eldiario.es

Menú

El Ayuntamiento de Madrid abrirá el primer centro de crisis para atender a víctimas de la violencia sexual

El recurso municipal prestará 24 horas al día apoyo psicológico, atención sanitaria básica, acompañamiento a los hospitales y en la toma de decisiones

El Gobierno de Carmena prevé ponerlo en marcha el primer semestre de 2019, según ha anunciado la delegada de Políticas de Género y Diversidad

- PUBLICIDAD -
"Se acabó la cultura de la violación", se lee en la pancarta de la manifestación feminista en Madrid. OLMO CALVO.

"Se acabó la cultura de la violación", se lee en la pancarta de la manifestación feminista en Madrid. OLMO CALVO.

El Ayuntamiento de Madrid pone en marcha en España el primer centro de crisis para la atención a víctimas de violencia sexual, un equipamiento que funcionará las 24 horas, todos los días del año, basado en un modelo de atención integral que asegura un acompañamiento multidisciplinar desde el momento de la agresión y un seguimiento en el medio plazo.

Las funciones de este primer centro de crisis en España serán prestar apoyo psicológico, información y atención telefónica, atención sanitaria básica de emergencia, apoyo en la toma de decisiones y acompañamiento a los hospitales. Se brindará también asesoramiento jurídico y, si la víctima lo desea, acompañamiento para presentar una denuncia.

Abrirá sus puertas en el primer semestre de 2019, ha anunciado la delegada de Políticas de Género y Diversidad, Celia Mayer, en la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno, en la que ha señalado que el centro se inspira en los Rape Crisis Center británicos.

La directora general de Prevención y Atención frente a la Violencia de Género, María Naredo, ha remarcado que con este recurso se complementa el apoyo telefónico prestado hasta el momento con un centro físico al que poder acudir las 24 horas los 365 días del año salvando así la "laguna" que existe hasta el momento.

Supone prestar un "acompañamiento empático"–de los servicios jurídicos si se decide a poner una denuncia o de una enfermera al acudir a un hospital– que "suple la soledad de las mujeres que son agredidas sexualmente".

Inversión de 850.000 euros

El centro se ubicará en un edificio municipal cerca de la actual comisaría de la Unidad de Familia y Mujer (UFAM) y en las proximidades de un centro hospitalario. La inversión asciende a 850.000 euros (350.000 euros para la obra y 500.000 euros para la licitación del servicio por parte de la empresa que se haga con el recurso).

El Ayuntamiento busca que este recurso municipal sirva para acompañar a las víctimas durante su recuperación, priorizando sus necesidades y minimizando la revictimización a la que a menudo se ven expuestas en el proceso de atención médica y de denuncia al no tener que explicar su experiencia una y otra vez al ser atendidas desde el primer momento por un equipo de profesionales, que se pondrán a su disposición y la acompañarán en el proceso.

El equipo estará formado por profesionales de distintas ramas procedentes de la psicología, la asesoría jurídica, la educación social, la enfermería y personal administrativo. Con esta apertura, la ciudad de Madrid inicia el camino para acercarse a las recomendaciones europeas, que apuntan a un centro de crisis por cada 200.000 mujeres.

Según datos de la macroencuesta realizada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad en 2015, casi un 14 por ciento de las mujeres manifiesta haber sufrido violencia sexual a lo largo de su vida por parte de sus parejas, exparejas o terceros. Los estudios reconocen que estos datos son sólo la punta del iceberg al tratarse de una de las formas de violencia machista más invisibilizadas y que menos se denuncian, ha recordado Mayer.

Dentro de la renovación del Observatorio contra las Violencias Machistas en Madrid se va a realizar una investigación específica sobre el impacto y la incidencia de la violencia sexual en la ciudad. El objetivo de esta investigación, a licitar, será conocer el porcentaje de mujeres que sufren distintos tipos de violencia sexual, ampliar información sobre las razones para no denunciar e identificar cuáles han sido los principales obstáculos que se han encontrado las víctimas en el itinerario posterior a la agresión, tanto en el recorrido médico como en el policial y el judicial.

Además Celia Mayer llevará al próximo Pleno una propuesta en la que buscará el compromiso de todos los grupos municipales en la lucha contra la violencia sexual y en la atención integral a sus víctimas. Mayer incidirá en esa propuesta en que se defiendan dichos objetivos "gobierne quien gobierne" y pedirá un compromiso para que el resto de las administraciones públicas también se impliquen.

Por otro lado, la delegada ha informado de la petición de reunión con la nueva directora general de Mujer de la Comunidad ante los datos sobre denegaciones regionales de solicitudes en casas de acogida (un 27,2 por ciento en 2017). Ha puesto en el centro la importancia de la coordinación entre administraciones y, sobre todo, "garantizar la suficiencia de recursos, tanto por parte de la Comunidad como del Ayuntamiento, para dar respuesta a las situaciones de vulnerabilidad".

También el área que dirige ha recogido el guante lanzado el pasado lunes en el Pleno adolescente, que proponía puntos violeta en los institutos. Mayer ha trasladado que está pendiente una reunión con las proponentes y no ha ocultado "la gratísima sorpresa" que supuso la batería de iniciativas presentadas. Ha recordado que su concejalía ya tenía previsto algún programa sexo-afectivo en los institutos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha