eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Diez cosas que no sabes sobre el caso Woody Allen

Robert Weide, director del documental Woody Allen: A Documentary, hace algunos números y despeja varios de los rumores que, según afirma, han contaminado el caso de Dylan Farrow contra Woody Allen

28 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Allen refuta acusaciones y reabre en Hollywood el debate entre genio y moral

Woody Allen reabre en Hollywood el debate entre genio y moral.

1.Woody Allen no se escapó con su hija adoptiva. Soon-Yi era la hija adoptiva de Mia Farrow y su anterior pareja, el pianista André Previn, al que siempre ha considerado su padre. Ni siquiera llegaron a vivir juntos.

2. Woody Allen empezó su relación con Soon-Yi cuando él tenía 55 años y ella, 19 o 21 (como en muchos casos de adopción, la partida de nacimiento es confusa). En cualquier caso, Soon-Yi era mayor de edad y estudiaba psicología en la Universidad de Columbia. Pero los matrimonios de edad desigual abundan en la familia: Mia Farrow se había casado con Frank Sinatra en 1966, cuando él tenía 50 años y ella, 21.

3. Ronan Farrow, único hijo biológico de Allen y Farrow, acusó a su padre de inmoral porque “se ha casado con mi hermana. Eso me convierte en su hijo y su cuñado a la vez". Pero su madre sugirió que podría ser hijo de su exmarido Frank Sinatra, lo que vendría a significar que tuvieron relaciones cinco años antes de separarse de Allen, cuando Mia tenía 42 y Sinatra, 71.

4. Los hechos que Dylan relata tuvieron supuestamente lugar el 4 de agosto de 1992 en Frog Hollow, la casa de campo de Farrow en Bridgewater, Connecticut. Esto es casi cuatro meses después (y no antes) de que Farrow descubriera la relación de Woody Allen con su hija adoptiva Soon-Yi, a la que echó de casa. Según la niñera de Dylan, Kristie Groteke, por entonces Mia Farrow todavía hablaba con su expareja por teléfono diez veces al día.

5. Woody Allen nunca fue declarado "no culpable" de cargos de abuso y/o violación porque el caso nunca fue a juicio. La policía de Connecticut abrió una investigación criminal que duró seis meses, y en la que participaron expertos del Hospital de Yale-New Haven. El juez Elliot Wilk decidió que las pruebas presentadas por el examen médico no eran concluyentes y el caso se cerró sin llegar a los tribunales.

Se da la circunstancia de que el hermano de Mia Farrow sí cumple diez años de condena por 39 cargos de abuso sexual a menores de entre 8 y 13 años.

6. Las declaraciones del portavoz del equipo de médicos Dr. John M. Leventhal fueron: "Teníamos dos hipótesis: una, que estas eran declaraciones hechas por una niña perturbada emocionalmente y que se convirtieron en ideas fijas. La otra hipótesis era que había sido entrenada o sugestionada por su madre. No llegamos a ninguna conclusión. Pensamos que era probablemente una combinación de ambas". Lo que, como concluyó el honorable juez Wilk, no prueba ni una cosa ni la contraria, pero sí que al señor Leventhal le gusta mucho opinar. El jefe de la investigación policial Frank Maco cerró el caso sin cargos contra Woody Allen, pero manteniendo que había "causa probable" para creer que el abuso había tenido lugar.

7. Una antigua niñera llamada Monica Thompson (que había sido contratada por Woody Allen) le contó al LA Times que Kristie Groteke -la cuidadora de Dylan- le había dicho que el día del supuesto abuso no había perdido a la niña de vista durante más de cinco minutos. Pero Groteke nunca confirmó el dato, ni siquiera cuando publicó Mia and Woody, un retrato de la perjudicada familia en el momento de las acusaciones. Lo que sí dijo es que notó cambios en el comportamiento de Dylan (como una repentina modestia física), aunque podrían estar motivados por los interrogatorios y exámenes de policías, médicos, psicólogos, psiquiatras y otros agentes de la investigación criminal. 

8. Woody Allen accedió a defender su inocencia delante de un detector de mentiras. Lamentablemente, las únicas declaraciones que confirman esta prueba son las de J. Martin Obten, el abogado que contrató para conseguir la custodia de sus hijos, y ni el propio Obten supo decir quién, cómo ni para qué se hizo la prueba.

9. Allen sí llevó a Mia Farrow a juicio por la custodia de tres de los 11 niños de la casa: Moses (15) y Dylan (7) y Ronan, el hijo biológico de ambos. El mismo juez que declaró la invesigación "no concluyente" dio a Mia Farrow la custodia de Dylan y Ronan y denegó las visitas de Woody Allen a Dylan. Moses, que tenía 15 años, eligió quedarse con su madre. Con los años ha cambiado de bando, y ahora es el único miembro de la familia que se relaciona con el director y su mujer.

10. Dos años después de la investigación, Mia Farrow intentó sin éxito anular las adopciones. A día de hoy, Woody Allen sigue siento el padre adoptivo de Dylan y Moses.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha