo”.

En el PP creen que el Gobierno caerá por su propio peso, más después de la dimisión de Yolanda Díaz como coordinadora de Sumar. Aunque la vicepresidenta segunda mantendrá su cartera como ministra de Trabajo, los estrategas de Génova creen que el desfonde del espacio político a la izquierda del PSOE y su trasvase de votos es lo que mantiene con vida al partido de Pedro Sánchez en las elecciones, pero que hará inviable la acción del Gobierno.

Feijóo ha tenido tiempo en su discurso para acordarse de una rival que él conoce muy bien de Galicia y desde hace más de una década, cuando lideró la oposición contra el entonces presidente de la Xunta. Díaz es enemiga declarada del PP de Feijóo, y no ha dejado pasar la oportunidad de dejarle un recado. “Es una curiosa forma de asumir las responsabilidades políticas por un fracaso, quedarse con los despachos, los chóferes y la casa oficial del ministerio”, ha dicho. “Siempre sorprenden algunos políticos en España”, ha concluido.

Sin ayudar al PSOE en Catalunya

El PP da la legislatura por amortizada con la publicación este mismo martes de la ley de amnistía en el BOE, que Feijóo ha definido como la “página más triste de la democracia”. La respuesta, ha asegurado el líder de la oposición, es que “el independentismo vuelve a desafiar a la democracia” al permitir la mesa de edad del Parlament el voto delegado de Carles Puigdemont y otros diputados electos que no asistieron a la sesión inaugural de ayer por estar huidos fuera de España, pese a que el Tribunal Constitucional ordenó no hacerlo.

“Sánchez se ha pasado un mes diciendo que había vuelto la convivencia a Catalunya. Ayer, los que decían 'lo volveremos a hacer' lo volvieron a hacer, y desafiaron al Constitucional”, ha lamentado Feijóo. “Igual que años atrás, pero ahora el PSOE se niega a impedirlo”, ha añadido.

Feijóo ha obviado en su discurso que el PSC no apoyó la decisión de la efímera mesa de edad, dominada por los independentistas. Y también que el PP se negó a apoyar a la candidata del PSC a presidir el Parlament. La unidad de Junts, ERC y la CUP permitió acceder al cargo a Josep Rull con una mayoría simple.

“Sánchez ha dado al independentismo el poder en la Mesa del Parlament que no le dieron los catalanes en las urnas, igual que le dieron la gobernabilidad de España solo con el 1,6% de los votos”, ha dicho Feijóo. “Dijimos en campaña que votar al PSC era votar al independentismo. Estamos ante una nueva estafa. ¿De eso ha valido la victoria de [Salvador] Illa? Que se lo agradezca al señor Sánchez”, ha apuntado.

Pero la realidad es que el PSC no apoyó a Rull en la votación. De hecho, los socialistas hubieran logrado la Presidencia del Parlament si el PP hubiera apoyado a su candidata. Pero la dirección nacional no ha movido un dedo para hacer posible que la segunda autoridad en Catalunya no fuera un independentista.

Este lunes, el portavoz nacional, Borja Sémper, dijo que una “decisión que les corresponde” al PP de Catalunya. “Serán ellos con Alejandro Fernández a la cabeza los que tomen la decisión de qué hacer en el Parlament de Catalunya y en la política catalana. Y es una decisión firme y adoptada con todo rigor”, dijo.

Esa decisión fue no apoyar a la candidata del PSC.

De lo que no ha hablado Feijóo es del esperado recurso de inconstitucionalidad contra la ley de amnistía. El líder del PP no ha dicho nada al respecto, ni ha dado pistas de cuándo lo puede presentar. Tampoco los líderes autonómicos. Aunque los gobiernos regionales del PP anunciaron también su intención de recurrir la norma, llegado el momento todos han señalado que hay que esperar hasta estudiar bien el contenido del documento.

Feijóo ha zanjado su discurso como cerró la noche electoral este domingo: con una reafirmación interna de su liderazgo. Y de su intención de ser el candidato del PP cuando lleguen las elecciones, para ganarlas: “Es nuestro objetivo como partido, es mi propósito personal. Os puedo asegurar que lo tenemos más cerca que nunca”.

Etiquetas
stats