eldiario.es

Focos

Miguel Lorente

Profesor Titular de Medicina Legal de la Universidad de Granada, también Médico Forense, Especialista en Medicina Legal y Forense, y Máster en Bioética y Derecho Médico. Ha trabajado en el análisis del ADN en identificación humana, el análisis forense de la Sábana Santa, y en el estudio de la violencia, de manera muy especial de la violencia de género, circunstancia que llevó a que le nombraran Delegado del Gobierno para la Violencia de Género en el Ministerio de Igualdad.

  • Reacciones a sus artículos en eldiario.es: 692

Como una moto

Los machistas se ponen "como una moto" cuando ven que sus argumentos y estrategias, que hasta hace poco formaban parte del decorado de la normalidad sin que nadie los cuestionara, ahora son criticados y devueltos al trastero de un pasado del que nunca debieron salir. Y no es de extrañar, porque ese simple ejercicio crítico permite hacer de la convivencia un lugar de encuentro, no ese espacio donde exhibir sus ideas y poder simbólico con el que, como si fueran las bombillas de una feria, iluminan la celebración de la fiesta machista en la que convierten algunos espacios de la sociedad.

Por eso andan acelerados por sus circuitos mentales, después de que el Ayuntamiento de Jerez de la Frontera haya aprobado una moción para instar a la empresa Dorna, organizadora del Gran Premio de Motociclismo de la ciudad, para que no utilice a las mujeres "como si fueran una moto" al presentarlas como parte del decorado del circuito con el objeto de poner color y llamar la atención de los espectadores.

Seguir leyendo »

"Hacerse el rubio"

Los hombres “se hacen los rubios” al igual que las mujeres “se hacen las rubias”, la fuente es Cifuentes, Cristina Cifuentes, Presidenta de la Comunidad de Madrid; y lo ha dicho para justificar  unas declaraciones en las que expresa que en ocasiones “se hace la rubia”.

No dudo, como ha explicado después, que lo dijo en un tono relajado y como broma, pero lo que demuestra con sus explicaciones es que, todavía hoy, una referencia social impuesta por el machismo sirve como modelo para abordar determinadas situaciones que a la postre actúan en contra de las mujeres. Por lo tanto, sus palabras contribuyen a consolidar esas referencias machistas al legitimar una conducta que, teóricamente de forma libre, deciden llevar a cabo las mujeres a partir de esa construcción cultural. Por eso son palabras que no debería haber dicho la Presidenta, y tras haberlo hecho, en lugar de justificarlas, sencillamente debería haber pedido disculpas por haberse metido “sin querer” como parte de una conversación relajada y en broma.

Seguir leyendo »

Abusos

Un padre reconoce haber abusado sexualmente de sus dos hijas menores durante más de tres años; de las dos, una de 4 años y la otra de 3. Los hechos son graves, tanto que la Fiscalía ha solicitado 12 años de prisión para él, pero al final como el padre ha confesado que lo hizo y se teme que a lo largo del juicio no se llegue a demostrar lo ocurrido, le rebajan la pena a dos años, una multa y la retirada de la patria potestad. Ha ocurrido en Pontevedra.

Entender que esa confesión es producto del arrepentimiento y no de la amenaza de los años de cárcel, y pensar que más vale el distanciamiento del padre que la sanción, parece más una justificación que una respuesta en Justicia; una respuesta que, en cierto modo, facilita que un problema social grave, como es el abuso sexual a menores en las familias, continúe.

Seguir leyendo »

Los días del olvido

Olvidar es un proceso, no se suele olvidar todo con el tiempo ni algo de una sola vez, salvo que se presente algún acontecimiento traumático, y la sociedad genera más dolor que traumas, pues todo lo que sucede en el espacio de su convivencia es más el resultado de lo esperado que la imprevisibilidad de un accidente.

Por eso el día 9 de marzo comienza para el machismo con la necesidad de olvidar todo lo vivido cada 8 de marzo, y por la misma razón todos los 26 de noviembre empiezan dándole la espalda a las conmemoraciones que se reúnen alrededor del 25N.

Seguir leyendo »

La mano de dios

La mano de dios es larga e invisible, tanto que aquello que toca se vuelve tan largo e invisible como ella, hasta el punto de que ni siquiera se tiene en cuenta en la persona que lo lleva a cabo en su nombre; porque hay ciertas cosas que no suponen tomar el nombre de Dios en vano, sino tomarlo "en mano" para usar y tirar.

Eso es lo que parece que ha ocurrido con Diego Armando Maradona, que un día marcó un gol ilegal al introducir el balón en la portaría con la mano, y en lugar de decir que había sido una jugada impropia de un deportista, afirmó que fue "la mano de Dios". Quizás Inglaterra, que quedó eliminada por ese gol, la vio como "la mano del diablo", pero para la historia ha pasado como una jugada divina. Y algo parecido ha vuelto a suceder ahora con Maradona al meterle un gol a la sociedad, por hacer creer que la situación que dio lugar a que su pareja llamara a la recepción del hotel pidiendo ayuda porque estaba siendo agredida, sólo fue una "fuerte discusión", un tema de pareja.

