La portada de mañana
Acceder
España encabeza el resurgimiento del coronavirus en Europa
El golpe del virus del Nilo en Sevilla
Entrevista a María Chivite, presidenta de Navarra: "No puedo compartir que la máxima representación institucional tenga carácter hereditario"

Paralizado el derribo en la calle Alta y convocada una comisión municipal sobre el Cabildo

Suspendido cautelarmente el derribo en la calle Alta, 17.

0

El juzgado ha dado de plazo hasta este viernes al Ayuntamiento de Santander para que formule alegaciones al recurso contra la declaración de ruina inminente de un edificio del Cabildo, cuya demolición queda suspendida cautelarmente hasta un nuevo pronunciamiento judicial.

Un equipo redactor prepara el enésimo plan de recuperación para el Cabildo de Arriba

Un equipo redactor prepara el enésimo plan de recuperación para el Cabildo de Arriba

El Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 1 de Santander ha tomado cartas en el asunto y paralizado los trabajos de derribo del inmueble de la calle alta, 17. El Ayuntamiento de Santander declaró la ruina económica del inmueble y posteriormente los servicios técnicos municipales urgieron el derribo del mismo ante el riesgo de desplome de la fachada. Presentado recurso por una de las afectadas, el juzgado ha decidido pedir alegaciones al Consistorio con un plazo que concluirá en la mañana del viernes. Mientras tanto, las obras han de parar.

Pese a que el juzgado se muestre cauto, el auto dictado es crítico con la propietaria demandante a la que reprocha la urgencia de las medidas después de que hayan pasado días en que se tuviera conocimiento de la intención municipal de derribar. Asimismo, deja claro que el interés por la seguridad pública es prioritario, por lo que da un plazo breve para parar el proceso, llama a capítulo al Ayuntamiento y vela por que haya una seguridad absoluta ante el riesgo de desplome del muro.

También es crítico el juzgado con la demandante al indicar que en nada dice del estado ruinoso del edificio, toda vez que el estado de conservación del mismo es responsabilidad de los propietarios. "Las copias aportadas hablan de inestabilidad en un muro que puede generar daños a terceros, sin que conste por la propiedad, obligada a ello, la adopción de medidas de aseguramiento en caso de no procederse a una demolición", se indica en la exposición del autor.

El trámite de alegación dado al Ayuntamiento es precisamente para clarificar hasta qué punto hay riesgo: "Junto con el escaso material aportado por el actor que justifique la inexistencia de riesgo alguno para el interés general, frente a los informes que hablan de inminente colapso, hacen precisa la audiencia, aunque sea por breve plazo a la parte demandada", indica el juez.

El recurso contra la declaración de ruina seguiría tramitándose, en todo caso, siempre y cuando la propiedad subsane los defectos detectados (que haya un plan que garantice que no haya desplome en caso de fallarse contra la declaración de derribo). De no hacerse así, el recurso quedará archivado y las medidas cautelares levantadas.

Comisión sobre el Cabildo de Arriba

Mientras, los grupos municipales del PSOE, PRC y Unidas por Santander (UxS) han solicitado este miércoles la convocatoria extraordinaria y urgente de la Comisión de Desarrollo Sostenible, para que el concejal de Obras, César Díaz (PP), dé cuenta de todas las actuaciones municipales en el número 17 de la Calle Alta.

Los tres grupos municipales cuestionarán al equipo de Gobierno sobre el estado de todos los edificios en el Cabildo de Arriba "después de décadas de abandono por el PP" y del "mayor proceso de especulación urbanística del periodo democrático en Santander", según han informado en un comunicado de prensa conjunto.

Así lo han solicitado PSOE, PRC y UxS, que suman más del 25% de los concejales en la Comisión y pueden, por lo tanto, instar a la celebración urgente de la misma, tras revelar el PSOE este fin de semana que el departamento de Obras ha iniciado los preparativos para el derribo inminente del 17 de la calle Alta, demolición que según asegura está pendiente del recurso judicial de una propietaria contraria a la demolición.

De esta manera, PSOE, PRC y UxS comparten que el concejal de Obras debe responder a todas las preguntas y dar todas las explicaciones sobre el procedimiento administrativo seguido por el Ayuntamiento para la declaración de ruina del inmueble y para contratar, "de forma directa y sin concurso", una actuación mayor como es una demolición.

"No hay más ciego que el que no quiere ver"

El portavoz del PSOE, Daniel Fernández, ha reiterado que hay "indicios claros de que se trata de un nuevo caso de presión y especulación urbanística, con episodios recientes de ocupación ilegal de viviendas o incendios en el edificio, en el mismo 17 y en el mismo tramo de la calle Alta, segregación social y expulsión de los vecinos".

Esto es, a su juicio, consecuencia del "abandono del PP" a los vecinos del Cabildo, cuya asociación incluso se disolvió "cansada de las promesas incumplidas por el equipo de Gobierno y los promotores privados". "Están dejado caer un barrio histórico y ninguna ciudad europea permitiría la ruina del patrimonio heredado", ha censurado.

El portavoz socialista se ha referido también a las últimas declaraciones del portavoz del equipo de Gobierno, Javier Ceruti (Ciudadanos), en las que ha afirmado que no ve especulación en El Cabildo. "No hay más ciego que el que no quiere ver", le ha reprendido Fernández, para quien "por supuesto es un asunto urbanístico".

El edil socialista ha recalcado que no sólo se trata del número 17 de la calle alta, sino del 15, que está habitado y en buen estado, mientras que el 13 y el 9 están en ruina. "Toda una hilera de viviendas con unas vistas magníficas al sur y a la Bahía de Santander, objeto a la vez del abandono del equipo de Gobierno PP-Cs y de deseo por los intereses privados", afirma.

Unidas por Santander

Por su parte, el concejal de Unidas por Santander, Miguel Saro, ha indicado que el Ayuntamiento de Santander "hace muchos años que ha dimitido de sus responsabilidades de gestión urbanística en el centro de la ciudad". Una zona que "debería dotarse de un plan que comprometiera recursos públicos para garantizar su desarrollo y los derechos de retorno y realojo de sus residentes".

Sin embargo, para Saro, "la falta de voluntad política en desarrollar fórmulas de rehabilitación y regeneración urbana en el centro de la ciudad han convertido el Cabildo en una zona perfecta para la especulación urbanística", al quedar los ocupantes y propietarios en las "exclusivas manos de promotores inmobiliarios", que son "los únicos que quedan con interés sobre una zona céntrica y con algunas de las mejores 'vistas' hacia el sur de la ciudad".

"Promotores cuyo negocio es más rentable si caen en sus manos solares vacíos antes que edificios ocupados", ha remarcado. Por esa razón, ha justificado "reclamar, examinar y estudiar la actuación administrativa alrededor del último derribo de la zona", porque de nuevo el Ayuntamiento "parece haber estado más preocupado por 'despejar' la zona de edificios que de garantizar su rehabilitación".

Etiquetas
Publicado el
15 de julio de 2020 - 15:51 h

Descubre nuestras apps

stats