La portada de mañana
Acceder
El Gobierno ocultó a la ONU la venta de armas a Arabia Saudí en 2018
La agónica lucha de las células contra el coronavirus en los que murieron
Opinión - La directora, por María Ramírez

El senador de Vox se estrena como oyente: ni vota contra los indultos ni contra la cesión de prisiones a Euskadi

El expresidente de la AVT Francisco José Alcaraz será el senador de Vox

Esta semana ha tomado posesión de su cargo el primer senador de Vox Francisco José Alcaraz, designado por el Parlamento de Andalucía con apoyo de PP, Cs y Vox. En su primer pleno, el expresidente portavoz de la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT) ha optado por no posicionarse sobre ninguno de los temas que se han debatido, a pesar de que se han tratado asuntos sobre los que su partido tiene un pronunciamiento muy claro, como la cesión de competencias a Euskadi o concesión de indultos a los líderes independentistas.

Vox tumba en el Senado una declaración institucional contra la LGTBIfobia en el deporte

Vox tumba en el Senado una declaración institucional contra la LGTBIfobia en el deporte

Con sus decisiones sí ha conseguido imponer un veto. Al negarse a apoyar una declaración institucional contra la LGTBIfobia en el deporte, este texto no ha salido adelante porque requiere de la unanimidad de las formaciones con representación parlamentaria.

Durante el pleno celebrado entre el marte y el miércoles, Alcaraz ha decido no votar cuando ha tenido la posibilidad. Ni se ha pronunciado a favor, ni en contra, ni se ha abstenido. De esta forma, la primera vez que Vox llega a una cámara de representación estatal ha optado por limitarse a ser oyente. Así ha sucedido en la moción presentada por Ciudadanos que solicitaba al Gobierno que no indulte ni conceda "otra medida de privilegio" a los líderes del procés que actualmente están sentados en el banquillo.

Hay que recordar que en este procedimiento judicial su formación política ejerce la acusación popular. A pesar de que el texto era muy crítico con Sánchez, y que se aseguraba que el presidente "ha desoído las provocaciones del presidente de la Generalidad de Cataluña" y "ha pasado por alto sus invitaciones a la violencia", Alcaraz ha decidido no realizar valoraciones.

El primer senador de Vox también ha adoptado esta postura ante una iniciativa del PP que acusaba al Ejecutivo socialista de usar en los presupuestos "las transferencias de competencias, como moneda de cambio". Entre ellas, los populares condenan que se ceda la gestión de las "prisiones [vascas] porque afecta a la seguridad del Estado". Sobre este tema aseguraban que observan "como el Gobierno está permitiendo en Cataluña un trato preferente en la prisión de Lledoners" a los líderes del procés.

El portavoz popular, Ignacio Cosidó, aludía a las negociaciones entre Ejecutivo central y vasco, en las que se planteaba que se han intercambiado "un calendario de negociación para el traspaso de 33 competencias al País Vasco". Más allá de como representante del partido de extrema derecha, Alcaráz ha formado parte de colectivos de víctimas del terrorismo que han criticado el acercamiento de presos a Euskadi. Por eso llama la atención que haya optado por no pronunciarse ante esta interpelación al Gobierno socialista.

En la sesión de este miércoles, todos los senadores presentes, a excepción del representante de la formación de Abascal, se han pronunciado a favor de instar al Gobierno a adoptar medidas en relación con la fibrosis quística y a afrontar la "crisis del sector de producción de cítricos en la Comunitat Valenciana".

En la interpelación presentada sobre la citada enfermedad genética, una de las peticiones consistía en homogeneizar la atención sanitaria. El texto presentado exigía "garantizar la igualdad de tratamientos, medicación e instrumentos en todos los pacientes en todas las Comunidades Autónomas". Como sucedió con las mociones anteriores, aunque coincide con una de las 100 medidas para la España Viva impulsadas por la formación de extrema derecha, que reclama la "concepción integral de la Sanidad", no han votado.

Por su parte, cuando ha tenido que posicionarse sobre una moción que ya sí tenía impacto legislativo, como ha sido la toma en consideración de la Proposición de Ley del Estatuto Básico de Bomberos Forestales, ha optado por ausentarse de la sala. eldiario.es ha tratado de recabar la versión de Vox, sin que hayan contestado a esta redacción.

En un comunicado distribuido a última hora de este miércoles, Vox afirma que su senador no ha votado nada "por responsabilidad". "Recibió ayer, a su llegada a la Cámara Alta, toda la documentación y propuestas y ante la imposibilidad de poder estudiar en profundidad la documentación, ha optado por no participar en las votaciones", añade ese texto.

Etiquetas
Publicado el
20 de febrero de 2019 - 19:51 h

Descubre nuestras apps

stats