Seguir leyendo »

"Todas las violencias"

Resulta significativo comprobar cómo cada vez que ocurre un caso de violencia de género y se tiene que emitir un comunicado de rechazo o condena por parte de un organismo, empresa o institución, se recurre a la fórmula de expresar que se está en contra de "todas las violencias" o de " cualquier violencia".

Es lo que ha sucedido con el comunicado del Atlético de Madrid tras la detención de su jugador Lucas Hernández, ni siquiera han tenido el detalle de mencionar la violencia de género para decir que se está en contra de ella y de todas las demás, la han obviado para irse directamente al conjunto de "todas las violencias". Es parecido a lo que sucedió con el Real Betis cuando parte de la grada apoyó con sus cánticos al jugador Rubén Castro.

Seguir leyendo »

"Trumputín"

Rasputín ha muerto, viva "Trumputín". Los nuevos tiempos tienen mucho de vintage, pero ahora no necesitan mártires ni héroes. Se bastan con predicadores que conduzcan a la gente a la tierra prometida del lugar donde ya se encuentra para que, de ese modo, nadie se mueva de su sitio. Esa es la estrategia conservadora, avanzar sin moverse del lugar y dejar que el tiempo pase sin que nada más suceda.

Y uno de esos predicadores es "Trumputín", un nuevo ser surgido de la unión de Donald Trump y Vladimir Putin para imponer sus ideas y abusos a lo largo y ancho del planeta bajo la presión y la amenaza del discurso del miedo: derechos sociales cada vez más limitados, aceptación del argumento económico para recortar recursos y servicios básicos, precariedad laboral como logro, desigualdad como necesidad para que todo esté en orden, es decir, los hombres en su sitio y las mujeres en el suyo, los nacionales aquí y los extranjeros allí, lo propio como bueno y lo diferente como ataque, y la fuerza como una posibilidad siempre accesible.

Seguir leyendo »

Machismo de birrete

Un catedrático de la Universidad de Sevilla ha sido condenado por abusar sexualmente de dos profesoras y una becaria de su departamento. Para la mayoría de la gente era un buen hombre, un buen profesor, un buen compañero, un buen decano, un buen vecino… es decir, un hombre revestido de normalidad para poder seguir siendo un buen hombre y llevar a cabo todo lo que los hombres buenos hacen hasta ser descubiertos, y pasar, entonces, a ser "hombres malos", como afirma el magistrado del Tribunal Supremo, Antonio Salas; o sea, se convierten en "hombres malos por imperativo legal".

Todo ello, por supuesto, sin que el machismo tenga nada que ver en la motivación de sus conductas ni en la invisibilidad que se genera alrededor de unos hechos que se caracterizan por su prolongación en el tiempo, ante la mirada ciega de las personas que hay alrededor que, curiosamente, nunca ven nada. ¿Por qué resulta invisible abusar de una profesora o alumna en un despacho, y no lo es vender droga en esa misma habitación?

Seguir leyendo »

El beso de Judas

El machismo no es sólo un posicionamiento individual, ante todo es conducta y una actitud frente a los demás, especialmente ante aquellos que deben apreciar los elementos que definen esas ideas, comportamientos y actitudes para que el hombre en cuestión sea reconocido como parte de su grupo de iguales, y ocupe una posición más o menos alta según el resultado de sus conductas.

En el machismo no hay ideólogos y actores, todos defienden las ideas con sus acciones, y todas las acciones refuerzan su sistema de valores. Es lo que ha hecho el vocal de la Cámara de Comercio de Sevilla, Manuel Muñoz Medina, al llevar acabo la agresión sobre la diputada de Podemos Teresa Rodríguez.

Seguir leyendo »

Goliat y David Pérez

David Pérez , alcalde de Alcorcón, se ha dado cuenta, del mismo modo que lo ha hecho el machismo, de que lo que tiene enfrente no es un "grupo" ni un "colectivo" más o menos amplio de mujeres, sino un gigante; un movimiento gigante que avanza en contra de la desigualdad y de la injusticia social que significa el machismo. Y es gigante por su dimensión global y por la grandeza de sus  reivindicaciones, que no son otras que pedir la Igualdad en la sociedad y hacerlo también para los hombres que las discriminan, abusan, maltratan, violan y asesinan por todo el planeta. Como se observa, no puede haber más grandeza y generosidad en el planteamiento feminista.

Que la respuesta a esa demanda de convivencia en Igualdad sea presentada como una amenaza y un ataque a los hombres y al orden existente, un orden capaz de convivir con 700.000 hombres maltratadores cada año, con 60 que asesinan a sus parejas o exparejas, con miles que agreden sexualmente… ya indica que la propia sociedad y su cultura matriz no sólo forman parte del problema, sino que son el problema.

Seguir leyendo »