eldiario.es

Menú

Así es el protocolo contra la violencia machista del Ayuntamiento de Madrid que Cifuentes ningunea

El Gobierno de Cristina Cifuentes incumple el Convenio de Estambul al negarse a participar en los comités de crisis del Ayuntamiento de Madrid

La Comunidad de Madrid esgrime "falta de competencias" del Ayuntamiento en materia de género negando la red municipal de atención a las víctimas

- PUBLICIDAD -
Realizan un paro en Argentina contra la violencia machista antes de la masiva marcha

EFE

La Comunidad de Madrid se negó a participar este viernes en el primer comité de crisis tras un asesinato machista del Ayuntamiento de la capital. Esta medida, aprobada en Pleno el pasado miércoles, tiene como uno de sus principales objetivos determinar los posibles fallos que hayan podido cometer las administraciones de cara a buscar mecanismos que los eviten en el futuro. 

La cruel realidad de la violencia de género tras el asesinato de una mujer a manos de su pareja en Ciudad Lineal hace una semana –ese mismo fin de semana hubo dos feminicidios más– ha obligado a constituir el primero. Los propuesta de Ahora Madrid y PSOE contemplaba la participación de la Comunidad de Madrid en estos comités de crisis, pero el Gobierno autonómico ha rechazado participar argumentando que "no sirven para nada" porque el Ayuntamiento de Madrid "no tiene competencias en materia de violencia de género", aseguraron desde el área de Asuntos Sociales de la Comunidad el viernes a eldiario.es, una negativa con la que la Comunidad incumple uno de los tratados internacionales a los que España se ha comprometido. 

"La cooperación entre administraciones no solo es un principio general, sino una obligación específica en la lucha contra la violencia machista". Begoña San José, del Fórum de Política Feminista y la Plataforma 7N contra las violencias machistas, se refiere al Convenio del Consejo de Europa sobre prevención y lucha contra la violencia contra la mujer, también conocido como Convenio de Estambul, que entró en vigor para España el 1 de agosto de 2014 y que establece como obligatorio el trabajo conjunto entre administraciones. 

En sus fundamentos, el Convenio de Estambul determina como primordial "prevenir la violencia, proteger a las víctimas y entablar acciones judiciales contra los agresores"; "destacar la importancia de una actuación coordinada de todos los organismos y servicios oficiales pertinentes y la sociedad civil", y la recogida de "datos estadísticos y de investigación sobre todas las formas de violencia contra la mujer"; unos pilares de los que bebe la recién medida puesta en marcha Ayuntamiento de Madrid y que la Comunidad está incumpliendo negándose a participar.

Entre 28 y 34 mujeres han sido asesinadas por su pareja o expareja hasta mayo, lo que supone un aumento del 47% respecto al mismo periodo de 2016, una lacra por la que también se han matado a seis niños, cifra que quintuplica a la de un año antes. Solo en la ciudad de Madrid, han sido asesinadas cuatro mujeres y cuatro niños. El artículo siete del tratado de Estambul determina que la lucha contra la violencia machista deberá "implicar" a "todos los actores pertenecientes como las agencias gubernamentales, los parlamentos y las autoridades racionales, regionales y locales", así como a "instituciones de derechos humanos organizaciones de la sociedad civil". Por tanto, establece como esencial la cooperación entre administraciones y sociedad civil. 

"Es criminal que la Comunidad de Madrid se niegue a analizar con el Ayuntamiento de Madrid qué ha pasado y qué no debe volver a pasar", opina Begoña San José. "Es contrario al deber de socorro no solo a la mujer asesinada el domingo en Ciudad Lineal, sino a otras, ahora vivas, a las que pueda pasar lo mismo en el futuro si las administraciones –estatal, autonómica y local– no emplean la debida diligencia". 

Las conclusiones que arrojen las investigaciones de los comités de crisis tienen como principal objetivo la obtención de la máxima información posible que resulte "útil para avanzar en la prevención y detectar actuaciones susceptibles de mejora para su posible corrección o refuerzo", según recoge la propuesta de Ahora Madrid y PSOE aprobada por unanimidad de todos los partidos en el Pleno. Pero también se pondrá especial hincapié en la reparación, sobre todo, la de los hijos e hijas de las víctimas a través de asistencia psicológica, ayudas sociales y la personación en las causas, entre otros, aspectos que establece el convenio de Estambul. El Ayuntamiento pretende actuar en consecuencia para evitar errores en el futuro y también hará "recomendaciones" a otras administraciones. 

Red municipal de atención a las víctimas

La cooperación de Comunidades Autónomas y las corporaciones locales también la reconoce la Ley Orgánica 1/2004 de Protección Integral contra la violencia de género. "Las mujeres víctimas de violencia de género tienen derecho a servicios sociales de atención, de emergencia, de apoyo y acogida y de recuperación integral. La organización de estos servicios por parte de las Comunidades Autónomas y las Corporaciones Locales, responderá a los principios de atención permanente, actuación urgente, especialización de prestaciones y multidisciplinariedad profesional", recoge su artículo 19.

La Comunidad de Madrid esgrime "falta de competencias" del Ayuntamiento en materia de violencia género para negarse a participar en los comités de crisis. Con esta afirmación está negando también la red municipal de atención a las víctimas con la que cuenta el consistorio, cuyas competencias recaen en el Ayuntamiento, o en su defecto, comparten. Actualmente, la capital cuenta con una red de ocho puntos con este propósito. En los puntos municipales del Observatorio regional de la violencia de género, en convenio con la Comunidad, se proporciona atención jurídica, psicológica y social a las mujeres, un servicio al que el Ayuntamiento de Madrid destina la mayoría de los recursos necesarios, según indican fuentes municipales a este medio, a pesar de ser un servicio conjunto con la administración territorial. 

"Los ayuntamientos y municipios son los más próximos a las víctimas y los que más mecanismos tienen de cara a la detección", defiende Begoña San José. El  Servicio de Atención a Mujeres Víctimas de Violencia de Género (S.A.V.G.), que atiende a todo el municipio de Madrid y funciona los 365 días del año durante las 24 horas del día, es otro de los puntos de la red dependiente al Ayuntamiento de Madrid. En este servicio especializado se atiende a las víctimas de emergencia y en primera instancia, actuando como un dispositivo referencial de primer nivel, que facilita el acceso a otros recursos que configuran la red especializada, como puede ser el alojamiento protegido. 

Prevención y sensibilización

La presidenta de la Federación de Mujeres Progresistas, Yolanda Besteiro, destacó tras los tres asesinatos machistas en un mismo fin de semana hace ocho días, que las víctimas sienten "desconfianza" hacia el sistema judicial. Basteiro lamentaba también la falta de campañas de sensibilización orientadas tanto hacia las afectadas como hacia los maltratadores y la sociedad en general.

"La violencia de género no es algo que se arregle de la noche a la mañana; en cuanto se produce la más mínima bajada de la guardia inmediatamente se produce un repunte. Solamente con concienciación ciudadana no se soluciona, es necesario continuar con las campañas que, por desgracia, se han suspendido", defendía hace apenas unos días.

Uno de los fundamentos del Convenio de Estambul es, precisamente, incidir en la prevención y sensibilización. Las campañas que reclama Yolanda Basteiro van encaminadas a evitar futuras muertes, un mecanismo al que recurren tanto Gobierno central, comunidades autónomas, ayuntamientos y municipios, destinando para ello una parte de su presupuesto.

El área de Políticas de género y Diversidad del Ayuntamiento de Madrid también destina parte de sus recursos a estas campañas de sensibilización y prevención. Por eso, de cara a las fiestas patronales que tendrán lugar en la capital a lo largo del verano, el Consistorio lanzará a finales de junio una campaña contra las violencias machistas en coordinación con los 21 distritos, el tejido asociativo y empresarial de la ciudad. También en junio, se celebrará en la ciudad una jornada para la elaboración de un 'Plan de Choque contra las Violencias Machistas', que contará con la participación de técnicos, expertos, miembros de la sociedad civil y partidos políticos, y con el que el Ayuntamiento pretende "trazar la hoja de ruta contra las violencias machistas en Madrid hasta 2019".

La negativa de la Comunidad de Madrid de participar en los comités de crisis del Ayuntamiento es "irresponsable". "Nos están matando, y aunque aún no sabemos si servirán de mucho o poco estos comités, cualquier acción encaminada a evitar más muertes debe ser bienvenida y una obligación de todas las administraciones", concluye San José.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha