Focos

Puig sigue sin pronunciarse sobre su postura ante la abstención pero asegura que acatará lo que decida el Comité Federal

Dice que es el PSOE el que "tiene que ayudar a salir de este embrollo monumental" que es el bloqueo político

- PUBLICIDAD -
Puig sigue sin pronunciarse sobre su postura ante la abstención pero asegura que acatará lo que decida el Comité Federal

El presidente de la Generalitat Valenciana y secretario general del PSPV, Ximo Puig, ha optado por no pronunciarse una vez más sobre la postura que defenderá en el Comité Federal del PSOE convocado para el próximo domingo acerca de lo que cree que debe hacer el partido ante una eventual investidura de Mariano Rajoy. Sí ha dejado claro que acatará lo que este órgano decida.

Puig ha abogado por un debate interno "sereno, laico, en el que se hagan todas las propuestas y todas sean respetadas y absolutamente dialogadas, y que todo el mundo en este debate cuente con el respeto de los otros".

"Yo he dicho por activa y por pasiva cuál es mi proceder, y mi proceder en estos momentos es escuchar, y después de escuchar decidiremos", ha añadido en declaraciones a los medios durante una visita a Castellón para participar en la apertura de la I Jornada Internacional de Innovación.

Tras el debate en el Comité Federal, ha señalado el presidente valenciano, el PSOE deberá tomar una decisión "en favor de los intereses de los ciudadanos y del interés de aquellos" a los que los socialistas representan.

Preguntado por su posicionamiento personal, Puig ha indicado que no se va a pronunciar hoy al respecto, pues lo que está haciendo es escuchar a los militantes, a los dirigentes, a las personas que se quieren dirigir a él, con los que va a estar hablando estos días "intentando hacer un diálogo abierto, laico y sin posiciones cerradas, y que finalmente produzca un resultado que será visible el próximo domingo".

"Hay que tener en cuenta que estamos en una situación complicada, que desgraciadamente al final es el PSOE, porque los partidos se han borrado, el que tiene que ayudar a salir de este embrollo monumental", ha resaltado.

Respecto a si hasta el próximo domingo no se conocerá su opinión, Puig ha insistido en que "hoy desde luego no". "Mi opinión la he referido en muchas ocasiones, y es que tiene que haber un debate sereno y en eso estamos, y viendo todas las consecuencias que tiene la toma de decisiones", ha recalcado.

ELECCIONES

Según Puig, los ciudadanos después de las elecciones "dijeron lo que dijeron y parece que los actores políticos no les han hecho demasiado caso". Al respecto, ha subrayado que "intentar decirle a los ciudadanos otra vez que son ellos los que tienen que cambiar de opinión para desatascar esta cuestión me parece bastante irresponsable".

En cuanto a si él es partidario de la disciplina de voto, ha apuntado: "Nosotros acataremos y respetaremos la mayoría, pues lo hemos hecho siempre. Yo lo hice cuando me desautorizaron y no pude hacer la Entesa --al Senado--, por lo que es evidente que en un partido democrático, cuando se toman las decisiones, estas afectan a todos".

No obstante, ha destacado que "es evidente que, previamente a la decisión, todo el mundo tiene derecho a opinar y a exponer su posición". "Yo he dicho por activa y por pasiva cuál es mi proceder, y mi proceder en estos momentos es escuchar, y después de escuchar decidiremos", ha añadido.

Interpelado sobre el hecho de que haya muchos alcaldes que se han mostrado favorables al 'no' en la investidura de Rajoy, Puig ha dicho que las discrepancias forman parte del debate democrático. "El PSOE es un partido democrático, mientras que otros partidos no tienen demasiada concepción democrática porque es el 'ordeno y mando', que aquí no funciona así, y yo respetaré a todos mis compañeros, tengan la posición que tengan", ha insistido.

PREOCUPACIÓN

En cualquier caso, el presidente del Consell ha aclarado que para él la "máxima preocupación" en estos momentos es la gobernabilidad de la Comunidad Valenciana, "y eso me dedico en cuerpo y alma".

Preguntado por si le preocupa la tensión que desde Ferraz se ha trasladado al PSPV después de que la agrupación local de Torrent haya puesto el cuadro del expresidente del Gobierno Felipe González al revés, Puig ha admitido que "es un momento complicado" pero ha subrayado que el PSOE "ha vivido momentos muy complicados, y en estos momentos, el PSOE, como siempre, apoya el interés general de los ciudadanos, y en el momento de debate todo el mundo tiene que tener el suficiente respeto a los que no piensan como él".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha