Objetivo de Ciudadanos con sus enmiendas al presupuesto de Aragón: evitar tensiones en el cuatripartito

Daniel Pérez, izquierda, dialoga con el socialista Vicente Guillén, centro y con Javier Sada.

Ciudadanos se ha convertido en un compañero de viaje molesto para los partidos que integran el Gobierno del cuatripartito en Aragón, salvo para el PSOE, que le ha abierto sus puertas de par de par en la negociación del presupuesto para 2021. Consciente de que el sí al presupuesto ha provocado tensiones en los socios del Pignatelli, el grueso de las 76 enmiendas que ha presentado el partido naranja afecta principalmente a las consejerías socialistas, mientras que apenas ha planteado enmiendas de relevancia económica en departamentos gobernados por PAR, CHA y Podemos.

El partido naranja quiere mover de destino más de 25 de millones de euros presupuestados en los departamentos del PSOE. Sanidad, con 16,1 millones y Agricultura, con 3,9 millones, son las consejerías que soportan mayor volumen económico de enmiendas naranjas. Por contra, no ha presentado ninguna propuesta de modificación en los presupuestos de la Presidencia del Gobierno, la Vicepresidencia y el Departamento de Hacienda. 

Respecto al resto de departamentos del cuatripartito, Ciudadanos propone cambiar 1,4 millones de euros en la consejería de Industria, gestionada por el PAR; 480.000 euros en Universidad, en manos de Podemos; y apenas un millón de euros en Vertebración del Territorio, que controla Chunta Aragonesista, el departamento inversor estrella y, por tanto, blanco habitual de las enmiendas de la oposición.

Más dinero para los agentes sociales

Algunas de las enmiendas de Ciudadanos plantean destinar dinero, por ejemplo, a la implantación del Parque Autonómico de Bomberos, Víctimas del Terrorismo, despoblación, Menores, Plan de Vivienda, apoyo a la ganadería brava, o compensaciones a ayuntamientos con espacios naturales protegidos. Llaman la atención las enmiendas de Educación, que piden partidas para pagar los Filtros Hepa para hacer frente al coronavirus en los centros públicos y concertados. En Economía, el partido naranja propone partidas de mejora de la financiación para los agentes sociales (UGT, CCOO, CEOE y CEPYME). En Sanidad, plantea la creación de una comisión externa para analizar la gestión de la crisis del Covid y exige una partida extraordinaria para desbloquear el pago de la carrera profesional.

‘Entente cordiale Lambán-Pérez’

Desde que el líder de Ciudadanos en Aragón, Daniel Pérez, anunció en las Cortes el inicio de una nueva etapa en las relaciones con el PSOE, que incluía el apoyo “responsable” a los presupuestos de la comunidad para 2021, todos los focos se han girado hacia la actitud del resto de partidos del cuatripartito, PAR, CHA y Podemos. Este último defendió en un comunicado que los presupuestos fueran pactados exclusivamente por el cuatripartito y se opuso de forma implícita a la negociación con Ciudadanos. También el PAR mostró su desacuerdo en privado con la estrategia seguida por Lambán, quien, a pesar de las advertencias de sus socios, siempre se ha mostrado dispuesto a abrir los brazos a Ciudadanos para lograr el mayor respaldo presupuestario posible en tiempos de pandemia y, de paso, no cerrar la puerta a posibles negociaciones futuras.

El primer paso de esta nueva etapa en las relaciones entre ambos partidos se visualizó en la votación inicial del presupuesto, cuando el partido naranja votó a favor del proyecto de ley, un resultado histórico por el cómputo global de síes y porque era la primera vez que un partido de la oposición votaba a favor del presupuesto del Gobierno. Ahora, Ciudadanos y PSOE escenificarán su nueva entente cordiale en la votación definitiva de las cuentas de 2021, prevista a finales de mes.

Debate en ponencia

Pero antes de esta votación, la ponencia empezó el jueves a debatir y votar las 561 enmiendas presentadas al proyecto de ley por los grupos de oposición, PP, Ciudadanos, Vox e Izquierda Unida. Como ya sucediera con el primer presupuesto, el cuatripartito ha presentado enmiendas conjuntas con el objetivo de ofrecer una imagen de cohesión interna. En total, 29 modificaciones de los partidos que apoyan al Gobierno, la mayoría técnicas.

Es probable que, en el trámite parlamentario, el cuatripartito, con ayuda o no de Ciudadanos y de IU, eche abajo la mayoría de enmiendas del PP y de VOX. Sin embargo, se desconoce la suerte que correrán las enmiendas de IU y de Ciudadanos, aunque se presume que la mayoría saldrán aprobadas, ya que son el precio a pagar por el voto afirmativo de ambos partidos al presupuesto.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats