eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Juan Abelló pone a la venta su monopolio del opio en pleno debate sobre su venta descontrolada en EEUU

Junto a su socio Sanofi, Abelló espera ingresar unos 200 millones de euros por la venta de Alcaliber

La empresa lleva años batiendo récords de beneficios y tras lograr la primera licencia en España para cultivar y distribuir cannabis se ha aliado con la mayor firma de este negocio

Fuentes del consejo de Torreal dicen que la decisión de vender "no tiene nada que ver" con la epidemia de muertes por sobredosis en Estados Unidos, que ha puesto el foco en las farmacéuticas

- PUBLICIDAD -
El multimillonario Juan Abelló junto a su esposa, Ana Isabel Gamazo Hohenlohe, en septiembre de 2014. EFE

El multimillonario Juan Abelló junto a su esposa, Ana Isabel Gamazo Hohenlohe, en septiembre de 2014. EFE

Juan Abelló Gallo ha puesto el cartel de ‘Se Vende’ a Alcaliber, la empresa del grupo Torreal (brazo inversor del multimillonario) que tiene el monopolio del cultivo y explotación del opio legal en España.

Según avanzó Expansión, Torreal ha contratado al banco de inversión Rothschild para sondear entre inversores la venta, a lo largo de 2018, de su 60% de Alcaliber. El otro accionista, la multinacional francesa Sanofi (dueña del otro 40%), también está dispuesto a vender. Ambos valoran la empresa en unos 200 millones de euros.

La decisión se produce en un momento dulce para Alcaliber, que encadena récords de ventas y beneficios en los últimos años y en 2016 logró  superar por primera vez en su historia los 10 millones de euros de ganancias, con una rentabilidad superior a la de la mayoría de las empresas del Ibex 35.

Fuentes del consejo de Torreal confirman a eldiario.es esos planes de venta, pero los desvinculan de los efectos colaterales que para Alcaliber podría acabar teniendo la prolongada epidemia de muertes por opioides que está sacudiendo Estados Unidos, calificada el mes pasado por Donald Trump de "plaga" y " emergencia para la salud pública". Esa coyuntura, indican, "no tiene nada que ver" en el proceso de venta, que "estaba decidido hace tiempo", aseguran.

Licencia para vender

La empresa, que no cotiza en bolsa, no detalla en sus cuentas anuales el destino de sus exportaciones, que suponen más del 90% de su facturación. Uno de sus destinos es Estados Unidos. En  enero de 2008, previa solicitud en 2005 del Gobierno español, Alcaliber obtuvo licencia del Departamento de Justicia estadounidense para exportar su producto allí y desde entonces, ha realizado "importantes inversiones" en estados como Carolina del Sur, según recogía  un informe de la Oficina Económica y Comercial de la Embajada de España en Washington de noviembre de 2015.

De acuerdo con datos de aduanas recogidos por el portal especializado en comercio exterior USA Import Data, entre junio y agosto Alcaliber introdujo en Estados Unidos más de 362 toneladas de semilla de amapola (grano) a través de los puertos de Newark (New Jersey), Long Beach, Los Ángeles y Oakland (California), Seattle (Washington) y Norfolk (Virginia). Esta actividad, según sus cuentas, supone un 16% de su facturación, que realiza a través de exportaciones a 40 clientes de 15 países.

El año pasado, las muertes por sobredosis en Estados Unidos se dispararon otro 21%, hasta 64.070 fallecimientos, según  datos preliminares del Departamento de Salud estadounidense. Una cifra sin precedentes que previsiblemente volverá a aumentar este año. En un 22% de los casos, la causa fue el abuso de medicamentos opiáceos de prescripción médica. La mayor parte, no obstante, estuvo relacionada con opiáceos sintéticos como el fentanilo, no derivados de la planta del opio que cultiva Alcaliber y que la empresa suministra (en grano o como principio activo) a compañías farmacéuticas de todo el mundo.

Como apuntaba recientemente la web especializada BiopharmaDive, "los fabricantes de opioides se están viendo sometidos a un creciente escrutinio de legisladores y reguladores" ante la magnitud de la gravísima epidemia de muertes que azota EEUU.

Hace unos días, The New Yorker  señalaba por ejemplo a los Sackler, "la familia que construyó un imperio de dolor", dueños del laboratorio Purdue Pharma, objeto, junto a otros fabricantes, de una catarata de denuncias de diversas administraciones públicas estadounidenses (entre ellos, varios Estados) por la publicidad engañosa de su analgésico OxyContin. Este fármaco procede de la tebaína, un alcaloide del que Alcaliber tiene una cuota en la producción mundial del 18%, según sus últimas cuentas anuales.

Cannabis a la vista

Con sede en la calle Génova de Madrid, la empresa española, líder mundial en producción de morfina con una cuota del 27%, está presidida por el propio Abelló y fue fundada por el padre de este en 1973, cuando la familia logró de la dictadura franquista el monopolio del cultivo de adormidera, que han mantenido durante más de cuarenta años. Ahora tienen en su punto de mira al floreciente negocio del cannabis.

La compañía explica en su web que "el 27 de octubre de 2016 Alcaliber se convirtió en la primera empresa española a la que se concede licencia para el cultivo, producción, fabricación, importación, exportación, distribución y comercialización de cannabis. Desde esa fecha una gran cantidad de recursos de la compañía se dedica al desarrollo de un modelo que nos convierta en líderes mundiales en la producción de cannabis y sus derivados para la industria farmacéutica".

En septiembre pasado, y tras obtener esa licencia del Gobierno español, Alcaliber  anunció un acuerdo con la canadiense Canopy Growth Corporation, la mayor empresa cotizada del sector de la marihuana (fundada en 2014, capitaliza unos 2.000 millones de euros) para lanzarse de lleno al negocio del cánnabis medicinal mediante la exportación de este producto. Con ese nuevo nicho en pista de despegue, Abelló ha decidido hacer caja.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha