Ayuso retrasa el anuncio de las nuevas restricciones en Madrid y lo achaca a la "complejidad" jurídica

Isabel Díaz Ayuso durante el debate del Estado de la Región.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, comparecerá a partir de las 17 horas para informar de las nuevas medidas restrictivas en Madrid con las que tratará de frenar la curva de contagios. Tras dos retrasos, el equipo de comunicación del Gobierno regional ha informado que a esa hora comparecerá Ayuso con el vicepresidente Ignacio Aguado y el consejero de Sanidad, Enrique Ruis Escudero. Los sucesivos aplazamientos se habían justificado esgrimiendo "complejidades" jurídicas para la puesta en marcha de las medidas.

En un principio, la rueda de prensa de la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, estaba prevista para las 11.30, se retrasó a las 13 horas y finalmente se dejó a por "la tarde" sin especificar. Ha sido pasadas las cuatro de la tarde cuando el ganinete de comunicación ha informado de la nueva hora prevista para las 17 horas. a la tarde. Desde la administración autonómica explicaron que los retrasos obedecían "exclusivamente", "al complejo examen jurídico previo de estas para su entrada en vigor" en la Orden que aprobará la Consejería de Sanidad.

La rueda de prensa para informar de las nuevas medidas restrictivas llega tras dos días de incertidumbre y silencios en el seno del Gobierno regional. El miércoles se desató la polémica después de que el viceconsejero de Salud Pública, Antonio Zapatero, anunciase medidas en la línea de "confinamientos selectivos" y posteriormente el Ejecutivo se desmintiese a sí mismo. Este jueves el vicepresidente Ignacio Aguado pedía la ayuda del Gobierno central, tras lo cual finalmente se producirá una reunión entre Pedro Sánchez e Isabel Díaz Ayuso en la Puerta del Sol que ya tiene fecha: será el lunes a las 12h.

El consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, confirmaba en un vídeo grabado este jueves que las medidas que iban a aprobarse iban encaminadas a "restringir la movilidad y la actividad" en las zonas con más incidencia del virus. Nueve de los diez grandes municipios que cuentan con más casos diagnosticados de coronavirus en los últimos 14 días por cada 100.000 habitantes en toda España están en la Comunidad de Madrid. La ciudad más castigada es Parla, con 992 casos por 100.000 habitantes, pero también figuran Alcobendas, Fuenlabrada, Madrid capital, Collado Villalba, Torrejón de Ardoz, San Sebastián de los Reyes, Getafe y Alcorcón. Dentro de la capital, hay tres distritos que rondan los 1.200 casos por cada 100.000 habitantes en dos semanas: Puente de Vallecas, Villaverde y Usera.

La rueda de prensa de la presidenta, en la que anunciará las nuevas medidas contra la expansión de la COVID-19, estaba prevista para las 11.30h, pero se ha aplazado por segunda vez y, actualmente, no hay una hora concreta. La incertidumbre es total en la comunidad sanitaria que mira con preocupación cómo las camas hospitalarias –también las UCIs– empiezan a llenarse de pacientes con coronavirus, después de que la Atención primaria lleve meses en el abismo.

La preocupación se ha instalado también en los ayuntamientos del Sur de la región, que leyeron en la prensa que sus municipios probablemente sufrirán medidas más restrictivas encaminadas a la limitación de la movilidad y la actividad a partir del fin de semana sin que nadie en la Puerta del Sol se haya preocupado por informar a sus alcaldes sobre si vale el anuncio que el responsable sanitario hizo el miércoles a primera hora tras informar de confinamientos selectivos a Ayuso por WhatsApp, o los desmentidos del equipo de la presidenta minutos después. Este viernes había programada una reunión de esos alcaldes con la presidenta madrileña, que Ayuso suspendió a menos de 24 horas de su celebración por "motivos de agenda".

La improvisación ha sido una constante desde el verano. El regreso a las aulas, ausencia clamorosa de rastreadores, demoras de más de una semana en la entrega de las pruebas y una política de comunicación de anuncios y rectificaciones mantiene en vilo al personal sanitario, a las localidades más afectadas por la pandemia e incluso al socio de coalición. Todo ha saltado por los aires en las últimas 48 horas ante un Ejecutivo completamente dividido –lo está prácticamente desde su nacimiento– que asume ya públicamente su incapacidad para hacer frente a la pandemia cuando la situación ya está descontrolada.

Etiquetas
Publicado el
18 de septiembre de 2020 - 12:33 h

Descubre nuestras apps

stats