La portada de mañana
Acceder
La derecha tiene un 87% de posibilidades de lograr la mayoría absoluta el 4M
Arranca la vacunación contra la COVID de enfermos crónicos
Opinión - El 'atado y bien atado' era esto, por Rosa María Artal

El Gobierno planteó hasta el último momento aumentar a 35 los años de cotización para calcular las pensiones

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá. EFE/Kiko Huesca

El Gobierno sí contempló hasta el último momento enviar a Bruselas una propuesta de reforma de las pensiones que recogiera expresamente un aumento de 25 a 35 del número de años cotizados para calcular la prestación a cobrar al llegar a la jubilación. Así consta en la penúltima versión de las fichas que el Ejecutivo ha remitido a la Comisión Europea, a la que ha tenido acceso elDiario.es y que se distribuyó en las últimas semanas de 2020. La versión definitiva que se ha enviado a Europa ya no recoge esta precisión, aunque sí mantiene la intención de ampliar los años de cálculo.

El Gobierno envía a Bruselas su reforma de pensiones sin la polémica ampliación del periodo de cálculo a los 35 años

El Gobierno envía a Bruselas su reforma de pensiones sin la polémica ampliación del periodo de cálculo a los 35 años

"Se plantea ampliar el periodo de cómputo para el cálculo de la base reguladora de la pensión de jubilación, pasando de los 25 últimos años de referencia en 2022 hasta un máximo 35 años de manera progresiva", aseguraba la descripción de la reforma en su penúltimo borrador. El texto continúa: "Contemplando la posibilidad de elección de los años a integrar en la base reguladora cuando se supere este umbral junto con una revisión del procedimiento de integración de lagunas".

Este mismo miércoles, el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, ha culpado a otros miembros del Gobierno de crear un relato falso sobre la ampliación a 35 años del cálculo de las pensiones. El ministro ha mostrado su "desconcierto e incluso decepción” por la publicación en las últimas semanas en diferentes medios “de una narrativa que”, ha dicho, nunca se le ha oído a él “sino que se ha creado artificialmente a partir de una realidad que no existe". Escrivá ha zanjado: "Escuchen al ministro responsable y no a lo que viene de otros sitios".

Pero diferentes fuentes gubernamentales habían confirmado a elDiario.es en fechas recientes que los documentos de trabajo sí recogían expresamente la medida. Incluso la vicepresidenta tercera del Gobierno, Nadia Calviño, lo había reconocido en público. El propio Escrivá dijo en una entrevista en elDiario.es que era algo que su ministerio contemplaba.

Un recorte medio del 6,3%

El documento que publica ahora este medio confirma que la propuesta estuvo redactada y lista para ser enviada a Bruselas. lo que provocó un fuerte enfrentamiento en el seno del Gobierno de coalición. Desde Unidas Podemos se han mostrado claramente en contra de aumentar el cómputo que defendía el sector del PSOE porque supondría recortar las futuras pensiones que recibirán los españoles.

De hecho, el propio borrador del documento remitido a Bruselas asegura que "el efecto medio de calcular la pensión sobre un máximo 35 años en lugar de 25 supondrá (...) una reducción media de la pensión inicial del 6,3%, aunque su impacto no es uniforme y depende de las características concretas de cada carrera de cotización". La ficha además hace hincapié en que "el cambio de la base reguladora de 15 a 22 años en 2019, ha tenido incidencia en el 52% de las altas de 2019 y la reducción media de la pensión ha sido del -3,9%".

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ya advirtió a finales de 2020 de que Unidas Podemos no apoyaría lo que consideran "un recorte". La responsable de Trabajo consideró también que, si el Gobierno defiende finalmente aplicar este cambio, se encontrará bastante solo porque, dijo, no contaría con los apoyos políticos para aprobarlo en el Parlamento, ni siquiera entre los partidos de la derecha. "Va a tener enormes dificultades este planteamiento", declaró entonces.

También los sindicatos se habían mostrado contrarios a la reforma. La semana pasada se reunieron Calviño y Escrivá con los agentes sociales, pero no detallaron el contenido del documento que finalmente remitieron a Bruselas. Los dirigentes de CCOO y UGT reclamaron que los textos no restrinjan el diálogo social, que no dejen "sin oxígeno a las mesas" de negociación, y amenazaron: "Si no hay margen de diálogo, que no cuenten con nosotros".

El Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones asegura que "los términos en los que se plasme han de ser abordados en la mesa de diálogo social con los interlocutores sociales", es decir, sindicatos y patronal. Y señala que su planteamiento es acorde al último acuerdo del Pacto de Toledo que preside la socialista Magdalena Valerio.

El Gobierno quita la referencia temporal, pero mantiene el fondo de la reforma

La reforma de las pensiones, así como la renovación del mercado laboral, se planteaban como dos de los principales escollos para los dos partidos del Gobierno de coalición en el inicio de este 2021.

La reforma laboral que se plantea a Bruselas, tras muchas negociaciones en el seno del Ejecutivo, se circunscribe a lo recogido en el acuerdo firmado por Pedro Sánchez y Pablo Iglesias hace poco más de un año. En cuanto a las pensiones, el Gobierno finalmente ha optado por retirar la precisión de la ficha que ha remitido a Europa en el conjunto de reformas que propone para acceder a los fondos europeos de reconstrucción tras la pandemia provocada por el coronavirus, tal y como informó el martes la ministra portavoz, María Jesús Montero.

Montero dijo que el documento enviado a Bruselas sobre la reforma de las pensiones "no lleva ningún tipo de alteración respecto a lo que actualmente existe" sobre el cómputo de la prestación. Sin embargo, según la documentación sobre la reforma enviada a la Comisión a la que ha accedido elDiario.es, la ficha dice expresamente: “se plantea ampliar y adecuar a la realidad actual de las carreras profesionales el periodo de cómputo para el cálculo de la base reguladora de la pensión de jubilación contemplando la posibilidad de elección de los años a integrar en la base reguladora”.

Es decir, que se mantiene la intención de aumentar el periodo de cotización sobre el que se calcularán las futuras pensiones, aunque no se especifica que cambie de 25 a 35 años. La idea es hacer más contributivo el sistema y que las pensiones futuras reflejen más lo que cada persona ha contribuido durante su vida laboral. La ampliación del periodo de cómputo suele suponer una reducción media de las pensiones futuras, pero que hay en ocasiones en las que puede resultar ventajoso, especialmente a las personas que se quedan en desempleo al final de su vida laboral.

Etiquetas
Publicado el
20 de enero de 2021 - 15:01 h

Descubre nuestras apps

stats