La portada de mañana
Acceder
El PP declara la guerra a la patronal por su beneplácito a los indultos
Guía sobre el nuevo uso de las mascarillas: dónde sí, dónde no y otras excepciones
Análisis - Tribunal de Ajuste de Cuentas, por Neus Tomàs

Arrimadas convoca un Comité Ejecutivo para el lunes asediada por los críticos

El presidente del PP, Pablo Casado; y la presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas

Inés Arrimadas va a rendir cuentas el próximo lunes ante la Ejecutiva de su partido, reunión que la dirección nacional acaba de convocar con carácter de "urgencia" como consecuencia de los acontecimientos que están teniendo lugar en Murcia, en donde se ha confirmado que la moción de censura que Ciudadanos ha impulsado allí junto con el PSOE va a fracasar tras la decisión de tres diputados de su formación de no apoyarla. En Ciudadanos los dirigentes regionales hablan de "compra de voluntades" , mientras en el PP niegan se trate un caso de "transfuguismo". La crisis del partido se reabre así con toda su crudeza, después además de ver fuera del Gobierno de Madrid a Ignacio Aguado y a todos los consejeros del partido tras la decisión de Isabel Díaz Ayuso de precipitar nuevas elecciones en la Comunidad de Madrid..

El malestar por la decisión "unilateral" de Arrimadas de dar ese arriesgado paso provocó una cascada de críticas internas de algunos barones autonómicos y de un sector de exdirigentes del partido que llevan tiempo reclamándole que convoque una Asamblea ordinaria para debatir el futuro del partido.

El primero en pedir la reunión de la Ejecutiva había sido el valenciano Toni Cantó que esta misma mañana lamentaba que la líder tardara tanto en convocarla después de conocerse el fiasco de la operación de Murcia.

A Toni Cantó se ha unido la vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, que ha reclamado también en su cuenta de Twitter la convocatoria de la Ejecutiva.

La maniobra del PP para abortar la moción de Murcia ha pillado por sorpresa a la formación de Arrimadas, que justamente unas horas antes descartaba que pudieran darse casos de "transfuguismo" en sus filas. Pero poco después se conocía la jugada, y la que iba a ser la candidata a la presidencia de Murcia, Ana Martínez Vidal, se revolvía contra sus propios compañeros de grupo y contra el PP.

"Estamos asistiendo a un ataque e intento de compra y corrupción de un PP más viejo que nunca", lamentaba, comentario que avalaba con un retuit una Inés Arrimadas cada vez más asediada por los críticos de su partido ante sus cambios de estrategia.

Etiquetas
Publicado el
12 de marzo de 2021 - 15:17 h

Descubre nuestras apps

stats