eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Las pequeñas empresas del mayor granero de Brasil también quieren exportar

- PUBLICIDAD -
Las pequeñas empresas del mayor granero de Brasil también quieren exportar

Las pequeñas empresas del mayor granero de Brasil también quieren exportar

En el estado de Mato Grosso, el mayor productor de granos de Brasil y una de las regiones que más exporta alimentos en el mundo, las pequeñas empresas no quieren quedarse atrás y lanzaron una iniciativa para poner igualmente sus productos en el exterior, al menos en los países vecinos.

Una rueda de negocios en Cuiabá, la capital regional, permitió esta semana a 34 pequeñas productoras de alimentos de Mato Grosso darse a conocer entre importadores de otros países sudamericanos, hacer contactos para futuros negocios y, en algunos casos, hasta firmar contratos para comenzar a exportar.

"Tuvimos una negociación muy importante, muy interesante, con un inversionista, un comprador que también trabaja con chocolates y dulces y comenzamos una negociación muy prometedora. Otro país también manifestó interés pero con el de Colombia el negocio quedó prácticamente cerrado", dijo a Efe Fabiana Luoly, propietaria de una fábrica de chocolates que lleva su apellido.

Según el Servicio Nacional de Apoyo a la Pequeña y la Micro Empresa (Sebrae), entidad brasileña que apoya estos emprendedores, su Rueda Internacional de Negocios para los pequeños aprendices de exportador en Mato Grosso terminó con cerca de 150 millones de reales (unos 48,4 millones de dólares) en posibles compras y "excelentes expectativas de negocios para los próximos doce meses".

"El objetivo era aproximar empresas latinoamericanas. Invitamos a siete países a participar en la rueda: Bolivia, Chile, Perú, Uruguay, Paraguay, Argentina y Colombia. Dos empresas por cada país y tuvimos más de 150 agendas de negocios", dijo a Efe el gerente de Inteligencia Estratégica de Sebrae en Mato Grosso, André Schelini.

Para este economista y uno de los principales organizadores del encuentro, cuando los pequeños productores de alimentos pongan en el exterior productos de valor agregado y marcas, Mato Grosso dejará de ser un simple exportador de materias primas.

El 99 % de los 12.580 millones de dólares que este estado fronterizo con Bolivia exportó en 2016 fueron granos y carnes.

Mato Grosso, con sus escasos 3,3 millones de habitantes en 903.457 kilómetros cuadrados de territorio (el tamaño de Francia y Alemania juntas), es el principal productor de soja (con 31 millones de toneladas anuales), maíz (26,5 millones de toneladas), algodón y carne bovina de Brasil (30 millones de cabezas), y el segundo mayor exportador de productos agropecuarios después de Sao Paulo.

Si fuese un país, Mato Grosso sería el cuarto principal exportador de soja, sólo superado por Estados Unidos, Brasil y Argentina.

Pero sus únicas exportadoras son las grandes y medianas empresas, que sólo equivalen al 4 % de los 208.000 establecimientos.

Las 40 mayores empresas de Mato Grosso responden por el 86 % de las exportaciones, mientras que las pequeñas y micro (96 % del total) responden por el 1 % de las ventas externas.

Para cambiar un modelo basado en la producción agropecuaria de latifundistas y estimular exportaciones de productos de valor agregado, el Sebrae invitó a su rueda de negocios a pequeños productores de galletas, jugos, bebidas, cachaza, frutas, conservas, barritas de cereal, castañas, palmitos, congelados y café.

"Mato Grosso es conocido en todo el todo el mundo como un gran productor de cereales, de alimentos, pero tiene otros productos que también pueden ser exportados, como algunos industrializados, con valor agregado, productos con características regionales, productos tradicionales de la región", explicó Schelini.

"Las empresas participantes son del segmento de alimentos y bebidas, que tienen un potencial de complementariedad con los mercados invitados. Para escoger a los invitados, hicimos un estudio para saber lo que esos países compran en otras regiones más distante como Europa y Estados Unidos, que Brasil, especialmente Mato Grosso, puede ofrecerles", dijo el especialista del Sebrae.

Pese a estar ubicado en la mitad de Sudamérica y equidistante al Atlántico y al Pacífico, Mato Grosso tienen graves problemas logísticos para exportar y los grandes productores dependen de las pocas vías terrestres, lo que encarece la exportación.

Para superar este problema, el Sebrae buscó una alternativa aérea y firmó un convenio con Infraero, la empresa aeroportuaria brasileña.

"Tenemos condiciones de acceder a esos mercados. Mato Grosso ya accede a esos mercados. Ahora hay que crear un espacio para que las pequeñas empresas también participen en los negocios globales", concluyó Schelini.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha