Cinco cosas que querrás saber sobre la visita de Obama a Cuba

Obama es el segundo presidente de los EEUU que visita Cuba

1. Barack Obama es el primer presidente de los EEUU que viaja a la isla en 90 años. No desde que Castro y sus seguidores tomaran La Habana en 1959 sino desde enero de 1928, cuando Calvin Coolidge asistió a la VI Conferencia Panamericana de La Habana. El primero -y, de momento, único- presidente norteamericano en visitar Cuba llegó en un contexto de fuerte intervencionismo militar norteamericano en México y Nicaragua, entre otras polémicas.

En su discurso, Coolidge declaró: "Hace treinta años, Cuba era una tierra extranjera, diezmada por la revolución y devastada por fuerzas hostiles. El gobierno que tenía era militar. Hoy Cuba es su propia soberana. Su gente es independiente, libre, próspera, pacífica y disfruta de las bondades del autogobierno".

Gerardo Machado era el quinto presidente de Cuba, Mussolini mandaba en Italia, Stalin mandaba en el partido comunista después de la expulsión de Trotsky. En España mandaba Alfonso XIII. Dos años después, se proclamaba la Segunda República.

2. Barack Obama es el segundo presidente estadounidense en la historia que visita Cuba. Antes que Coolidge no hubo nadie más. El servicio de inteligencia norteamericano ha recordado el momento tuiteando una foto de su histórica llegada.

3. Es su primera visita, pero no su primer encuentro. Obama y Raúl Castro se encontraron el pasado abril en Panamá. Fue el primer encuentro oficial entre los dos países desde la ruptura de 1961, cuando Fidel Castro tomó el poder. Antes, se habían saludado en el funeral de Nelson Mandela en diciembre de 2013.

4. Obama puso condiciones. El año pasado, el presidente norteamericano dijo que visitaría Cuba si mostraba una mejora visible en materia de derechos civiles. "Si vamos hacia atrás, no tengo muchos motivos para ir allí. No me interesa ir a validar el statu quo", dijo el presidente. Pero ha sido el propio Obama quien ha producido más cambios. Sus respectivas embajadas han abierto sus puertas en Washington y La Habana, y ha ido levantando un embargo de medio siglo, permitiendo visitas turísticas, vuelos comerciales directos y hasta que los cubanos trabajen en EEUU y abran cuentas bancarias. Sobre todo si son jugadores de béisbol profesionales.

5. Su primera parada no es Castro. Antes de reunirse con el hermano de Fidel, Obama se verá con el cardenal Jaime Ortega, que ha cumplido un papel de intermediario entre los dos países, y un papel instrumental en la liberación de presos políticos en 2010. Después Obama irá a poner flores al héroe nacional cubano José Martí en la Plaza de la Revolución. Solo después se encontrará con Raúl Castro. Aquí su agenda completa, cargada de intención.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats