Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
Una denuncia de la extrema derecha lleva al límite al Gobierno de Sánchez
Crónica - El día que Sánchez se declaró humano. Por Esther Palomera
Opinión - El presidente Sánchez no puede ceder

Chivite excluye a Vox de la ronda de contactos para la reforma del Estatuto navarro

La presidenta de Navarra, María Chivite, en su despacho.

Rodrigo Saiz

Pamplona —

1

La presidenta de Navarra, María Chivite, ha comenzado este jueves una ronda de contactos con los partidos del arco parlamentario en busca del “mayor respaldo político” posible a la reforma de la LORAFNA, el equivalente en Navarra al estatuto del resto de comunidades autónomas, para poder asumir las competencias de Tráfico después de que el Tribunal Supremo anulara su transferencia argumentando que un Real Decreto no puede utilizarse para traspasar unas competencias que no está reconocidas en la ley navarra. Chivite ha excluido a Vox de la ronda al entender que el partido de extrema derecha se opondrá a la reforma. “En su programa se incluye la anulación de nuestro Régimen Foral”, argumentan desde el Gobierno navarro.

Tras haber aprobado esta semana en sesión de Gobierno un acuerdo para conformar la comisión navarra que negociará con el Gobierno central el texto que se modificará de la LORAFNA, la presidenta de Navarra ha iniciado una ronda de conversaciones con los grupos parlamentarios de UPN, PSN, EH Bildu, Geroa Bai, PP y Contigo/Zurekin para lograr un respaldo amplio a la reforma del Estatuto. Y es que una vez los gobiernos navarro y central consensuen un texto, la reforma tendrá que ser aprobada por la mayoría absoluta del Parlamento de Navarra, donde el Ejecutivo de Chivite está en minoría. Para su aprobación necesitará el apoyo, al menos, de UPN o EH Bildu, quienes ya se han mostrado favorables a dar su respaldo. Por el contrario, PP y Vox apuntan a rechazar la reforma porque aseguran que así “se expulsa” a la Guardia Civil de las carreteras de la comunidad foral.

La pasada legislatura el traspaso de las competencias de Tráfico contó con el apoyo unánime del Parlamento foral, también el de Navarra Suma, la coalición integrada por PP, UPN y Ciudadanos.

“Los encuentros y conversaciones con los grupos parlamentarios se enmarcan con el compromiso que adquieren las y los parlamentarios forales al inicio de la legislatura de 'respetar, mantener y mejorar el Régimen Foral de Navarra', lo que también implica su desarrollo y asunción de las competencias históricas como es la del tráfico rodado”, apuntan desde el Gobierno navarro.

Una vez el Parlamento de Navarra apruebe la reforma de la LORAFNA, el texto se debatirá en el Congreso de los Diputados como una Ley Orgánica a la que no se podrán añadir enmiendas ya que será de lectura única. Será necesario por tanto su aprobación por mayoría absoluta. De lograrlo, pasará al Senado, donde el PP tiene mayoría absoluta y ya ha dejado entrever que la vetará. Con todo, desde el Ejecutivo foral apuntan que de producirse el veto en la Cámara Alta, el texto volvería al Congreso, donde podría ser aprobado con mayoría absoluta.

El Gobierno de Navarra quiere que esta reforma de su Estatuto esté lista antes de que finalice el año. Con todo, la sentencia del Supremo va a retrasar el calendario que ya habían acordado las dos administraciones y que fechaba la culminación del traspaso en 2027, año en el que estaba previsto que la Guardia Civil dejase de operar en las carreteras navarras.

Etiquetas
stats