10 vinos Jumilla por menos de 10 euros para enamorarte de la uva monastrell

Vino tinto

Jumilla es una Denominación de Origen Protegida situada entre Murcia y una parte de Albacete que, antiguamente, se conocía por su superproducción. Pero en la actualidad es cada vez más reconocida por la extraordinaria calidad de sus vinos a precios imbatibles.

Seis vinos de la Comunitat Valenciana para iniciarte por menos de 20 euros

Seis vinos de la Comunitat Valenciana para iniciarte por menos de 20 euros

Probablemente, la principal causante de que su excelencia cualitativa sea la monastrell, una portentosa variedad dulzona, golosa, potente y tan frutal que, incluso sin barrica, da unos jóvenes elegantes y ligeros; aunque también hay estupendos crianzas que van muy bien para guarda y, ojo, unos típicos vinos dulces tintos que hay que explorar más. 

Otras causas de esa calidad son las peculiaridades de esta zona, compuesta por cultivos ecológicos en el 99% de los viñedos y por la mayor reserva de "pie franco" de Europa. O sea, cepas supervivientes a la plaga de la filoxera que las nuevas generaciones han sabido conservar y aprovechar. 

Para este reportaje hemos catado un abanico representativo de los vinos ecológicos de DOP Jumilla por debajo de 10 euros, algunos de los cuales forman parte del podio de los ganadores del 26 Certamen de Calidad Vinos DOP Jumilla.

Los ganadores con Medalla de Oro

Luzón Colección Rosado 2019, de Bodegas Luzón, es un rosado de monastrell que ganó merecidamente la medalla de oro en el mencionado certamen. Aromáticamente es muy agradable, afresado, y en boca es ligero, fresco, mineral, cítrico y floral. Un vino perfecto para tomar con nada, porque además solo tiene 12,5 % Vol. 6,90 euros.

50 Barricas Syrah 2018, de Bodegas Alceño, es un potente syrah con un 15% de monastrell que lleva una crianza de seis meses. Un blend perfecto para guarda que será interesante comparar de aquí a 10 años. 

Ahora mismo, pide decantador o abrirlo una hora antes, porque, en nariz, en una primera aproximación, resulta alcohólico. Cuando se abre asciende a balsámico, herbáceo, como cuando entras a una herboristería. En boca sobresale la fruta roja y negra y deja un retrogusto interesante, chuletón mediante. 14,5 % Vol y 9 euros.

Pío del Ramo Roble 2017, de Bodegas Pío del Ramo, es un ensamblaje muy representativo de la zona de monastrell, syrah y cabernet sauvignon, con una semicrianza de cuatro meses. Sale hinojo, regaliz, raíces del sotobosque mediterráneo; y te llena un montón la boca, por lo que es perfecto para guisos como una carnaza con salsa de almendras. 15% Vol y 6,75 euros.

Casa de la Ermita crianza 2017, de Esencia Wines, es otro coupage de monastrell, cabernet sauvignon y syrah de viñedos de la Sierra del Carche, a 700 metros de altitud, virtud a la que se suman nueve meses en barricas nuevas. 

Con los taninos bien tamizados, en su punto para dar mucho gusto, resulta fino, equilibrado, muy fácil y agradable de beber. Es sutil en nariz, pasificado, con notas a cerveza negra y mora. Pega con un revuelto de setas con jamón. 14% Vol y 8,95 euros

Amatus Dulce 2019, de Bodegas Bleda, es el Medalla de Oro de los vinos dulces de Jumilla. Huele como si te estuvieras comiendo una tarta de queso con una mermelada de vino; y sabe como si te estuvieras comiendo las uvas en Nochevieja, naturales y con las pepitas, con esa pequeña astringencia pero con todo el dulzor de la sobremaduración. 15% Vol y 9,90 euros.

Otros vinos ricos y representativos de la DO

Xenys Red wine 2020 Monastrell ecológico, de Bodegas Xenysel, es un vino joven procedente de viñas viejas. Muy interesante y curioso en nariz porque huele bastante a cuero, a fruta muy madura; y luego es pasión en la boca, frutas rojas, una acidez al final juguetona, suave, fácil, una potente explosión de fresa en boca. 14,5% Vol y 4 euros.

Viñahonda Organic + Ecológico, de Bodegas Silvano García, es una edición limitada de monastrell procedente de viñedos ecológicos en suelos pedregosos y calizos que arrojan como resultado un vino de color rojo picota brillante, con aromas de frutas silvestres maduras, torrefactos y cuero, y con un final fructuoso que se te aposenta en la lengua y sabe a tostada con mermelada de frutos rojos. Potente, potente. 14,5% Vol y 6,85 euros.

Juan Gil Blanco 2019, de Bodegas Juan Gil, es un blanco de esos peligrosos, de los que te pides una copabebiéndote una botella y pidiendo otra. Un vino muy fácil de beber, ligero a la par que untuoso, refrescante; cítrico pero también con mucha fruta blanca de hueso y seco, a pesar de provenir de la variedad moscatel. Con un tartar de salmón está delicioso. 13,5 % Vol y 6,40 euros.

3015 Monastrell 2019 Ecológico, de Ego Bodegas, tiene dos meses de barrica y mucha fruta negra en nariz. Un vino elegante que permite disfrutar del carácter goloso de esta variedad pero con un puntito apimentado y los taninos muy bien equilibrados. 14% Vol y 7,50 euros.

Eya 2019 Monastrell Ecológico, de la pequeña bodega familiar Bodegas Carchelo, que trabaja a pequeña escala con sus viñedos de monastrell ecológico y con vendimia manual, es un vino frutal y divertido con mucha fruta negra y regaliz. Un tinto paladeable y contundente, con un gran final en la punta de la lengua. 14,5 % Vol y 5,95 euros

síguenos en Instagram

Si no te quieres perder ninguno de nuestros artículos, suscríbete a nuestros boletines

Etiquetas
Publicado el
6 de febrero de 2021 - 06:00 h

Descubre nuestras apps

stats