La portada de mañana
Acceder
Las universidades que incumplan unos mínimos perderán su categoría
Así beneficia a los más ricos la política fiscal de Ayuso
Opinión - La ropa tendida de Rufián, por Neus Tomàs

Ada Colau recibe el aval definitivo de sus bases para ser alcaldesa de Barcelona en un gobierno con el PSC

Ada Colau

Ada Colau está a un paso de repetir como alcaldesa de Barcelona. La líder de los ‘comuns’ ha recibido este viernes el aval definitivo de las bases y simpatizantes del partido para formar gobierno con el PSC con ella al frente del Ayuntamiento. La consulta se ha resuelto con 2.887 votos a favor de esta opción (un 71,43%) y 1.155 a favor de entrar en un ejecutivo liderado por Ernest Maragall. Podían votar unas 9.949 personas y lo han hecho un 40,42% de ellos.

Maragall se abre a repartirse la alcaldía con Colau, pero los 'comuns' no lo ven una propuesta "real"

Maragall se abre a repartirse la alcaldía con Colau, pero los 'comuns' no lo ven una propuesta "real"

La decisión de las bases del partido despeja el camino de Colau hacia su segundo mandato como alcaldesa. El PSC confirmó este jueves que un resultado favorable a un gobierno de ‘comuns’ y socialistas en la consulta que ha concluido este viernes a las 17 horas era suficiente compromiso para ellos para darle sus ocho votos en la investidura. A ellos se habrán de sumar al menos tres de Ciudadanos, los que controla Manuel Valls, que ya aseguró que lo haría para evitar una alcaldía de ERC.

Si no se dan giros de última hora –Maragall lo ha intentado con una propuesta de alcaldía partida que los ‘comuns’ han tachado de irreal–, Colau será investida como alcaldesa de Barcelona este sábado en el pleno de constitución del consistorio. Lo será después de dos semanas de negociaciones que empezaron con una ERC convencida de que ocuparía una alcaldía que la oferta de Valls puso al alcance de los ‘comuns’.

Desde entonces, Colau ha apretado para formar un tripartito de izquierdas entre ERC y el PSC, pero los republicanos siempre lo han tachado de cortina de humo de los 'comuns' para no admitir que su objetivo era conservar la alcaldía. Colau, por su parte, le ha reprochado a Maragall falta de cintura y puede esgrimir ahora que su apuesta por la investidura tiene el doble aval primero del plenario del partido, que hace una semana le dio un ‘ok’ casi unánime, y ahora de los inscritos.

La participación en esta consulta, disponible vía telemática durante 29 horas, ha sido la más alta de la historia de la formación. Han votado 4.042 personas frente a las 3.800 que tomaron parte en la que decidió en 2017, en pleno auge del procés, la ruptura del pacto de gobierno que mantenían con los socialistas.

Acusa a Maragall de querer incidir en la consulta

En su comparecencia para valorar los resultados, que ha calificado de "aval clarísimo", Colau ha tendido la mano a ERC para sacar adelante políticas de izquierdas durante el mandato que ahora empieza, aunque acto seguido se ha mostrado muy crítica con el papel de Maragall en las negociaciones. Sobre su oferta de última hora para hablar de una alcaldía partida, lo ha considerado "una forma de intentar incidir en el resultado de la consulta". "Ojalá hubiesen consultado ellos a su militancia sobre el tripartito, quizás hoy no estaríamos aquí", les ha espetado.

Colau ha admitido que esta no es la investidura que hubiesen querido y ha agradecido a la militancia que hayan apoyado la opción que les permite mantenerse al frente del consistorio. "La alcaldía no es un hecho irrelevante, por eso la propuesta no era escoger entre el PSC y ERC, sino entre una opción que ofrecía la alcaldía y otra que no", ha argumentado la dirigente de los 'comuns', arropada en rueda de prensa tanto por los futuros concejales como por la cúpula de la formación.

Collboni pide un gobierno "paritario"

El alcaldable del PSC por Barcelona y futuro socio de gobierno de los 'comuns', Jaume Collboni, ha confirmado que su formación votará a favor de la reelección Colau para que pueda formar "un gobierno de coalición paritario" que abra una "nueva etapa" en la ciudad, informa la Agencia EFE. En una rueda de prensa ha precisado que al hablar de gobierno "paritario" se refiere a que el equipo que se forme deberá ser "corresponsable" a la hora de repartir las funciones, respetando la proporción de los ediles obtenidos; diez los comunes y ocho los socialistas.

En este sentido, ha subrayado que el nuevo "tándem progresista" que gobernará en la ciudad tendrá "bases más sólidas, más experiencia, ideas más claras y ganas de hacer las cosas que sean mejor para la ciudad", como velar por el respeto de la legalidad, garantizar la neutralidad institucional y mantener la ciudad ajena a los vaivenes de la política catalana, no "subordinada" al "procés". Asimismo, ha agradecido el apoyo que "otras formaciones" darán a la investidura de Colau, en alusión a la candidatura del ex primer ministro francés Manuel Valls, vinculado a Ciudadanos.

Etiquetas
Publicado el
14 de junio de 2019 - 18:41 h

Descubre nuestras apps

stats