eldiario.es

9

CATALUNYA

La mesa del diálogo entre JxCat, ERC, PSC y 'comuns' solo se pone de acuerdo en seguir hablando

Las formaciones del antiguo espacio catalanista se reúnen en una cita sin agenda política para explorar posibles soluciones compartidas

El PSC ha acudido con la propuesta de una reforma coordinada del Estatut y la Constitución, algo que independentistas y 'comuns' rechazan sin referéndum

Los cuatro afean a Ciudadanos, PP y CUP que hayan declinado la invitación a reunirse, y les invitan para los futuros encuentros que han fijado mantener

Representantes de los grupos y el Ejecutivo se han reunido en la sala de los naranjos del Palau

Representantes de los grupos y el Ejecutivo se han reunido en la sala de los naranjos del Palau @govern

Dos tercios, noventa diputados, es la mayoría reforzada que el Estatut impone para tomar decisiones de especial trascendencia. La misma representación que tienen los partidos que se han reunido este viernes en torno a la llamada "mesa de diálogo", convocada por el president Quim Torra y a la que han asistido además de los representantes del Govern, JxCat, ERC, PSC y los 'comuns', en busca de objetivos conjuntos. Una mayoría amplía, pero que no ha encontrado coincidencias más allá de la necesidad de dialogar.

Tras varios años de política de bloques en el Parlament de Catalunya, con una distancia que parecía infranqueable entre independentistas y no independentistas, la foto conjunta de una mayoría reforzada de este viernes ya supone una novedad. Pero el optimismo de los grupos no llegaba más lejos. La reunión ha servido para confirmar la buena voluntad mutua pero también las "profundas diferencias políticas", en palabras de Miquel Iceta, existentes en ese bloque de dos tercios que desea ponerse de acuerdo.

Iceta ya indicó este viernes que él se conformaba si de esta mesa salía la voluntad de seguir negociando. Y así ha sido. El president se ha comprometido a convocar nuevos encuentros del mismo foro, al que todos han reclamado que se sumen a los grupos que no han acudido este viernes, Ciudadanos, PP y CUP. Los 'comuns', además, han reclamado una agenda y un orden del día claro para los siguientes encuentros, además de sumar a las entidades sociales.

Los partidos independentistas, como ya habían avanzado, han puesto sobre la mesa su línea roja del referéndum de autodeterminación, pese a que son conscientes de que el PSC no está en esta línea. Con todo, el resto de grupos han valorado que los de Iceta se hayan sumado a constatar la excepcionalidad política que vive Catalunya.    

Los socialistas habían presentado un documento de propuestas en el que en síntesis proponían el abandono de la unilateralidad y la búsqueda de consensos internos en Catalunya y en España para llegar a una reforma del Estatut catalán y de la Constitución española de forma coordinada. Sin embargo, han profundizado poco en esta línea ante la constatación de que en esta primera reunión no se moverían las posiciones de ningún grupo.

Los 'comuns', por su parte, apoyan buena parte del camino del acuerdo marcado por el PSC, pero introducen la necesidad de un referéndum de autodeterminación para Catalunya, un mínimo que en este caso comparten con los independentistas. El partido de Jéssica Albiach, que ha liderado su delegada, propone además a los otros tres el llamado "pacto de claridad", para consensuar los mínimos que debe tener el referéndum que todos comparten pero que para tres debe ser de autodeterminación, es decir, sobre la independencia, mientras que para los socialistas debe ser de "autogobierno", es decir, sobre la reforma del Estatut.

Según ha indicado el portavoz Sergi Sabrià, ERC valora que los 'comuns' pongan sobre la mesa una fórmula para ejercer el derecho de autodeterminación, aunque ha reconocido que no la comparte al 100%. "Los consensos son muy pequeños, pero un buen punto de arranque. Para nosotros es muy importante", ha resumido el republicano.

Por su parte, el portavoz de JxCat, Albert Batet, ha reclamado que se cumplan las resoluciones del Parlament para poder mantener un diálogo en "igualdad de condiciones", en referencia a las decisiones de los tribunales de vetar la investidura de Carles Puigdemont y del encarcelamiento y suspensión de diputados. Batet además ha recordado que las fuerzas reunidas este viernes en el Palau de la Generalitat son las mismas, a excepción de las vascas, que las que pactaron la moción de censura contra Mariano Rajoy. Una circunstancia que al entender del grupo independentista debería tener reflejo a la hora de encontrar soluciones para Catalunya.

La reunión mantenida este viernes, y que a tenor de lo expresado por el Govern tendrá continuidad, ha delimitado el perímetro de un espacio, amplio pero no holgado, que desea explorar acuerdos entre sí. Pero el debate nacional en Catalunya sigue donde está desde 2015: el punto de mínimos de los soberanistas está muy alejado del que está dispuesto a llegar el PSC, e incluso si este se acercara, aún quedaría pasar la reválida de las cámaras estatales y del Tribunal Constitucional. Iceta ha resumido la situación diciendo: "Veo más probable que los independentistas vengan a nuestras posiciones que nosotros a las suyas".

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha