La restricción de movilidad en Aragón deberá contar con apoyo de las Cortes de Aragón tras decaer el estado de alarma

Archivo - Vacunas Pfizer

Las medidas restrictivas que adopte el Gobierno de Aragón para hacer frente a la pandemia del coronavirus, una vez decaiga el estado de alarma el próximo domingo, 9 de mayo, van a requerir del visto bueno posterior de las Cortes autonómicas. Durante el estado de alarma, solo debían ser firmadas por el presidente de la comunidad, Javier Lambán.

Así lo han explicado la consejera de Presidencia y Relaciones Institucionales del Gobierno de Aragón, Mayte Pérez, la consejera de Sanidad, Sira Repollés, y el secretario general técnico del Departamento de Presidencia y Relaciones Institucionales del Ejecutivo autonómico, José Luis Pinedo, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno.

Han aclarado que las medidas entrarán en vigor una vez sean publicadas en el Boletín Oficial de Aragón y, a partir de ahí, habrá un plazo de un mes para que las Cortes convaliden la normativa. Precisamente, su vigencia será también de un mes, plazo a partir del cuál deberán prorrogarse o decaerán. No obstante, durante esos 30 días se podrían modificar, relajando o endureciendo limitaciones.

La consejera de Sanidad ha señalado que a partir del domingo este territorio estará en una situación "similar" a la que había hasta ahora, exceptuando el toque de queda y el confinamiento perimetral autonómico, gracias a la ley 3/2020 por la que se establece el régimen jurídico de alerta sanitaria para el control de la pandemia COVID-19 en Aragón.

Igualmente, ha apuntado que los aragoneses que no estén en ciudades o comarcas confinadas perimetralmente podrán viajar a otras comunidades autónomas y, por ejemplo, "ir a la playa".

Normativa

La consejera ha detallado, por otra parte, que el viernes el BOA publicará un decreto ley que establecerá el confinamiento perimetral de las zonas que ya lo están o cualquier modificación que se pueda producir hasta ese día, con la entrada en vigor a las 00.00 horas del domingo, 9 de mayo.

Además, publicará una orden que establecerá los niveles de alerta y sus modulaciones y que, en esta ocasión, flexibilizará limitaciones en las zonas que están en el nivel 3 ordinario, que son todas aquellas de Aragón que no están confinadas perimetralmente.

En concreto, en las celebraciones del ámbito de la hostelería se mantienen los aforos del interior al 30%, pero, adicionalmente, se establece una limitación máxima de 30 personas en el interior, siempre en mesas con cuatro personas como máximo, y de 50 en el exterior, cuando hasta ahora eran de 10 y 15, respectivamente.

Asimismo, en los espacios para ferias, se amplia el número de atracciones de cuatro a 12; las visitas turísticas guiadas pasarán de 10 a 15 personas como máximo; y se amplía al 50% el aforo en biblioteca.

También se modifica el marco de los eventos multitudinarios, que cuando superen las 500 personas en el interior o las mil en el exterior deberán tener autorización expresa previa por parte de Sanidad, mientras que en los eventos deportivos podrá haber público hasta un máximo de 300 personas en interior y 500 en el exterior.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats