La portada de mañana
Acceder
La España temporal: una máquina que crea y destruye 100.000 empleos al día
Almudena Grandes, la escritora que se negó a olvidar
OPINIÓN | Salpicaduras de mierda judicial, por Elisa Beni

Villacís dice que negociarán los presupuestos municipales con Vox pero sin "retrocesos en políticas LGTBI"

La vicealcaldesa del Ayuntamiento de Madrid, Begoña Villacís, interviene en un Desayuno Informativo organizado en el Auditorio Meeting Place, a 5 de octubre de 2021, en Madrid, (España).

La vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, ha defendido este martes el papel que está jugando Ciudadanos en la política española afirmando que está convencida de que "un proyecto liberal y centrado" como el de su partido "es más necesario que nunca". Sobre todo para desactivar pactos del PSOE y del PP con "los populistas de extrema izquierda o de extrema derecha", que representan políticas "trasnochadas". Villacís se ha referido "al comunismo" cuyos 100 años celebran ahora algunos ministro de Unidas Podemos; y a aquellos partidos "que quieren romper España". Pero también a otros, como Vox, "que van en Europa de la mano firmando manifiestos con Orban, Salvini o Le Pen".

En un desayuno informativo organizado por Europa Press, Villacís, no obstante, ha adelantado que llamarán a Vox para negociar los presupuestos municipales, como al resto de los grupos, pero ha advertido de que "no vamos a transigir retrocesos en las políticas LGTBI", cuyos avances "están blindados".

La vicealcalde de Madrid, que se ha definido como una dirigente "muy cabezota", ha restado importancia a sus roces con el alcalde Jose Luis Martínez-Almeida, y ha asegurado que el gobierno de coalición "funciona bien", desmintiendo haberse planteado una moción de censura para romper el acuerdo y desalojar del poder al PP. Según ha desvelado, los concejales "se parten de risa" al leer el artículo en el que se dice que están preparando una moción de censura porque "es una tontería y es falso". También ha insistido en desvelar que llamó al alcalde tras la moción de censura de Murcia para asegurarle de que "en Madrid no iba a ocurrir". "No quiero poner la zancadilla al PP ni ellos a nosotros", ha señalado, asegurando que mientras en el Gobierno central hay discrepancias y se airean, en el Ayuntamiento "no salen noticias raras" sobre la negociación de los presupuestos. Eso sí, ha reconocido que no siempre coinciden en todo: "Somos partidos distintos, con programas distintos pero la diferencia es que somos personas maduras y somos capaces de llegar a acuerdos. Somos profesionales y buena gente", aunque "nadie es perfecto y podemos fallar  algunas veces", ha zanjado.

Durante el acto, Villacís ha presumido de que "Madrid es una ciudad libre", haciendo suyo el eslogan de la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, del PP. "Las ciudades deben ser espacios de libertad y Madrid es un ejemplo", ha añadido, porque "aquí nos da exactamente igual en que idioma hablas y cuál sea tu origen sino que lo que importan es lo que haces". "Madrid es libre, no paramos los sueños de nadie" y es libre, ha insistido Villacís, "porque puedes emprender y puedes ir de la mano con quien te dé la gana y besarte con quien te dé la gana". En ese sentido, la vicealcaldesa ha recordado que Madrid tiene una bandera de España en la Plaza de Colón "porque somos la orgullosa capital de España", y tendrá otra, la de la arcoíris que representa al colectivo LGTBI, en la Plaza de Pedro Zerolo.

Pero, según ha abundado, "esa libertad se está visibilizando también desde el extranjero. Somos un sujeto internacional. Madrid ha vuelto a muchas redes y canales internacionales. Hay mucho interés en invertir en Madrid porque los empresarios saben que aquí ofrecemos libertad, certidumbre y seguridad  jurídica", ha asegurado.

La dirigente de Ciudadanos ha opinado que después de todos estos meses de pandemia cree que "por fin hemos vuelto a la normalidad", adelantando que las terrazas COVID se mantendrán aunque buscando el "equilibrio" para no dañar el descanso de los vecinos.

Villacís no ha querido desvelar su futuro y si será de nuevo candidata municipal o en esta ocasión optará por la Comunidad de Madrid. "Estaré donde resulte más útil al proyecto liberal. Quedan dos años, no podemos precipitarnos", ha dejado dicho. Antes ha puesto en duda que todo lo que ha dicho en ese desayuno fuera luego a ser "noticia", porque no había dado "titulares molones", ni había "lanzado insultos o palabras gruesas".

Por su parte, Inés Arrimadas, que la ha presentado al inicio del desayuno, la ha definido como "una buena persona, ágil y valiente" y ha alabado su gestión al frente de la vicealcaldía. "Madrid es una ciudad mejor gracias al sello naranja", ha sentenciado.

Esta misma mañana también José Luis Martínez-Almeida, que no ha podido ir al desayuno al tener una agenda muy apretada, también ha salido al paso de las tensiones que se le atribuyen con la vicealcaldesa para afirmar que “a los madrileños no les debería extrañar que pueda haber discrepancias entre dos partidos, lo que les debería extrañar es que esas discrepancias no se solucionaran”. “Tanto Begoña Villacís como yo, hemos demostrado que en ocasiones hay discrepancias, pero que esas discrepancias se solucionan. Cuanto más debate, mejores soluciones se podrán encontrar”, ha sostenido tras la presentación en Madrid del Open de España de Golf.

Etiquetas
Publicado el
5 de octubre de 2021 - 12:17 h

Descubre nuestras apps

stats