La Ruta del Vino de Manchuela que te descubrirá sus vinazos de 2,5 a 8 euros

Vino tinto.

No hace demasiado ya publicamos un primer reportaje de 10 vinos magníficos que te van a hacer fan de la DO Manchuela, pero como hemos visitado buena parte de sus 38 bodegas adscritas dentro de la ruta del vino La Manchuela durante casi una semana, catando todas sus variedades y comprobando cómo se lucen en diferentes terruños, hemos decidido ampliar más la información para vuestro solaz. 

10 vinos magníficos que te van a hacer fan de la DO Manchuela

10 vinos magníficos que te van a hacer fan de la DO Manchuela

Y lo hacemos con otros vinos estupendos que descubrimos en una horquilla de 2,5 a 10 euros, una relación calidad precio verdaderamente irrisoria para el trabajo que tienen detrás, la experiencia de sus viticultores, la inversión en innovación enológica y embotellamiento de sus 38 bodegas, e incluso en el etiquetado, donde hay verdaderas obras de arte.

De 2,5 a 4,50 euros, alucinantes

Antares Lágrimas de sauvignon blanc 2019 es un exquisito blanco de una cosecha muy fresca de la cooperativa Nuestra Señora De la Estrella, que produce la marca Antares de la mano del enólogo Rafael Orozco, quien ha sacado toda la personalidad que le da el terruño a la sauvignon blanc, dando un toque floral sobre el fondo tropical que resulta muy aromático y sale muy afinado por la botella, con una densidad fantástica que te pide arroz meloso. Si compras la añada 2020, déjalo un año en botella y alucinarás. 12% Vol. Cuesta solo 2,5 euros.

1952 Villavid es un tinto de Bodegas Villavid, 50% tempranillo, 50% syrah, con 12 meses en barrica, con una complejidad en nariz brutal, más floral de lo habitual gracias a la syrah, aunque también sale fruta muy madura, compotada, tirando a pasa, y cuero. En boca, te da un montón de matices peculiares, como el trasfondo acaramelado, perfecto para una comida contundente. 14% Vol. y 5 euros.

Viaril macabeo fermentado en barrica es una obra de arte del enólogo Luis Jiménez en viñedos cultivados en la Cooperativa Nuestra Señora de la Cabeza de Casas Ibáñez. Tiene buena nariz, mucha frescura y, en boca, resulta de lo más especial, porque están muy trabajadas las lías, a lo que se añade la suntuosidad de la barrica y la acidez que lo sustenta. Sensacional. 13,5% Vol. y 4 euros. Puedes pedirlo directamente a bodega y te lo envían:  967 46 08 81.

De 5 a 8,55 euros, delicatessen

Azua Colección 1969 es un vino que celebra el año de fundación de la Cooperativa Bodegas Vitivinos, que entusiasma a los oriundos de la zona porque resulta muy fácil de beber. Es un 100% bobal de lo más representativo, con aromas a frutas y a cacao y pimienta blanca; y resulta muy agradable, corpulento, con la tanicidad y la acidez justas, tan afinado que se integra en una comida perfectamente con cualquier plato. Ni le sobra ni le falta nada. 12,5% Vol. Entre 5 y 7 euros.

Fundamentalista Bobal es el primer fruto de la nueva etapa de Finca Sandoval, cuyos jóvenes enólogos aprovechan los viñedos de 80 años de la etapa de Víctor de la Serna para hacer un bobal de añada con un 30% de uvas blancas, especiado en nariz y afrutado en boca; fácil de tomar, de buena acidez y criado en tinaja durante ocho o diez meses. De ahí sale un tinto muy vivaracho y fresco que demuestra que, con la bobal autóctona, también se pueden hacer cosas distintas. 13% Vol. 7,5 euros.

Cueva Llana Bobal de Señorío del Júcar es un 100% bobal único, elaborado por la nueva generación de enólogos del Grupo García Pérez, muy especiado al salir del depósito y terroso después de afinar en botella, un tinto que se va creciendo en copa y denota los taninos amables que le dan cuerpo. Un tinto sabroso, grueso, muy afrutado, de copeo para tapear sin que se te apodere, equilibrado, versátil y carismático. 13,5% Vol. 7,5 euros.

Viña Virginia bobal rosé es un espectacular rosado de libro de la DO Manchuela, donde suelen ser de añada, si bien, en el caso de Bodegas Moratalla, se conserva en perfectas condiciones organolépticas y de sabor dos años más tarde gracias a su paso por depósito, dando lugar a un premiadísimo vino refrescante que recuerda a un chicle de cereza como el de aquellos Chupa-Chups rellenos de nuestra infancia. 12% Vol. 8,55 euros.

Comer y dormir en La Manchuela

Si quieres comprobar la calidad de sus vinos en persona, aprovecha que, de momento, solo podemos hacer turismo interior para seguir esta ruta enoturística y gastronómica por las provincias de Cuenca y Albacete, con parada para comer en Cañitas Maite, en Casas Ibáñez, que apunta para Estrella Michelín. También en El Figón, en Villamalea, o el restaurante Esmeralda, en Iniesta; ambos parecen dos bares de pueblo pero cocinan de maravilla.

Por no hablar del Hotel-Restaurante Moya, en Landete: ¡gran descubrimiento culinario! Puedes hospedarte ahí, así como en el preciosísimo pueblo de Alcalá del Júcar, uno de los más bonitos de España, donde tienes las habitaciones o suites con jacuzzi de Finca Los Olivos con sus espectaculares vistas. O bien en el dignísimo Hostal Alcalá del Júcar, más en el centro.

Te acogerán bien también en el Hostal Los Girasoles, en Iniesta; o la pensión posada de Santa Teresa, en Villanueva de la Jara, que son de todo menos pensiones, de hecho, en sus habitaciones tienes espacio para tomarte los vinos que adquieras en las bodegas. 

síguenos en Instagram

Si no te quieres perder ninguno de nuestros artículos, suscríbete a nuestros boletines

Etiquetas
Publicado el
30 de abril de 2021 - 06:54 h

Descubre nuestras apps

stats